La empresa pide blindaje para las reformas y urge una mayor competitividad

Los sectores económicos aplauden la creación de una cartera de Industria y reclaman más atención a la I+D

Gusta el compromiso con los Presupuestos del PP y se demanda la reactivación de la inversión pública

La empresa pide blindaje para las reformas y urge una mayor competitividad

Gusta el nuevo equipo, pero se le va a reclamar el estilo de juego del anterior. Esta es la opinión predominante, a grandes rasgos, entre el empresariado sobre el Consejo de Ministros monocolor liderado por Pedro Sánchez. Ha sorprendido para bien la apuesta por un buen número de nombres con probada experiencia y visión europeísta, junto a otros con tonelaje político.

El compromiso del presidente de mantener los Presupuestos Generales del PP ya rebajó tensiones en los principales despachos del país. También ayudó la positiva reacción de la Bolsa y la calma de la prima de riesgo, pero está por ver si hay retoques al alza en la política fiscal o si se mete en el cajón la reforma laboral. Dos incógnitas que preocupan entre el tejido empresarial.

“El impuesto de sociedades y la política de empleo deberían ser líneas rojas para no entorpecer el crecimiento económico y la batalla contra el paro”, opina el presidente de una de las mayores constructoras del país, que prefiere permanecer en el anonimato.

“España necesita industria porque sin ella no hay futuro. No podemos ser un país solo de servicios”, apunta Mario Armero

Denominador común entre las reivindicaciones corporativas son una mayor atención presupuestaria a la I+D+i; la reactivación de la inversión pública y un marco de seguridad jurídica para la privada; costes energéticos más bajos para industrias pesadas; nuevos incentivos para la inversión en renovables, y la insistencia en pasear la marca España. “Hay que promocionar con mayor esfuerzo el destino español en mercados de Asia, Oriente Medio o Norteamérica”, se reclama desde el sector turístico, “máxime cuando empiezan a recuperar la confianza los competidores del arco Mediterráneo”.

Desde el terreno financiero se subraya como fundamental una mayor influencia en la política monetaria de la UE y se esperan noticias sobre la supresión de los decretos de provisiones Guindos I y II. La puesta en marcha del sandbox como banco de pruebas para las fintech; la nueva Ley Hipotecaria o la transposición de la directiva Mifid 2 son hitos esperados a corto plazo. El equipo económico de Sánchez también decidirá sobre la privatización de Bankia o nuevas fusiones.

Sorpresa de última hora

Está por ver si hay retoques al alza en la política fiscal o si se mete en el cajón la reforma laboral. Dos incógnitas que preocupan entre el tejido empresarial.

La creación del Ministerio de Industria, golpe de efecto soltado ayer, se lee como un guiño a la empresa. “Nos congratula que el Gobierno de Pedro Sánchez haya atendido una demanda que el sector de la automoción llevaba años realizando”, señaló el vicepresidente de Anfac, Mario Armero, “España necesita industria, porque sin ella no hay futuro. No podemos ser solo un país de servicios”.

La empresa pide blindaje para las reformas y urge una mayor competitividad

El sector de la automoción, que representa el 10% del PIB y ya parecía mimado por el ex presidente Mariano Rajoy, se pone a disposición del nuevo Ejecutivo “en la búsqueda de medidas que fomenten la competitividad industrial”.

El textil y la distribución son otros dos pilares económicos en ebullición, por la irrupción de los gigantes del comercio electrónico. Desde el gran retail se urgirá al equipo de Sánchez la promoción ante la UE de un marco regulatorio para la competencia en igualdad de condiciones. Esto es la liberalización de los horarios comerciales, eliminar barreras burocráticas a la apertura de tiendas o la creación de tributos específicos a las grandes superficies virtuales, como Amazon.

Más obra pública, el blindaje de la rentabilidad de las renovables o el impulso al despliegue del 5G, con las subastas ya previstas, son otros requerimientos que se amontonarán ante los miembros del Gobierno socialista.

Energía / Respetar la rentabilidad de renovables y redes y adiós al impuesto al sol

La empresa pide blindaje para las reformas y urge una mayor competitividad

En el sector energético las peticiones al Gobierno (a este y al anterior) son de sobra conocidas: las empresas de renovables y las eléctricas propietarias de las redes de distribución y transporte, claman por que se mantenga la actual rentabilidad de sus activos en el 7,4% y del 6,5%, respectivamente. Para evitar una caída automática al 4% en 2020, el Gobierno socialista deberá modificar la fórmula que figura en la Ley Eléctrica. Todo apunta a que apoyará esta reivindicación, lo que ha hecho que las energéticas se hayan disparado en Bolsa.

Otra letanía, que podría ser escuchada por la titular de Transición Ecológica, Teresa Ribera, es la desaparición del llamado impuesto al sol (un peaje en la factura de la luz al autoconsumo). Además, todas las generadoras eléctricas, grandes y pequeñas, mantienen un pleito en el Supremo contra el impuesto del 7% a la producción que el Gobierno de Rajoy creó como una de las vías para acabar con el déficit de tarifa.

Las grandes eléctricas piden mayor liberalización del mercado, otras, una reforma del pool. Por otro lado, si no es un farol, piden libertad para cerrar las centrales de carbón y las nucleares, mientras que las petroleras confían en que no se toque la fiscalidad de los carburantes.

