_
_
_
_
_

Marta Blázquez (Faconauto): “Para los concesionarios la entrada de las marcas chinas es una oportunidad”

La patronal del sector asegura que si las ayudas a la compra de coches eléctricos no continúan más allá de julio “será un desastre” y las ventas podrían desplomarse como ocurrió en Alemania a final de 2023

Entrevista a Marta Blázquez, presidenta de Faconauto, en la sede de la patronal de concesionarios en Madrid.
Entrevista a Marta Blázquez, presidenta de Faconauto, en la sede de la patronal de concesionarios en Madrid.Pablo Monge
Manu Granda

El sector de automoción acaba de cumplir cuatro ejercicios consecutivos por debajo del millón de matriculaciones en España, cuando lo común antes de la pandemia eran cifras en torno a 1,2 millones de unidades, y los concesionarios lo sienten. Los vendedores se han visto golpeados duramente por las sucesivas crisis que han afectado a los fabricantes de coches (escasez de microchips, inestabilidad geopolítica, aumento del coste de las materias primas, inflación) y también por las inseguridades de los clientes, que no saben si dar ya el salto al coche eléctrico, comprar un híbrido o simplemente quedarse con el vehículo que tienen. A esto se suma el alto precio de los coches nuevos, sobre todo de los eléctricos. Por si fuera poco, los concesionarios afrontan la llegada del modelo de agencia en sustitución del modelo tradicional de venta (en el de agencia, la red pasa a estar bajo la tutela directa de la marca y el concesionario es un mero entregador de coches sin incidencia en el precio). Marta Blázquez, presidenta de Faconauto, recibió a CincoDías para hablar de todos estos temas en la sede de la patronal en Madrid, justo antes de la celebración de su congreso anual que tendrá lugar la próxima semana.

Pregunta: Uno de los grandes desafíos a los que se enfrenta el sector es la llegada del modelo de agencia. ¿Qué supone para ustedes?

Respuesta: Un cliente no debería notar el contrato interno existente entre una marca y su red de concesionarios. Ahora hay una voluntad de transitar al modelo de agencia, en el que hay marcas y grupos de concesionarios que se ven cómodos en él. Lo que pedimos desde Faconauto es que ya sea un modelo u otro, las reglas sean claras y estén consensuadas. Para nosotros las figuras mixtas, en el que elementos de agencia se mezclan con el modelo tradicional, salvo que las reglas estén muy definidas, no es lo que más nos gusta. Hay marcas que están más avanzadas, que han anunciado que en octubre van a poner en marcha este modelo para su red. Yo, agencia 100% genuina y para toda una marca y para todos los modelos lo veo demasiado precipitado.

P: Las marcas chinas, por ejemplo, están apostando por un modelo típico de concesionario.

R: El otro día se presentó Omoda con un modelo de concesionario tradicional y con unas reglas claras. Los concesionarios están contentos; para nosotros la entrada de las marcas chinas es una oportunidad. Al final es dar mayor profundidad de oferta a nuestros clientes con unos productos que tienen todos los test de Euroncap. A nivel de tecnología, de acabados, en posventa también tienen una estrategia muy nítida. Lo están haciendo al mismo nivel que el resto de marcas.

P: ¿Cómo ve el mercado de matriculaciones de este año tras los dos primeros meses?

R: Bastante plano. Vemos que en la electrificación variará décimas y en el resto hablamos de rondar el millón de unidades, que es un crecimiento plano prácticamente. En el caso concreto de la electrificación, España tiene un 12% de cuota de venta, lo que nos deja a la cola de Europa. Aquí pasa algo. Lo primero que hay que hacer es ver qué hacen otros que nosotros no estemos haciendo. La respuesta es clara, es momento de dar certezas a los clientes y decirles que ellos no tienen por qué adelantar todo el dinero del vehículo, las ayudas como el Moves III tienen que darse en el momento de la compra. El importe de este plan no está mal, en lo que hemos suspendido estrepitosamente es en la gestión.

P: ¿Confían en que continuarán las ayudas a la compra cuando acabe el Moves III en julio?

R: No sé cómo se llamará. No sé si vendrá de los fondos europeos o de los presupuestos generales del Estado, pero lo que está clarísimo es que si no hay una ayuda según termine el Moves III, será un desastre. No nos lo podemos permitir ni como país, ni por respeto a las inversiones industriales que se están haciendo, ni por respeto a las inversiones que están haciendo los concesionarios. Lo hemos visto en Alemania, que en el momento en que se quitaron las ayudas, las ventas se desplomaron un 50% [luego, en enero, volvieron a crecer en variación interanual].

