_
_
_
_
_

QEV, la empresa que reindustrializará la antigua Nissan Barcelona, sale a Bolsa con un valor de 221 millones

La compañía, que se ha fusionado con una SPAC para cotizar en Ámsterdam, capta con la operación 23,1 millones para financiar su plan de crecimiento

QEV Technologies Bolsa Amsterdam
Salida a Bolsa en Ámsterdam del fabricante automovilístico catalán QEV Technologies.

El fabricante automovilístico catalán QEV ha oficializado su salida en la Bolsa de Ámsterdam. Según informó la compañía este martes, la operación le ha permitido captar 23,1 millones para financiar el crecimiento de la empresa, que el año pasado presentó su marca de vehículos comerciales eléctricos Zeroid que ensamblará en las instalaciones de la antigua Nissan Barcelona. QEV Technologies, que lidera el D-Hub que reindustrializará parte de esta fábrica (comparte espacio también con un centro técnico de Nissan y con el fabricante de motos eléctricas y microcoches Silence), se ha fusionado para esta operación con Spear Investments I, una SPAC (empresa con propósito especial de compra) de AZ Capital y STJ Advisors.

QEV ha indicado que su plan de negocio contempla cuadruplicar sus ingresos en 2023 y aumentar su producción hasta los 16.000 vehículos eléctricos anuales en 2027. “La obtención de nuevo capital y estar cotizando en una bolsa como Euronext Ámsterdam nos permitirá acelerar la implementación de nuestro proyecto eléctrico, pionero y con gran potencial, y muy necesario en el contexto de transición actual. Hoy marca un nuevo hito en el calendario de nuestra compañía y para la reindustralización del país, que apostamos por hacer realidad en clave eléctrica. Esta operación demuestra la confianza del mercado en nuestro modelo de negocio y en el proyecto, abrirá la puerta a nuevos inversores y permitirá escalar nuestra capacidad de producción para dar respuesta a una creciente demanda de vehículos eléctricos”, ha asegurado Joan Orús, consejero delegado de QEV.

La compañía, que ha salido a Bolsa con un valor de 10 euros por título, ha señalado que los accionistas “históricos” de QEV poseen el 80% de la empresa resultante de la fusión con la SPAC. El equipo gestor tiene el 14% de la empresa, mientras que los otros grandes accionistas son NAD (con un 11%) y Power Electronics (9%). Por su parte, QEV Technologies, compañía en la que QEV mantiene el 100% de la propiedad, “mantendrá su domicilio fiscal, sede y operaciones en Barcelona”, según explicó el fabricante.

En febrero de este año, QEV y BTech (su socio en el D-Hub) ganaron el concurso de licitación para entrar en las instalaciones de la antigua Nissan Barcelona, después de más de un año de incertidumbre para los trabajadores que se quedaron en paro con el cierre de la fábrica. El concurso lo ganaron de la mano de un socio logístico, Goodman. El D-Hub prevé iniciar su producción (BTech quiere revivir a la antigua marca Ebro para vender pick-ups) en 2024 y contar con una capacidad de fabricación máxima anual de 180.000 vehículos.

QEV, que ya fue beneficiada en la primera convocatoria del Perte del coche eléctrico (Perte VEC), ha presentado dos proyectos al Perte VEC II, concretamente a la línea de cadena de valor. Aspira a conseguir unos 28 millones en ayudas para la producción de furgonetas eléctricas de última milla. Además, junto a BTech también presentará un proyecto para adecuar la antigua nave de Nissan. Con él, aspiran a obtener otros 35 millones.

Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, X y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance
Recíbela

Sobre la firma

Manu Granda
Cubre la industria del automóvil en Cinco Días, periódico en el que también escribió en la sección de laboral. Como 'freelance', cubrió la temporada de incendios del verano 2019-2020 en Australia para EL PAÍS. Es graduado en periodismo por la Universidad Rey Juan Carlos y cursó el Máster de periodismo de EL PAÍS.
Normas

Más información

Archivado En

_
_