Textil

La vida de Pablo Isla tras Inditex: ocupa ocho cargos y alimenta su pasión por el cine

Se cumple un año del anuncio del relevo en la cúpula de la textil

El directivo vive centrado en sus proyectos personales

Pablo Isla, en los resultados de Inditex en marzo pasado en la sede de la compañía en Arteixo (A Coruña).
Pablo Isla, en los resultados de Inditex en marzo pasado en la sede de la compañía en Arteixo (A Coruña).

Es martes, 30 de noviembre de 2021. Son las 7.36 de la mañana en España. Un comunicado de “información privilegiada” de Inditex llega a la CNMV, y automáticamente rebota en todas las bandejas de entrada suscritas a sus alertas. “La sociedad remite información sobre el cambio en presidencia”. El día comienza con la noticia más importante del gigante textil gallego en 10 años: la renuncia de Pablo Isla como presidente con efectos a partir del 31 de marzo.

Empezaba entonces la nueva vida de Isla, el directivo que asumió en 2011 la presidencia que hasta entonces conservaba Amancio Ortega y, durante 17 años, lideró la transformación de Inditex hasta convertirlo en un gigante global y en la primera cotizada española.

Hoy, casi un año después de ese anuncio, el reputado ejecutivo, de 58 años, reside en Madrid, ocupa hasta ocho cargos y ha creado una productora audiovisual, Fonte Films. Todo, alejado del sector en el que ha sido un peso pesado por el acuerdo de no competencia. Y todo, al menos de momento, alejado del Ibex 35. Tras la salida de Isla, Marta Ortega, hija del fundador y máximo accionista de Inditex, Amancio Ortega, se hizo con la presidencia y Óscar García Maceiras fue nombrado consejero delegado.

Isla e Inditex renegociaron las condiciones de su marcha, con un importante incremento de su indemnización que, a cambio, limitaba más el margen de actuación del ejecutivo fuera del grupo. En total, el gigante textil terminó abonándole 23 millones, de los que casi 20 correspondían al pacto de no competencia. Un “agradecimiento” por los servicios prestados después de 17 años de gestión, como reconocen fuentes conocedoras del acuerdo.

Este pacto explica en buena parte los movimientos que, desde la salida definitiva en abril, ha dado Isla fuera de Inditex. Si este trabajase en una empresa competidora del grupo, entendiéndose como cualquier distribuidora online u omnicanal, este debería abonar dos anualidades de su sueldo fijo, de 3,25 millones.

Prioridades

Instalado en Madrid, Isla, de 58 años, vive hoy lejos de cualquier actividad empresarial relacionada con el retail y de toda tentación por liderar una gran empresa del Ibex 35. “Cogió a Inditex cómo la octava cotizada española y la dejó como la primera. Hay una sensación de deber cumplido”, explica una persona cercana al ejecutivo. “Toda esa capacidad la puede desarrollar en otros proyectos, más pequeños, pero más satisfactorios”, dice otra.

Isla, en su última rueda de prensa como presidente de Inditex, avisó: “No me voy a retirar”. Y no lo ha hecho, aunque sea desde una línea menos visible. El primero de los ocho cargos que hoy ocupa se dio a conocer en abril, poco después de su salida. Isla confirmó su fichaje como presidente del consejo rector de IE University. Poco después, en mayo, se incorporó al gigante estadounidense de private equity General Atlantic, como asesor global. Este fondo gestiona 80.000 millones de euros en activos.

En agosto dio a conocer su primera iniciativa empresarial fuera de Inditex: la creación de la productora Fonte Films, reflejo de su pasión por el cine. Su objetivo, “desarrollar proyectos de gran calidad técnica con vocación global”, y “apostar por nuevas formas de expresión audiovisual”.

A estas nuevas ocupaciones hay que sumar su puesto en el consejo de administración de Nestlé, al que se incorporó en 2018; su labor como patrono de la Fundación La Caixa; y también su puesto en el patronato del Teatro Real. Además, continúa como vocal en el patronato de la Fundación Amancio Ortega y del Museo del Prado.

Para quien pueda parecerle poco menos que un retiro dorado, alguien que conoce bien a Isla recuerda que “pocas personas tienen la capacidad para poder manejar todo eso”.

Pero si la gran empresa ronda al ejecutivo madrileño, otro mundo que de forma recurrente ha llamado a la puerta de Isla ha sido el político. Ya en 2011, poco después de ser nombrado presidente de Inditex, se le relacionó con una formación del Gobierno que luego presidiría Mariano Rajoy. “Mi futuro está ligado a Inditex”, dijo en julio de ese año.

Ese futuro duró casi 12 años más y, de nuevo, se le ha relacionado con un proyecto de Gobierno del actual presidente popular, Alberto Núñez Feijóo. Pero la respuesta, de llegar una propuesta, hace pensar que será la misma. “Siempre ha respetado mucho a la clase política, pero no es algo que le atraiga”, se explica desde su entorno.

Designado mejor CEO de la década por la revista Forbes, dos veces consecutivas mejor director ejecutivo del mundo para Harvard Business Review y uno de los ejecutivos mejor pagados del Ibex durante años. Si algo parece seguro sobre el futuro de Isla es que cualquier decisión no se moverá por la ambición. Ni por la de demostrar sus aptitudes, ni por la de agrandar su cartera.

Las principales ocupaciones del ejecutivo

La vida de Pablo Isla tras Inditex: ocupa ocho cargos y alimenta su pasión por el cine

Nestlé. El gigante suizo de la alimentación fichó para su consejo a Isla en 2018, con el rol de consejero independiente. De él, Nestlé destacó su “profunda experiencia y visión de los negocios”. El ex presidente de Inditex ha renovado este año su mandato en el máximo órgano de gobierno de la multinacional, de la que preside su comité de retribuciones. También es miembro del comité de gobierno corporativo del consejo.

General Atlantic. El fondo de private equity incorporó a Isla en mayo de este año como asesor global. Desde su puesto, “proporciona apoyo estratégico y asesoramiento para los equipos de inversión de consumo y tecnología de la firma, y a las empresas de la cartera”, explica en su página web.

IE University. Su primer nombramiento tras salir de Inditex. Designado presidente del consejo rector internacional de la escuela de negocios. “Mi experiencia durante tantos años en la empresa me ha enseñado que la educación es la clave para progresar y contribuir de forma sostenible a la mejora de la sociedad”, dijo el ejecutivo.

Fonte Films. Su primera iniciativa de emprendimiento empresarial. Una productora audiovisual fruto de su gran pasión por el cine, y que ha puesto en marcha junto a su hermano Fernando o la productora Carla Pérez de Albéniz, premio Goya en 2020.

Normas
Entra en El País para participar