Contenidos

Elon Musk dice que revertirá la prohibición de Twitter a Donald Trump si compra la red social

El multimillonario empresario califica la prohibición de "moralmente incorrecta y rotundamente estúpida"

Elon Musk, CEO de Tesla, y Donald Trump, expresidente de EE UU.
Elon Musk, CEO de Tesla, y Donald Trump, expresidente de EE UU.

El presidente ejecutivo de Tesla, Elon Musk, ha asegurado este martes que revertiría el veto de Twitter al ex presidente de Estados Unidos Donald Trump. El multimillonario empresario, que se ha autodenominado un "absolutista de la libertad de expresión", ha hecho esta declaración mientras participa en una conferencia del Financial Times sobre el futuro del automóvil. Musk lanzó una oferta de compra por 44.000 millones de dólares para adquirir la red social. 

La prohibición de la cuenta de Trump, que tenía más de 88 millones de de seguidores, silenció el principal megáfono del ex presidente de EE UU días antes del final de su mandato. Trump fue suspendido permanentemente de la plataforma poco después de los disturbios del 6 de enero en el Capitolio de Estados Unidos. Twitter justificó su decisión alertando del "riesgo de una mayor incitación de la violencia".

"Revertiría la decisión, pero aún no soy dueño de Twitter", señaló Musk. "No fue correcto prohibir a Donald Trump; Creo que fue un error", continuó el presidente ejecutivo de Tesla. La decisión "alienó a una gran parte del país y no resultó finalmente en que Trump no tuviera voz. La amplificó entre la gente de la derecha política, continuó Musk, que ha calificado la prohibición de "moralmente incorrecta y rotundamente estúpida".

Musk ha reiterado su posición contraria a las prohibiciones permanentes, una decisión que, según asegura, socavan la confianza de los usuarios en Twitter. "Si hay tuits que son incorrectos y malos deberían ser borrados o invisibles", ha remarcado. "Una suspensión es apropiada, pero no una prohibición permanente".

Trump dijo previamente a Fox News que no volvería a Twitter incluso si Musk compra la plataforma y restablece su cuenta, y dijo que utilizaría su propia aplicación de medios sociales llamada Truth Social, que se lanzó en la tienda de aplicaciones de Apple a finales del pasado mes de febrero, pero tuvo fallos hasta hace poco cuando empezó a dejar entrar a más usuarios, informa Reuters.

El fundador de Tesla también dijo que sería importante reducir el "sesgo izquierdista" de Twitter para generar confianza. "Simplemente vienen de un entorno que está muy a la izquierda. Pero no logra generar confianza en el resto de los Estados Unidos y tal vez en otras partes del mundo", informa el FT.

Las palabras de Musk hacen temer que si lograr cerrar la compra de Twitter actúe contra las políticas de moderación de contenido con las que la red social trata de combatir el contenido de odio y la desinformación.

Normas
Entra en El País para participar