_
_
_
_
_

28 de junio, día clave para la guerra bancaria por el ahorro

Las entidades españolas tendrán más necesidad de captar depósitos minoristas tras devolver más de 50.000 millones de la financiación barata del BCE

Cinco personas pasean por un parque con la sede del Banco Central Europeo al fondo, en Fráncfort.
Cinco personas pasean por un parque con la sede del Banco Central Europeo al fondo, en Fráncfort.RONALD WITTEK (EFE)

Casi un año después del inicio de las subidas de los tipos de interés del Banco Central Europeo (BCE), el sector financiero ya vislumbra la guerra por el ahorro. Hay varios factores que presionan para que se produzca, tras meses de tira y afloja, una mejora sustancial de la remuneración de los depósitos. Uno de ellos ocurrirá a finales de este mes, el 28 de junio, cuando la banca española devolverá unos 50.000 millones que tienen de las TLTRO (financiación a largo plazo del BCE, con condiciones muy ventajosas). Pese a ello, mantendrán una buena posición de liquidez, aunque ahora sí les apretará algo más la necesidad de captar fondos.

El movimiento durante el mes de junio no es único de las entidades españolas. En Europa, la banca devolverá igualmente buena parte de los 1,3 billones que recibió, aunque le restará todavía casi medio billón de euros. En España, las firmas cotizadas (CaixaBank, Banco Santander, BBVA, el Sabadell, Bankinter y Unicaja) retornarán al BCE más de la mitad de los 83.000 millones que poseen aún.

Fuentes de algunos de estos bancos del Ibex, entre ellas altos directivos, comienzan a descontar que la guerra por el pasivo comenzará en los próximos meses. “El momento llegará en el verano, a no ser que haya un nuevo terremoto financiero o mayores requisitos de capital”, sostienen fuentes de uno de los grupos nacionales.

De esta forma, la normalización de la política monetaria se completará al fin. Hasta ahora se ha cumplido solo una parte: con la subida de tipos y del euríbor, se han apreciado los préstamos vinculados al precio del dinero y se han encarecido los nuevos créditos. Sin embargo, en España todavía no se refleja este nuevo entorno en el pago por los depósitos, donde las entidades nacionales siguen en el vagón de cola de la zona euro y derivan a sus clientes a fondos de inversión.

Según los últimos datos disponibles del BCE, las entidades nacionales remuneraron el ahorro de las familias un 1,33% de media en abril, muy por debajo del 2,27% que se anotó la zona euro. “Hasta ahora, sin duda, ha influido la abundante liquidez de los bancos. Pero esta situación está a punto de llegar a su fin: el día 28 de junio vence gran parte del préstamo que tienen que devolver al BCE, por lo que es de esperar que poco a poco suban el tipo de los depósitos para captar financiación”, anticipa Joaquín Maudos, director adjunto del IVIE y catedrático de la Universidad de Valencia.

Donde ya existe casi la convergencia entre España y Europa es en la remuneración a las empresas: la banca nacional abonó en abril un 2,6% de media, muy cerca del 2,79% de la Eurozona. Esto se explica por la capacidad de negociación de grandes patrimonios y compañías, con altos depósitos, frente a los hogares.

Otra de las palancas que contribuye a que las entidades se lancen por fin a la guerra por el ahorro es la repreciación de la mayor parte de la cartera de créditos. Como ejemplo, a cierre del primer trimestre, a CaixaBank solo le quedaba por actualizar un 16% de su cartera, al Santander cerca del 30% y a Bankinter un tercio. Es decir, entre abril y junio, así como en los meses de verano, se completará la repreciación de los préstamos hipotecarios a tipo variable que todavía no lo han hecho. Tanto a los que les toque ahora por primera vez como aquellos que ya se revisaron el pasado verano, pero solo les impactó el inicio de las alzas del euríbor. En plata, la banca pierde la excusa de que su activo aún no se ha actualizado.

Por último, otro factor que influirá en el cambio de estrategia es el daño reputacional ante una oferta de depósitos a plazo inexistente (a los clientes solo les han quedado las Letras del Tesoro o los fondos que venden los propios bancos). Por ello, no se entiende la falta de este tipo productos, principalmente al coincidir con unos beneficios récord. “La situación se está corrigiendo poco a poco y avanzará más deprisa a partir de junio”, zanja Maudos.

Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, Twitter y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance
Recíbela

Sobre la firma

Hugo Gutiérrez
Es periodista de la sección de Economía, especializado en banca. Antes escribió sobre turismo, distribución y gran consumo. Ha desarrollado su carrera en EL PAÍS tras pasar por el diario gaditano Europa Sur. Es licenciado en Periodismo por la Universidad de Sevilla, Máster de periodismo de EL PAÍS y Especialista en información económica de la UIMP.

Más información

Archivado En

_
_