Nuevo lunes negro: el Ibex se deja un 7,96%, su cuarta peor sesión de la historia

La Bolsa de Milán, epicentro del coronavirus en la zona euro, cae un 10% y la prima de riesgo italiana sube 50 puntos básicos. Los índices de Wall Street pierden más de un 7% cada uno de ellos.

Ibex 35 Pulsar para ampliar el gráfico

Al terremoto financiero y económico del coronavirus, que se ha llevado por delante un 17% del Ibex en poco más de dos semanas, se une ahora el tsunami del mercado petrolero, también devastado como consecuencia de la epidemia y de la guerra entre productores. El precio del barril Brent se desploman el 17% este lunes ante la guerra de precios declarada por Arabia Saudí contra su, hasta el viernes, aliado ruso, al no ponerse de acuerdo en cómo afrontar desde la coalición el freno de la demanda por la expansión del virus.

IBEX 35 7.403,50 -1,27%
Petroleo Brent 42,780 -0,834%
EUR x USD 1,1243 0,044%

La Bolsa (sobre todo la italiana) reacciona también al drástico bloqueo decretado en varias provincias de Italia, que afecta a 16 millones de ciudadanos. El resultado es una jornada de locura en los mercados de todo el mundo, y al riesgo de que la creciente aversión al riesgo se enquiste en los mercados financieros. La Fed, de hecho, ha anunciado que aumentará las inyecciones de liquidez.

En Estados Unidos, Wall Street cerró con un desplome generalizado en los tres índices. En el caso del Nasdaq, que finalmente cayó un 7,29%, se trata de su mayor retroceso desde 2011 y en el del Dow Jones, que perdió un 7,79%, fue su peor sesión desde 2008, año de la crisis financiera. Por primera vez desde la quiebra de Lehman Brothers se activó la parada de emergencia de la Bolsa de Nueva York, sistema instaurado en 1987, otro lunes negro, que paralizó las operaciones durante 15 minutos. Por su parte las pérdidas del S&P 500 se elevaron a un 7,60%..

Así, el Ibex ha cerrado con una caída del 7,96%, que lo ha dejado en los 7.708,7 puntos. Se trata de su peor sesión desde el Brexit, y de la cuarta peor jornada desde que existe el índice. En lo que va de año, el Ibex ya cae un 19,27%. Solo la caída por el Brexit (-12,35%), la provocada por la quiebra de Lehman Brothers (-9,14%) y la del 22 de octubre de 2008 en pleno batacazo post Lehman Brothers superan a la jornada de hoy.

Peor incluso van las cosas en Milán. La Bolsa italiana, epicentro del virus en Europa, ha cerrado con una caída del 9,98%, con la prima de riesgo disparada 45 puntos básicos. Los inversores huyen de los activos italianos ante las medidas de emergencia adoptadas por el Gobierno para contener el brote.

En otros mercados europeos las caídas son también abultadas. El Dax alemán, el Cac francés y el FTSE británico pierden el 7,89%, el 8,39% y el 7,51% respectivamente. Las caídas ya han sido más que abultadas en Asia. El índice Nikkei de Tokio baja un 5%, el Hang Seng de Hong Kong pierde un 4% y el CSI de Shangai, un 3%.

Los valores petroleros han sido los más castigados. Hoy, en el Ibex, la sacudida bursátil se lleva por delante a Repsol, el más afectado del Ibex por el precio del petróleo. Se deja un 15,13%, en línea el índice petrolero europeo. Otras materias primas también sufren ventas masivas. ArcelorMittal pierde un 17,32% y ha sido el peor del Ibex hoy.

Las pérdidas son también muy abultadas en la banca: BBVA, Sabadell y Santander se desploman más del 11%. El índice de banca europeo se hunde un 9%, un factor que juega de nuevo en contra del Ibex 35, con mucho peso financiero. Las perspectivas sobre tipos de interés están haciendo mucho daño al sector, con el bono alemán en un -0,85%. Entre los valores relacionados con el turismo, IAG se deja un 3,8% y Meliá, el 6,96%.

Fuertes movimientos en la deuda

El bono estadounidense a 10 años recorta su rendimiento en 18 puntos básicos, en el 0,57% por primera vez en la historia, y el de 30 años casi cae del 1%. Los mercados cotizan ahora un recorte de tipos de 75 puntos básicos en Estados Unidos.

En la deuda española, aunque el rendimiento sube cinco puntos básicos, y la prima de riesgo se eleva 18 puntos básicos, hasta 111 enteros por el hundimiento del bund. La rentabilidad del bono español a 10 años está en el 0,26%. Mucho más repunta el italiano, que sube hasta el 1,42% desde el 1% del viernes, mientras la prima de riesgo sube 50 puntos básicos, hasta los 228. 

En cuanto a las divisas, el dólar cae otro 1,6% contra el euro por la caída de tipos y se sitúa en 1,14 dólares. El yen, activo refugio en la zona asiática, se dispara un 2,65% contra el dólar, hasta los 102 yenes por dólar.

El impacto de la caída del petróleo es muy severo en los mercados porque el crudo es referencia de multitud de contratos: la caída del precio fuerza a los inversores con posiciones alcistas sobre el precio del barril a aportar garantías nuevas. Para ello tienen que vender otros activos, que reciben de este modo su propia presión vendedora. 

El efecto que se multiplica a medida que la onda expansiva del petróleo afecta a otras categorías de activos: renta variable, renta fija o divisas. Las firmas de valores elevan los requerimientos y las garantías para a sus clientes, lo que a su vez sigue provocando ventas forzosas en busca de liquidez. De hecho, el precio del oro, en lugar de dispararse por el pánico financiero, baja un 0,4%, afectado también por los gestores y operadores forzados a vender para cubrir las posiciones. 

El efecto en los activos directamente ligados al petróleo es más claro: el peso mexicano se desploma el 8%, una caída similar a la de la corona noruega. La Bolsa saudí se desploma un 9,5% en la apertura.

En este contexto de sensibilidad extrema, el BCE celebra el jueves su reunión mensual del consejo de gobierno. La autoridad monetaria tendrá en cuenta todos estos factores en sus estimaciones sobre la inflación para tomar decisiones, después de que la semana pasada otros bancos centrales (la Reserva Federal, el Banco de Japón, el Banco de Canadá, entre otros) tomaran iniciativas para paliar los efectos del virus, mediante el recorte de tipos o promesas de liquidez.

Normas
Entra en El País para participar