VW pagará una prima de 3.000 euros por la inflación a sus empleados en Alemania

Descarta este tipo de pagas en sus plantas españolas

Logo de la marca de coches Volkswagen.
Logo de la marca de coches Volkswagen. Reuters

El fabricante de automóviles Volkswagen pagará una prima de compensación por la inflación de 3.000 euros a los 125.000 empleados fijos que tiene en sus seis plantas en Alemania (Brunswick, Emden, Hannover, Kassel, Salzgitter y Wolfsburgo). La cantidad se dividirá en dos pagos, uno de 2.000 euros que se realizará a partir de febrero de 2023 y otro de 1.000 euros a partir de enero de 2024. Los aprendices y los estudiantes duales también se beneficiarán y recibirán la mitad de esas cantidades.

Estos pagos se acordaron en el marco del nuevo convenio laboral del grupo en sus factorías alemanas, cuyos trabajadores tendrán un aumento salarial del 5,2% a partir de junio de 2023 y del 3,3% a partir de mayo de 2024.

“Hemos logrado la certeza y la estabilidad de la planificación a largo plazo para Volkswagen durante 24 meses. Este acuerdo tiene en cuenta el entorno macroeconómico excepcionalmente desafiante y persistentemente volátil. La fuerte señal dada por el acuerdo que se alcanzó antes de que expirara el deber de abstenerse de la huelga también atestigua nuestra responsabilidad hacia nuestra fuerza laboral y la empresa”, señaló Arne Meiswinkel, negociador jefe del grupo alemán y director de recursos humanos de la marca VW.

“El acuerdo salarial no debe ocultar el hecho de que debemos continuar manteniendo nuestros costos estrictamente bajo control. Este es un requisito básico si queremos continuar nuestra transformación al ritmo necesario para salvaguardar nuestra competitividad y empleos”, advirtió Meiswinkel.

Según explica la compañía a CincoDías, el consorcio no realiza pagos extraordinarios por la inflación a los trabajadores de sus plantas españolas de Martorell (Barcelona) y Landaben (Navarra). En verano, Seat anunció la firma del nuevo convenio laboral para los 11.000 empleados de sus fábricas españolas, el cual tendrá vigencia hasta 2026.

En dicho convenio, sindicatos y empresa pactaron una subida salarial del 6,5% este año, además de la vinculación de los sueldos al IPC. Para preparar la llegada del coche eléctrico a la planta, la compañía acordó con los representantes sindicales una reducción de personal que se llevará a cabo mediante la no sustitución de las bajas que se vayan produciendo, así como la puesta en marcha de planes de prejubilación voluntarios.

Normas
Entra en El País para participar