Banca

Botín asegura que la política del BCE “no está funcionando”

La presidenta del banco critica los tipos negativos

La presidenta del Banco Santander, Ana Botín, durante la presentación de los resultados de la entidad correspondientes al 2019.
La presidenta del Banco Santander, Ana Botín, durante la presentación de los resultados de la entidad correspondientes al 2019.

La presidenta de Banco Santander, Ana Botín, no cree que la política del Banco Central Europeo esté operando, precisamente cuando la autoridad monetaria de la eurozona está revisando su estrategia. "Lo que están tratando de hacer es estimular la demanda de crédito bajando los tipos de interés", señaló en una entrevista con Bloomberg TV,  "pero eso no funciona. De hecho, en muchos países los préstamos están bajando", aseguró.

Según Botín, la nueva presidenta del BCE, Christine Lagarde, debe tener en cuenta los desafíos que afronta la banca a la hora de realizar su examen estratégico, el primero desde 2003. "Los inconvenientes superan a las ventajas", dijo Botín en referencia a la eficacia de los tipos de interés negativos del BCE. Botín ha hablado con Bloomberg en la jornada de presentación de los resultados del año pasado, que se han saldado con un descenso del 17% en el beneficio.

Aunque criticada por los banqueros como Botín, la política de tipos negativos, que implica que los bancos pagan por su exceso de liquidez, sí se ve con buenos ojos entre los expertos monetarios. Con todo, el BCE puso en marcha un sistema de 'tiering' por el que los intereses negativos del 0,5% que aplica el BCE varían en función del volumen de fondos sobre el que se aplican y, así, aliviar la presión sobre las cuentas de las entidades.

Para Botín, no obstante, no supone alivio. "La clasificación para nosotros es un juego de suma cero, no nos ayuda", aseguró. Eso sí, reconoce el papel clave del banco a la hora de lidiar con la crisis del euro. Para Botín, la política del BCE ayudó al asegurar que la moneda podría capear la crisis financiera de Europa. "El BCE bajo Mario Draghi hizo un trabajo increíble", dijo, "básicamente, salvó el euro".

Botín también aseguró que que el banco debe hacer más para en la lucha contra el cambio climático. El Santander no está financiando nuevos proyectos de energía a carbón en Polonia, por ejemplo, y no está aceptando nuevos clientes que posean plantas de carbón allí, dijo. Pero el banco no puede dejar de financiar las plantas existentes en un país donde el carbón constituye alrededor del 80% del suministro de energía. "Necesitamos seguir financiando los existentes, porque de lo contrario no habría energía en Polonia", afirmó.

La presidenta del Banco Santander, Ana Botín, durante la presentación de los resultados de 2019. ampliar foto
La presidenta del Banco Santander, Ana Botín, durante la presentación de los resultados de 2019.

Normas
Entra en El País para participar