'Delivery'

Getir negocia la compra de Gorillas para crear un gigante de las entregas ultrarrápidas

La empresa turca ofrece una combinación de efectivo y acciones

Un repartidor de Getir en la puerta de Alcalá de Madrid.
Un repartidor de Getir en la puerta de Alcalá de Madrid.

Nuevo movimiento en el sector del delivery. La empresa turca Getir, una de las pioneras en las entregas ultrarrápidas y rival de Glovo en España, está en negociaciones avanzadas para comprar a su rival alemán Gorillas, según aseguran a Bloomberg personas conocedoras del asunto. La oferta propuesta incluiría una combinación de efectivo y acciones, y aunque las negociaciones están ya en una fase avanzada, aún no se ha alcanzado ningún pacto y las conversaciones podrían acabar sin acuerdo, añadieron las mismas fuentes.

La compra, de materializarse, supondría una importante concentración en un sector con pocos márgenes, que arrancó en Europa hace unos dos años con el objetivo de llevar la compra del súper a casa en apenas diez minutos. La operación daría a Getir, que cuenta con el respaldo de Mubadala Investment y Sequoia Capital, escala en mercados europeos clave, como Reino Unido y Alemania. Getir fue fundada en 2015 por Nazim Salur, Serkan Borancili y Tuncay Tutek, un ex ejecutivo de Procter & Gamble y de PepsiCo en Europa.

La compañía, con sede en Estambul, está en una fase de expansión a través de adquisiciones, además de su crecimiento orgánico. Getir ha comprado Weezy en Reino Unido, Frichti en Francia, o la catalana Block, en España. Esta última se produjo en 2021 y le permitió su desembarco en España.

La negociación tiene lugar en un momento delicado para las empresas de delivery, que buscan vías para alcanzar la rentabilidad, en un momento en que se complica captar financiación debido a la subida de tipos y a la inflación, que ha provocado una caída de su negocio. Aunque Getir levantó 768 millones de dólares en marzo de este año, disparando su valoración a 11.800 millones, en mayo anunció un recorte del 14% de su plantilla.

También Gorillas, que alcanzó hace un año una valoración de 3.000 millones de dólares, sufre momentos complicados. La compañía, fundada en 2020 con Delivery Hero y Tencent entre sus accionistas, anunció un importante recorte de plantilla hace unos meses, se retiró de algunos mercados y se replanteó su operativa en otros, entre ellos España, donde anunció un ERE al 40% de los trabajadores y su intención de seguir operando junto a un socio local. La firma habría nacido en pleno confinamiento por el Covid-19 cuando los servicios de entrega a domicilio disfrutaron de una gran popularidad.

Según Bloomberg, Gorillas habría mantenido conversaciones previas con otros rivales para una posible fusión o venta de su negocio. Especialmente después de que los inversores se hayan vuelto más cautelosos en una industria que pierde dinero y quema el que capta a gran velocidad. La industria del delivery se está consolidando a medida que las empresas enfatizan un cambio hacia rentabilidad. Getir acordó comprar la startup británica Weezy a finales 2021, mientras que Gorillas adquirió la francesa Frichti a principios de este año. Otras empresas del sector como Delivery Hero adquirió la española Glovo el 31 de diciembre de 2020.

El CEO de Gorillas, Kagan Sumer, dijo a principios de este año que planeaba buscar nueva financiación para recalibrar la empresa y trabajar hacia la rentabilidad. Ninguna de las dos compañías ha querido hacer declaraciones sobre las negociaciones avanzadas por Bloomberg.

Si bien esta industria recibió miles de millones de financiación de fondos de capital de riesgo durante la pandemia, la situación económica y la caída de valoración de muchas startups ha provocado que muchas de las empresas del sector de delivery hayan dado un giro estratégico. Otro rival de Getir y Gorillas, Gopuff, respaldado por SoftBank, planea finalizar sus operaciones españolas para atrincherarse en Reino Unido y centrarse también en la rentabilidad,según informó Bloomberg en agosto.

Normas
Entra en El País para participar