Ford plantea un ERE de extinción en Almussafes para 400 trabajadores

La empresa acometerá una bajada de producción de 100 coches diarios en la planta, hasta 1.640, por las menores ventas

Planta de Ford en Almussafes
Planta de Ford en Almussafes Getty Images

La dirección de Ford España planteará un Expediente de Regulación de Empleo (ERE) de extinción en Almussafes (Valencia) que afectaría a 400 trabajadores por un reajuste en la producción.

La compañía acometerá una bajada de la fabricación diaria de la planta de 100 coches, pasando de 1.740 a 1.640 unidades. Defiende que el lanzamiento del nuevo Kuga está finalizando y que las ventas de otros modelos están cayendo. 

Según ha explicado a CincoDías el secretario general de CC OO Industria de Ford, José Miguel Arocas, la firma alega que una vez reducida la producción habrá un excedente de plantilla "insostenible". La empresa ha convocado a los sindicatos el día 10 de este mes para iniciar el periodo de consultas.

Desde CC OO detallan que, al ser un ERE de Extinción, el periodo de consultas no será superior a 30 días. "Cuando iniciemos las negociaciones veremos cual es la propuesta inicial de la empresa y si se puede reducir el número de afectados. Esperemos que si hay salidas no sean traumáticas y los trabajadores que salgan lo hagan en las mejores condiciones", señala el sindicato en un comunicado. 

Ford Europa anunció a mediados de febrero una inversión para la instalación valenciana de 42 millones de euros para la producción, desde 2021, de las versiones híbridas y enchufables de los modelos Kuga y Mondeo, así como las variantes eléctricas del S-Max y del Galaxy. Sin embargo, la incertidumbre pesa sobre la planta, que emplea a unas 7.400 personas, desde que la firma estadounidense anunciara su plan de reducción de costes en Europa.

En 2019, Almussafes sufrió cuatro Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) y recibió la mala noticia de que dejará de fabricar los motores Ecoboost de 2.0 y 2.3 litros, después de que Ford decidiera que la nueva generación de estos propulsores se producirá en Norteamérica a partir de 2022. De momento, la compañía no ha planteado ninguna alternativa para suplir dicha falta y quedan en peligro 980 empleos. 

Hay que recordar que Ford construirá en Almussafes un centro de ensamblaje de baterías que estará operativo desde septiembre de este año. El fabricante estadounidense ha invertido un total de 3.000 millones en Valencia desde 2011, incluyendo 750 millones para apoyar la producción del nuevo Kuga, el vehículo más electrificado de Ford hasta la fecha.

Normas
Entra en El País para participar