_
_
_
_
_

Los inversores pierden hasta un tercio de la rentabilidad por entrar en fondos de moda

Un estudio de Morningstar revela cómo afecta a los retornos totales las malas decisiones a la hora de invertir

Un trabajador de la sala de tesorería de BBVA.
Un trabajador de la sala de tesorería de BBVA.Manuel Casamayón

Los inversores en fondos de todo el mundo no lo hacen muy bien a la hora de escoger en qué momento invertir. De acuerdo con un estudio de la firma Morningstar, los partícipes de fondos de inversión se pierden hasta un tercio del retorno de los productos porque tienden a invertir en fondos y temáticas de moda, que ya se han revalorizado mucho.

Morningstar, que es la empresa de análisis de inversión colectiva más importante del mundo, ha monitorizado la evolución de miles de productos de todo el mundo, entre 2018 y 2023, para observar si los rendimientos que tienen los fondos coinciden con los retornos que logran los particulares. Los datos son demoledores. En todos los países, desde Australia a Hong Kong, pasando por Irlanda o Estados Unidos, los clientes tienen una brecha respecto al rendimiento de los vehículos de inversión en los que ponen su dinero.

“Este tipo de estudios demuestra el sesgo de comportamiento que hay en los inversores, que tienden a comprar fondos de moda, que se han revalorizado mucho, y no entran en productos que están infravalorados”, explican desde José García-Zárate director asociado de análisis e investigación de Morningstar.

Por ejemplo, en los fondos registrados en Luxemburgo, que son los más vendidos por toda Europa, han logrado un retorno medio cercano al 3% en los tres últimos años, mientras que los inversores de estos fondos han obtenido tan solo un 2%.

Desde la entidad recuerdan algunos casos extremos. Uno de ellos es el fondo cotizado de BlackRock especializado en energías renovables, denominado iShares Clean Energy. Este vehículo se revalorizó con fuerza en 2019, lo que provocó un flujo brutal de entrada de dinero el año siguiente. Algunos meses el vehículo llegó a captar cerca de 1.000 millones de euros al mes. Justo cuando más dinero entraba fue cuando las rentabilidades empezaron a torcerse. Tras obtener unos retornos en 2021, desde entonces los inversores han perdido casi un 50% de su dinero. En un plazo de cinco años, se calcula que los inversores han ganado un 3% menos respecto a los datos de rentabilidad que muestra el fondo (14% de media anual vs. 17%).

El gap que sufren los inversores es mayor en los fondos de Bolsa, porque tienen una mayor rentabilidad. También en los que invierten en estrategias alternativas. En cambio, en los fondos mixtos esa diferencia entre la rentabilidad del fondo y la del inversor es inferior.

García-Zárate explica que en los países donde se observa una menor diferencia de retorno “coincide con modelos que han priorizado más la distribución de fondos por medio asesores financieros, como Australia, Reino Unido o Países Bajos, que son capaces de recomendar cuál es el momento idóneo de entrar o salir de un vehículo”, explica. En cambio, en países como Francia o España “los canales de venta de fondos están muy controlado por los bancos, que tienden a vender mucho producto estrella, que está en el pico de rentabilidad”.

Otro caso paradigmático es lo ocurrido con el fondo Ark Innovation, impulsado por una de las gestoras estadounidenses más famosas, Cathie Wood. Este producto invertía en empresas tecnológicas muy punteras, aunque algunas de ellas aún no daban beneficio. En 2020 el fondo, logrando un retorno del 152%, coincidiendo con una entrada fuerte de dinero. En los dos años siguientes, el fondo perdió el 80% de su valor.

Fernando Luque, editor jefe de Morningstar en España, recuerda que “este tipo de comportamiento es muy humano, se da en todos los países y no solo en fondos, también con gente que invierte directamente en Bolsa, es normal que el particular tienda a invertir en los fondos o las acciones que más se han revalorizado”.

En los fondos temáticos el efecto es también muy fuerte. En un periodo de cinco años, se podría haber obtenido un 7,3% invirtiendo en esta tipología de fondos, pero realmente los inversores solo han conseguido un 2,4%, “porque los inversores particulares están muy afectados por las acciones de marketing y tratan en vano de adelantarse a los movimientos del mercado.

Esto podría estar ocurriendo con el lanzamiento de nuevos fondos dedicados a inteligencia artificial, al calor de la revalorización brutal de Nvidia y el auge del fenómeno ChatGPT. “Cuanto más específica y de moda es una temática más probable es que haya un gap grande en las rentabilidades” apunta García-Zárate.

Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, X y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

Sobre la firma

Miguel Moreno Mendieta
(Madrid, 1979) es licenciado en Derecho y Economía por la Universidad Carlos III. También cursó el Máster de Periodismo de El País. Se incorporó al periódico Cinco Días en 2006, tras pasar por la web de El País y Mi cartera de Inversión. Escribe sobre el sector financiero, con un foco especial en fondos de inversión y los seguros.
Normas
Tu comentario se publicará con nombre y apellido
Normas

Más información

Archivado En

_
_