Crónica bursátil

El Ibex borra su racha alcista presionado por la banca y el crudo

Panel de cotización en el distrito financiero de Tokio
Panel de cotización en el distrito financiero de Tokio REUTERS

Jornada de transición para el Ibex y para el resto de mercados europeos. Después de haber firmado una de sus semanas más alcistas tras anotarse 10 subidas en 11 sesiones, el selectivo español ha hecho hoy un alto en el camino. La incertidumbre ante la próxima reunión de tipos que llevará a cabo el miércoles la Reserva Federal, los malos datos del índice IFO de Alemania y los vaivenes en el precio del crudo se han unido para desatar una aleada de ventas que ha asolado a todo el continente.

La corrección ha acabado extendiéndose a la banca y a los valores relacionados con las materias primas, que han impedido los ascensos en el parqué español, un parqué que, pese a la posibilidad de que se tengan que celebrar nuevas elecciones en el país, había estado reaccionando al alza gracias al apoyo de las entidades financieras. Este impulso había servido al selectivo para reducir sus pérdidas anuales por debajo del 3,5%, unas pérdidas que hoy se han vuelto a situar en torno al 4,1%.

Y es que hoy la banca española y europea han cotizado a la baja. Entre los farolillos rojos del selectivo han destacado Sabadell (-3,22%), Bankia (-3,01%) o CaixaBank (-2,9%), además de los valores ligados a las materias primas como ArcelorMittal (-4,94%) o Sacyr (-3,54%), arrastrada por su participación en Repsol. En este lado del parqué también ha acabado Mapfre (-4.03%), que ha frenado su racha alcista tras registrar, al mismo ritmo que el selectivo, 10 subidas en las últimas 11 jornadas.

IBEX 35 8.427,00 0,32%

En el Viejo Continente, la sesión ha transcurrido por los mismos derroteros. Sin el apoyo del sector bancario y con los malos resultados del índice IFO de Alemania, los principales índices europeos no han logrado remontar. El dato del índice de confianza empresarial IFO se situó en los 106,6 puntos, por debajo de los 107,1 que esperaban los analistas consultados por Bloomberg. “El estado de ánimo en la economía alemana sigue siendo positivo”, ha dicho el nuevo presidente del IFO, Clemens Fuest. Sin embargo, los mercados no han recibido el dato con optimismo. El Footsie británico se ha dejado un 0,8%; el Cac francés un 0,5%; el Dax alemán, un 0,7%, y el Mib italiano, un 1,6%.

Al otro lado del Atlántico, los índices estadounidenses también se han unido al pesimismo que ha rodeado al Viejo Continente. Mientras el crudo se debatía entre las ganancias y las pérdidas, el príncipe heredero de Arabia Saudí, Mohammed Bin Salman, acaparaba toda la atención tras presentar su plan “Vision 2030” y confirmar oficialmente que el país se estaba planteando sacar a Bolsa una parte menor al 5% de la petrolera estatal saudí Aramco, valorada en dos billones de dólares. La otra parte de las miradas las ha acaparado la FED, debido a la cercanía de su reunión de tipos. “No se descuentan subidas hasta noviembre y el mercado solo da un 20% de probabilidades de subida de tipos en junio, aunque una mejora de los datos podría llevar a que el consenso adelantase sus expectativas”, señalan desde Renta 4. Así, al cierre de los mercados europeos, el Dow Jones se dejaba un 0,59%; el S&P, un 0,51%, y el Nasdaq, un 0,43%.

En el mercado de deuda, la sesión tampoco ha sido mejor a la de la renta variable. El interés del bono español a 10 años ha escalado desde el 1,59% del pasado viernes hasta el 1,64%. Por su parte, la prima de riesgo se ha elevado desde los 136 puntos básicos hasta los 137 de ayer.

En el mercado de divisas, el euro cotiza en los 1,12 dólares a la espera de lo que la institución presidida por Janet Yellen decida hacer mañana.