Reynés asegura que Naturgy no paralizará inversiones mientras se decide la opa

La compañía ha comprometido 1.000 millones en renovables este año

Junta general de accionistas de Naturgy.
Junta general de accionistas de Naturgy.

El presidente de Naturgy, Francisco Reynés, ha asegurado este martes que la compañía no paralizará sus inversiones mientras se decide la opa parcial que el fondo australiano IFM ha lanzado sobre el 22,69% de la energética.

En una llamada telefónica con la prensa posterior a la junta, Reynés ha sostenido que el objetivo de Naturgy es seguir creando valor tanto para sus accionistas actuales como para los que están por llegar.

La CNMV ha admitido a trámite la oferta parcial, después de que el pasado 5 de febrero el inversor lo solicitara al supervisor, pero la operación necesita el visto bueno del Gobierno. A la espera de conocer el resultado, la compañía ha decidido aplazar la presentación de su nuevo plan estratégico.

En este contexto, el directivo ha indicado que el consejo de administración de Naturgy está "obligado" a dar su postura en cuanto a la operación, pero no hasta que estén listos todos los permisos y se inicie el proceso, si es que finalmente se aprueba. La CNMV solo podrá dar luz verde al folleto una vez que la operación reciba el visto bueno del Gobierno, que cuenta con hasta seis meses para pronunciarse.

"El proceso se puede estirar todo lo que el Gobierno crea conveniente. Estas cosas se saben cuando empiezan, pero no cuando terminan. Sobre todo recalcar que no está en manos de la compañía, sino de autorizaciones externas. ¿Mientras tanto la compañía tiene que estar parada? No, todo lo contrario. Ni lo está, ni lo va a estar", ha aseverado.

De este modo, ha defendido que mientras se resuelve la operación Naturgy continuará con su estrategia y trabajando en una "mejor asignación de recursos". De hecho, para este año tiene comprometidos 1.000 millones de inversión en proyectos de energías renovables.

Actualmente, cuenta con 4.600 megavatios de potencia instalada de generación renovable y se ha propuesto redoblar su esfuerzo inversor en este ámbito, al disponer de una cartera con más de 300 proyectos de más de 13.000 megavatios en España, Australia, Chile, México y Brasil.

En esta línea, Naturgy acordó en enero de este año la compra de Hamel Renewables, una compañía de desarrollo de proyectos renovables en EEUU con un portafolio de 8.000 megavatios en energía solar y unos 4.000 megavatios en almacenamiento.

De su lado, el secretario del consejo, Manuel García Cobaleda, ha estimado que la opa podría alargarse "unos ocho o nueve meses".

Por otro lado, Reynés ha dicho que la salida de Egipto y la desinversión en Chile aumentará las posibilidades de nuevas adquisiciones de la empresa en 600 millones de euros. Naturgy prevé cerrar la venta de la chilena CGE en el segundo trimestre del año, una operación que reportará unas plusvalías en torno a los 400 millones de euros y que implicará reducir la deuda neta del grupo en 3.886 millones de euros, aunque también perderá 250 millones de ebitda o beneficio operativo

No obstante, ha remarcado que Naturgy dispone de una liquidez de más de 10.000 millones de euros para poder afrontar nuevos proyectos. "¿Por qué no los usamos? La disciplina financiera es otro de nuestros objetivos de gestión. Analizamos los proyectos bajo una perspectiva de creación de valor y no estamos dispuestos a desarrollar un proyecto a cualquier precio", ha afirmado.

Normas
Entra en El País para participar