Mercados

La Fed aumenta las inyecciones de liquidez por la creciente tensión crediticia

Los mercados descuentan fuertes recortes de los tipos de interés

El presidente de la Reserva Federal, Jerome Powell.
El presidente de la Reserva Federal, Jerome Powell.

La Fed, banco central de Estados Unidos, ha elevado la cantidad de dinero que está dispuesto a inyectar en el mercado, en un contexto de creciente presión para que los bancos centrales tomen medidas para evitar una crisis crediticia global. La Reserva Federal de Nueva York, así, prevé aumentar el volumen de las operaciones de recompra (repos) esta semana, según ha anunciado antes de la apertura del mercado. La medida llega menos de una semana después de que el comité de mercado abierto de la Fed, en  una reunión de emergencia, recortase los tipos de interés en medio punto porcentual.

La medida anunciada servirá para aliviar posibles tensiones de liquidez en el mercado financiero "en un esfuerzo por asegurar que las reservas [de efectivo] sean amplias y mitigar el riesgo de que las tensiones en el mercado monetario afecten de forma negativa la aplicación de la política monetaria". La Fed quiere evitar, así, que la escasez de dinero líquido ligada a las caídas de las Bolsas seque el mercado de deuda a corto plazo, fundamental para la financiación de empresas y bancos.

Un indicador clave del riesgo financiero, particularmente en el sector bancario, conocido como FRA/OIS, ha subido hasta el nivel más alto desde 2011, sugiriendo que las tensiones crediticias se están acumulando. Algo que podría obligar a la Reserva Federal a volver a tomar la delantera. "Se debe permitir que los mercados reajusten los precios, pero de una forma ordenada para evitar un colapso", aseguró a Bloomberg Krishna Guha, jefe de estrategia en Evercore

Otras posibles medidas que la Reserva Federal podría tomar incluyen la ampliación de su programa de compra de bonos del Tesoro (60.000 millones de dólares al mes) más allá de junio. Los funcionarios también podrían alentar a los bancos sanos a usar en mayor medida las facilidades de crédito, así como activar líneas de intercambio de divisas para evitar escasez de dólares también en el resto del mundo. 

Los futuros anticipan, de hecho, recortes de los tipos de interés de hasta 80 puntos básicos solamente este mes. La Fed tiene programada una reunión para los días 17 y 18 de marzo. El mercado también espera medidas por parte del BCE, cuyo consejo de Gobierno se reúne este jueves. Los economistas no se ponen de acuerdo sobre si tocará tipos o los planes de recompra de deuda.

La caída del precio del petróleo es último desafío para los bancos centrales. Si bien ayuda la demanda en países importadores, también amenaza con lastrar la inflación y perjudicar a las empresas del sector, muchas de ellas fuertemente endeudadas.

Normas
Entra en El País para participar