C. M.

Obra civil y vivienda / Presupuestos a salvo y mayor apertura a la inversión privada

Julián Núñez, presidente de Seopan.
Julián Núñez, presidente de Seopan.

Un veterano en la representación de empresas de obra pública, Jaime Lamo de Espinosa, presidente de ANCI, apunta tres claves que deberían estar en la agenda de Fomento: el mantenimiento de los programas de inversión previstos en los Presupuestos de 2018; lograr un pacto nacional del agua, y apostar por el Plan Extraordinario de Carreteras. Su homólogo en Seopan, Julián Núñez, añade que la construcción “espera un decidido impulso a la inversión en infraestructuras prioritarias, en mínimos históricos, y al modelo de colaboración público-privada, imprescindible para financiar las inversiones”.

En lo que toca a vivienda, en 2013 se promulgó una reforma de la Ley de Arrendamientos Urbanos (LAU) que ahora se muestra ineficaz en el reto de aumentar la oferta de pisos para arrendar. De ahí que sean numerosas las voces que reconocen que casi es mejor que sea el mercado quien se autorregule con la ley de la oferta y la demanda. Otros prefieren volver a la situación anterior a ese cambio legal.

No obstante, promotores y constructores sí reclaman más seguridad jurídica ahora que el capital extranjero vuelve a situar a España en el objetivo, así como medidas que permitan agilizar el planeamiento urbanístico y más suelo finalista en el mercado.

J. F. M. / R. D. G.

Farmacéuticas / Objetivo: mantener la paz con Hacienda y Sanidad

La empresa pide blindaje para las reformas y urge una mayor competitividad

La industria farmacéutica pretender mantener el marco de paz con el Gobierno de los últimos años, desde que en 2015 la patronal Farmaindustria firmó junto a Hacienda y Sanidad un convenio para mantener el crecimiento de gasto en medicamentos por debajo del crecimiento del PIB. El PSOE criticó este acuerdo y se desconoce de momento qué medidas podría tomar la nueva ministra de Sanidad Carmen Montón. La supresión del último copago tendría un coste de alrededor de 400 millones de euros para las comunidades autónomas, según avanzó ayer el Observatorio del Medicamento de la Federación Empresarial de Farmacéuticos Españoles (FEFE).

Farmaindustria “ofrece al nuevo Gobierno su colaboración y predisposición al diálogo, para seguir trabajando en favor de la calidad y el fortalecimiento del Sistema Nacional de Salud (SNS), el acceso de los pacientes a los nuevos medicamentos y el desarrollo industrial y del tejido investigador, firmes compromisos todos ellos de esta industria, que se siente un agente esencial del sistema sanitario”. La patronal, además, pide “un marco estable y predecible” para consolidar inversiones en producción e I+D.

A.S.

Telecos y tecnología/ El 5G, transformación digital y apoyo en los PGE, entre los retos

Pedro Mier, presidente de Ametic.
Pedro Mier, presidente de Ametic.

Las patronales tecnológicas han señalado que el nuevo Gobierno se enfrenta a una serie de desafíos para que España acelere el proceso de transformación digital para la mejora de la competitividad de la economía. En concreto, DigitalES citó el desarrollo del móvil 5G con el mantenimiento de los procesos de subasta, la regulación de los servicios digitales, la adaptación al Reglamento de protección de datos (GDPR) de la UE con la aprobación de la nueva LOPD, el impulso de la Industria 4.0 y la gestión de la educación y el mercado laboral en el entorno digital.

Pedro Mier, presidente de Ametic, afirmó que el sector digital y la innovación son claves para el crecimiento económico y merecen un tratamiento especial, que “debería reflejarse en los Presupuestos Generales del Estado”. Además, destacó el gran conocimiento de la industria tecnológica del nuevo ministro de Ciencia, Innovación y Universidades, Pedro Duque.

A su vez, Adigital pidió al Ejecutivo que de forma urgente ponga la digitalización en el corazón mismo de su actividad, con una estrategia clara que proporcione un marco estable sobre el que construir las capacidades para una economía que aproveche esta oportunidad”.

S. M. / M. J. 

Turismo / Los hoteleros piden la regulación urgente de los pisos turísticos

La empresa pide blindaje para las reformas y urge una mayor competitividad

La regulación de los pisos turísticos y la renovación de los destinos maduros son dos de las prioridades que reclaman los empresarios al nuevo Ministerio de Industria, Turismo y Comercio. José Luis Zoreda, vicepresidente ejecutivo de Exceltur, pide que las competencias no queden desdibujadas por la urgencia y la prioridad de asuntos a resolver, como sucedió en la anterior legislatura con Energía y Agenda Digital. “Es un sector que no va solo y que tiene retos estructurales que resolver”, apunta y pide recuperar el diálogo, roto con el PP. “Es necesaria una legislación que impida la impunidad actual, para revitalizar los destinos más deteriorados y definir una política correcta para la digitalización del sector”, remarca. En este sentido reclama un guiño del nuevo Ejecutivo en materia de financiación.

Por contra, la industria aérea reclama justamente lo contrario. “Es necesario que se promuevan y creen más alojamientos asequibles, teniendo en cuenta la moratoria hotelera aprobada en Barcelona, así como el mayor control de los apartamentos turísticos en ciudades como Madrid, Palma de Mallorca o Valencia”, apuntaba ayer la aerolínea irlandesa Ryanair en un comunicado.

C. M.

Normas