P: ¿Están participando de las conversaciones entre los fabricantes y el Gobierno para cambiar la fiscalidad del automóvil?

R: Sí, estamos hablando con Anfac [la patronal de automovilísticas]. Es un objetivo común que compartimos con ellos, tanto en el diagnóstico como en las medidas que se pueden tomar. El papel fundamental de esto está en el Ministerio de Hacienda. Como dije antes, sería importante que el cliente reciba la ayuda en el momento de la compra, encontrar algún instrumento de ese tipo, porque es verdad que los concesionarios no podemos adelantar ese dinero pues estaríamos trasladando el problema del cliente al concesionario, que también tardaría mucho en recibir la ayuda. El concesionario puede ser una pieza clave para colaborar a que ese incentivo llegue al cliente, ayudando en los trámites administrativos.

P: Pero más allá del Moves, Anfac, por ejemplo, habla de una deducción del IVA a los coches eléctricos. ¿Qué piden ustedes?

R: El año pasado conseguimos que el Gobierno aprobara una deducción en el IRPF del 15% [sobre un máximo de 20.000 euros, es decir, la ayuda es de hasta 3.000] para los particulares que compraran un vehículo eléctrico. Queremos que esa ayuda se extienda también a autónomos y empresas, porque son tractores del cambio a la electrificación. También hablamos del IVA, porque es algo que ha funcionado en países como Portugal o Noruega. En el caso portugués hay una bonificación para los vehículos eléctricos en flotas de empresas, así como en los coches que son destinados a empleados. Todo esto son pequeñas medidas fiscales incentivadoras.

P: Una de sus principales peticiones es la puesta en marcha de planes de ayuda para renovar el parque con coches de combustión nuevos o seminuevos con planes Renove. En Galicia lograron convencer a la autonomía para poner en marcha uno dotado con tres millones.

R: Nuestro lema es la movilidad sostenible para todos. Según nuestros cálculos, entre el 25% y el 30% de la gente podría transitar a la electrificación, pero para el resto, sobre todo en este momento de cambio, es un sueño imposible tener un coche eléctrico. No se le puede pedir a alguien que pase de un vehículo de 20 años de combustión y que pegue un salto mortal a un eléctrico, es una quimera. Pensamos que si de verdad nos importa la descarbonización y tenemos unos objetivos de calidad del aire y medioambientales tan fuertes, no podemos privar a tanta gente de participar en una movilidad sostenible en la que también están el resto de soluciones del mercado. No estamos en un momento de renunciar a soluciones. Creemos que todas las alternativas nos tienen que ayudar a llegar a la descarbonización y que, mientras la electrificación sube, el resto de soluciones tienen que hacer que pueda ser sostenible económicamente esta transición. Los planes Renove nos gustan porque consideramos que son una contribución tan poderosa como la electrificación para reducir emisiones.

P: ¿Alguna comunidad más se ha comprometido a poner uno en marcha? ¿Cree que hay posibilidades de que haya uno nacional?

R: El Gobierno central no lo contempla en sus planes, por ello hemos ido a hablar con las comunidades autónomas. Solo nos falta hablar con Murcia, Asturias y Aragón, que estamos pendientes de fecha para reunirnos. En las reuniones que hemos tenido hemos visto que todas toman conciencia de la situación de envejecimiento del parque.

P: ¿Pero alguna les ha dicho ‘vamos a poner un plan renove en marcha’?

R: Como tal no, pero todas nos han dicho que lo quieren hacer. Estamos trabajando intensamente con ellas para que sea cuanto antes.

Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, X y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Para seguir leyendo este artículo de Cinco Días necesitas una suscripción Premium de EL PAÍS

_

Sobre la firma

Manu Granda
En la actualidad cubre la industria del automóvil en la sección de Empresas. Previamente pasó por el área de Economía, donde escribió de laboral. Como 'freelance', cubrió la temporada de incendios del verano 2019-2020 en Australia para EL PAÍS. Es graduado en periodismo por la Universidad Rey Juan Carlos y cursó el Máster de periodismo de EL PAÍS.
Normas
Tu comentario se publicará con nombre y apellido
Normas
Rellena tu nombre y apellido para comentarcompletar datos

Más información

Archivado En

_
_