El Tesoro mantiene su previsión de emisiones pese al deterioro económico

Confía en que los fondos del SURE eviten un alza de las colocaciones. Renuncia a la emisión sindicada que se esperaba tras el verano

El Tesoro mantiene su previsión de emisiones pese al deterioro económico pulsa en la foto

Quedan poco más de dos meses hábiles en el mercado de capitales antes de que finalice el año y la perspectiva para la economía española es ahora más sombría de lo que se auguraba en mayo, cuando el Gobierno anunció sus primeras previsiones económicas para 2020 con el impacto de la pandemia. El Tesoro español no parece sin embargo tener prisa por acelerar las emisiones de deuda, en una señal de que estaría dispuesto a mantener las previsiones de colocación lanzadas antes del verano pese al deterioro económico.

El organismo que dirige Carlos San Basilio revisó en profundidad en mayo el programa de financiación previsto para el año: aumentó en 100.000 millones de euros la emisión neta de 2020, hasta rozar los 300.000 millones.

La previsión del Gobierno era entonces cerrar el año con una caída del PIB del 9,2% y un déficit público disparado al 10,3%. La economía ha rebotado en el tercer trimestre, pero la llegada de una segunda ola de la pandemia ya en septiembre va a provocar un ajuste a la baja en esas previsiones, con un descenso del PIB para 2020 en territorio de doble dígito. Agencias de rating y firmas de análisis ya han endurecido sus previsiones para España y los pronósticos de caída del PIB este año van desde el 13% de Funcas, al 12,5% de Moody’s o el 11,3% de S&P. Incluso el Banco de España maneja una banda de desplome económico de entre el 10,5% y el 12,6%, según la intensidad de los rebrotes.

Pero ese agravamiento en las perspectivas económicas no supondría un aumento sobre el endeudamiento neto ya previsto para el año. “El Tesoro está tranquilo. Hicieron una previsión muy prudente y confían en contar este año con los recursos del SURE”, señalan fuentes de mercado próximas al organismo. En su planificación de las necesidades de financiación del año el Tesoro ya incluyó 15.000 millones de euros del fondo europeo de ayuda al desempleo que, de no obtener este ejercicio, se cubrirían en cualquier caso recurriendo al mercado.

El Tesoro realizó una planificación conservadora, capaz de encajar un mayor déficit

Este fondo ha asignado a España 21.300 millones de euros, que se recibirán entre el último trimestre de este año y el primero de 2021. “El Tesoro español tiene un colchón importante con el SURE pero si no hay una primera emisión antes del 20 de octubre, tendrá que recurrir a una emisión sindicada o a subastas ordinarias de más volumen”, señala uno de los creadores de mercado de la institución. Esa primera emisión de deuda que realizará la Comisión Europea para financiar el programa SURE debe aún superar trámites burocráticos para su lanzamiento, si bien una vez realizada, el ingreso es directo para los países receptores.

El Tesoro ha renunciado a realizar una nueva emisión sindicada en septiembre. “Nos ha sorprendido, ha habido un par de ventanas que no ha aprovechado”, añaden desde un banco de inversión, donde también advierten de la dificultad que supone realizar una colocación sindicada cerca de finales de año y demasiado próxima por tanto a la que suele ser habitual en enero.

“El Tesoro público prevé unas emisiones de deuda consistentes con unas previsiones de déficit de en torno al 12% del PIB. Se ve que están siendo prudentes”, dice María Jesús Fernández, economista senior de Funcas, que no prevé un endeudamiento neto más allá de los 130.000 millones ya anunciados. “130.000 millones de emisión neta ya es mucho, no creo que se ajuste al alza”, añade José Manuel Amor, experto de AFI. En BBVA Research sí prevén en cambio un aumento de la necesidad de financiación entre 25.000 y 30.000 millones sobre lo previsto. Y el incremento de la emisión de deuda dependerá de si España puede disponer o no este año de los fondos del SURE

Objetivo ya cumplido al 80%

Lo captado. El Tesoro ha captado ya el 80% de las necesidades de financiación previstas para el conjunto del año, con un grado de cumplimiento muy similar en deuda a medio y largo plazo y en letras (ver gráfico). Ayer realizó una colocación de bonos y obligaciones por 3.829 millones de euros, un importe inferior al máximo previsto, a un interés por debajo de las subastas previas.

El rating. “No hay un efecto obvio sobre el rating si el Tesoro tiene que emitir más de 300.000 millones este año, aunque es poco probable que necesiten hacerlo”, señalan desde S&P, que apuntan a la inyección que supondrá el SURE y el fondo europeo de reconstrucción. La agencia colocó en septiembre en negativa la perspectiva del rating soberano.

Sostenibilidad. ”Si no se corrige el déficit estructural, la deuda española entrará en una senda de insostenibilidad. Es imprescindible que, antes del fin de las compras masivas de deuda del BCE, España presente un plan convincente de reducción del déficit estructural”, añaden en Funcas.

Normas
Entra en El País para participar