El Banco de España investiga un presunto fraude que ofrece un 10% de rentabilidad

La empresa que promete el interés en varios anuncios en prensa se denomina Crack 10 Asturias

Anuncio con la rentabilidad del 10% junto con el borrador de préstamo y aval.
Anuncio con la rentabilidad del 10% junto con el borrador de préstamo y aval.

Las páginas de economía de varios periódicos de ámbito nacional han acogido en las últimas semanas un inquietante anuncio. En él se incluyen varias premisas: una rentabilidad del 10%, una garantía bancaria depositada ante notario y que se podrá obtener a partir de 30.000 euros. Junto a esa escueta información también consta un número de teléfono móvil (véase fotografía). Después de que CincoDías haya realizado varias pesquisas, y tras habérselas comunicado al Banco de España, el supervisor confirma que se investigará la posible existencia de irregularidades, pero partiendo de que la concesión de crédito y de aval no es una actividad reservada a la banca.

El gancho es extremadamente atractivo. Una rentabilidad del 10% sin riesgos aparentes no existe en las sucursales bancarias. Que la campaña esté inserta en diarios generalistas y económicos reconocidos puede dar cierta verosimilitud al reclamo publicitario.

Pero la realidad que se esconde detrás del anuncio es mucho más compleja: no hay una entidad financiera que ofrezca ese interés a través de una fórmula clásica.

En una cita concertada a través del teléfono del anuncio, la reunión se celebra en una habitación del madrileño AC Hotel Cuzco. Allí, al interesado se le entrega un borrador de una escritura de préstamo y aval, en el que la parte acreedora es Ignasi Josep Puente González, en nombre y representación de la sociedad limitada Crack 10 Asturias, cuyo objeto social es la “edición de periódicos y que inició sus operaciones el 29 julio de 2016.” Esta sociedad, con sede en Barcelona, no tiene cuentas depositadas en el Registro Mercantil.

En el documento que se presenta al interesado, disponible en la edición online de este diario, se hace referencia a la constitución de “un aval a primer requerimiento con la entidad financiera Swiss Credit de nacionalidad británica y por un importe avalado que asciende a la cantidad de seis millones de euros”.

El primer problema es que esa entidad no aparece en los registros oficiales. No obstante, tras el intercambio de varios correos electrónicos con el administrador de Crack 10 Asturias –ha aducido que está fuera de España y no hay posibilidad de hablar por teléfono–, este matiza que la entidad no es la que aparece, sino otra con una pronunciación similar pero diferente grafía: Suisse Credit Capital Limited. Esta sí aparece en los registros de los supervisores británicos, si bien solicitó la revocación de su autorización el pasado 18 de octubre de 2018.

El borrador asegura que la cantidad avalada ha sido comunicada a la entidad española Banca March a través de código SWIFT (sistema internacional de comunicaciones financieras) y que se ha abierto una cuenta en Banca March a la notaria Elisabeth García Cueto, que figura en el borrador. García Cueto ha declinado facilitar ningún tipo de información, “de conformidad con la legislación vigente, por carecer de interés legítimo”. Fuentes notariales precisan que solo una persona afectada directamente puede tener acceso a esa información. También confirman que el acta de depósito de la cuenta y el supuesto aval, con todas las salvedades que ese documento pueda incluir, está firmada por la notaria y se presupone que cuenta con las garantías necesarias.

Pero el asunto clave es que, de acuerdo a la información proporcionada por March no existe ningún aval a favor de Crack 10 Asturias: “El intermediario financiero ha intentado en diversas ocasiones contactar vía SWIFT con Banca March, para constituir garantías a favor de clientes suyos en diferentes puntos de España y otros temas, habiéndose todas rechazado. De hecho, se le han retirado las claves para poder contactarnos por esta vía. Nunca ha habido aval alguno aceptado por Banca March y si dicha entidad hubiera contactado con nosotros para tratar de abrirlo, se habría rechazado. Por tanto, Banca March es completamente ajena a cualquier operativa del borrador e escritura de préstamo”.

“Date prisa porque ya se han firmado 850.000 euros”

Para qué el dinero. El borrador del préstamo asegura que tiene por objeto “la ejecución del bussiness plan de la empresa Crack 10 Asturias SL en base a los diversos negocios que explota y dispone: ejecución de las patentes de publicidad en campo de fútbol y merchandising deportivo, edición de periódico deportivo, comercialización de entradas VIP para partidos de fútbol, campus deportivos y similares”.

Ante notario. Uno de los mantras es que la captación de fondos se realizará en varios países. “En España ya se han captado 850.000 euros; no lo dejéis, queda poco por recaudar aquí”, aseguran como reclamo.

Valoración. Otro de los documentos que se exhibe es un informe de la Asociación Nacional de Tasadores y Peritos Judiciales Informáticos con fecha de junio del año pasado, en el que se prevé un beneficio anual para Crack 10 Asturias en el entorno a 25 millones de euros.

Normas