Renault apuesta en España por el canal particular en detrimento del 'rent a car'

La marca francesa vendió el 7,1% de los coches que se entregaron en España a clientes particulares. En el 'rent a car' cayó del 10% al 4,3%

Las comercializaciones de la firma bajaron un 1,8% el año pasado

Sebastián Guigues, director general de Renault y Alpine en España.
Sebastián Guigues, director general de Renault y Alpine en España.

La marca de coches francesa Renault obtuvo una cuota de mercado entre los clientes particulares del 7,1% el ejercicio pasado en España, lo que supone un incremento de 0,8 puntos respecto al 6,3% de 2020. "Ese porcentaje para mí es un excelente número teniendo en cuenta cuál era el punto de partida, pero Renault puede hacerlo mejor. Nuestro objetivo es seguir creciendo en esa cuota durante este año", ha asegurado este viernes en un encuentro con periodistas Sebastián Guigues, director general de Renault y Alpine en España.

El ejercicio pasado, un año en el que las matriculaciones de turismos subieron un 1% en el conjunto del mercado español respecto a 2020, Renault volvió a caer en ventas un 1,8% con un total de 71.704 coches entregados (incluyendo turismos y vehículos comerciales). Dicha bajada, la marca la notó especialmente en el canal de alquiladores, donde ha pasado de tener una cuota del 10% al 4,3%. "Hemos reducido nuestras ventas a alquiladores y no es una decisión agradable (...) en un contexto de escasez hemos querido priorizar [satisfacer a los clientes particulares]", ha indicado Guigues, quien ha insistido en que el objetivo de la marca es aumentar la rentabilidad del negocio.

"Debo de ser de los pocos directores de marca en España que no tenía como objetivo ser líder. Nuestro objetivo era sanear el negocio y pasar del volumen al valor. No quiere decir vender menos, sino vender mejor", ha explicado Guigues. A este respecto, Guigues ha asegurado que Renault ha conseguido una rentabilidad del 1% para su red de concesionarios, un porcentaje que aspira a duplicar. "Este año todavía no creo que lleguemos, pero en el siguiente ya deberíamos de estar cerca", ha puntualizado.

Para este año, el director de la marca en España ha afirmado que "las expectativas son buenas" para el sector ya que, pese a que las matriculaciones continuarán descendiendo en la primera mitad del ejercicio, se espera que la situación con los microchips se normalice en la segunda mitad.

La marca, ha afirmado el directivo, prevé aumentar sus matriculaciones este ejercicio y acabar así con la tendencia a la baja en las ventas. Para ello, Renault confía en su nuevo modelo Austral, un coche que se hará en Palencia (saldrá este año) y además de una versión de combustión clásica también contará con una híbrida, aunque la compañía todavía no especificó si será híbrido enchufable o solo híbrido.

“Estamos súper ilusionados con este modelo, creemos que debe estar entre los tres vehículos más vendidos de la marca. Es un coche que competirá en el segmento C, el segmento más grande [en cuanto a volumen] en España. Tiene que ser un best seller de Renault”, se ha mostrado confiado el director de la marca en el país.

En cuanto a la evolución del mercado del vehículo eléctrico, Guigues ha alabado que haya un plan de ayudas como el Moves III, pero ha hecho hincapié en que este tipo de vehículos sigue siendo caro para el consumidor medio y ha incidido en que la prioridad debería ser retirar vehículos viejos del parque, que son los que más contaminan.

En este sentido, el directivo ha explicado que sería importante poner en marcha un plan Renove estatal y que este estuviese dotado con más dinero que los anteriores. "El problema en España es que un coche de más de diez años sigue teniendo un valor comercial. El cliente siempre va a comparar el plan Renove con lo que esté dispuesto a pagar otra persona por su coche", ha comentado Guigues.

Según cifras de Anfac, la patronal de fabricantes de coches, la edad media del parque automotor español está en los 13,1 años, mientras que en el resto de Europa, este número se situa en los 10,8 años.

Alianza con Geely

Por otra parte, el grupo Renault ha firmado un acuerdo de colaboración con el fabricante de coches chino Geely para la introducción de modelos híbridos y de combustión en el mercado surcoreano y también para su exportación, según han informado este viernes ambas empresas. La producción de estos automóviles comenzará en 2024 en la factoría de Renault-Samsung en Busan, Corea del Sur.

La compañía francesa ha indicado que este acuerdo se enmarca dentro de su plan estratégico 'Renaulution', a través del que reforzará su cartera de producto con tecnologías punteras y también impulsará su ingeniería y sus servicios a través de colaboraciones con socios locales.

Normas
Entra en El País para participar