Mercados

A&G sobre prohibir los cortos en el Ibex: "Estamos en modo de emergencia"

Diego Fernández Elices, director general de inversiones de A&G Banca Privada, considera que la medida de la CNMV puede ser eficiente

A&G sobre prohibir los cortos en el Ibex: "Estamos en modo de emergencia"
EFE

Los desplomes que han sufrido en las últimas semanas los mercados de todo el mundo por culpa del coronavirus han hecho saltar las alarmas de las autoridades. El Ibex vivió ayer su peor sesión de toda la historia al caer un 14,06%. A última hora del día, la CNMV prohibió las apuestas bajistas contra 69 valores de la Bolsa española en un intento de contener la hemorragia. Todos los valores del Ibex, salvo Grifols, MásMóvil y Viscofan, quedan bajo la protección.

Las apuestas bajistas, o posicionarse en corto, se pueden hacer de dos formas, de manera directa o bien mediante productos derivados. En la modalidad directa, dos inversores llegan a un acuerdo y uno de ellos alquila sus acciones al otro. El inversor que ha alquilado las acciones las vende al momento y, pasado un cierto número de días, compra nuevamente acciones de la empresa (a un precio más barato si le ha salido bien) para devolvérselas al inversor que se las ofreció en alquiler. Aunque ambas partes ganan dinero con la operación, sí que es cierto que la cotización de la empresa sufre presión a la baja.

Mediante derivados, un desplome de los precios en los contratos por diferencias (CFDs) o los warrants pueden terminar causando una psicosis vendedora en Bolsa, ya que estos complejos productos financieros no dejan de ser "apuestas de futuro" sobre que ocurrirá con el precio. 

Diego Fernández Elices, director general de inversiones de A&G Banca Privada, aprueba el movimiento de la CNMV. "Estamos en modo de emergencia y hay que proteger a los mercados con actuaciones de emergencia", comienza diciendo el experto en una conferencia celebrada telefónicamente esta mañana, "por lo tanto esto puede ser una medida eficiente", añade.

Fernández advierte eso sí, que el movimiento emprendido por Albella puede tener una contraparte negativa, ya que este tipo de operaciones proveen, según el experto, de liquidez a los valores. Además, el director de inversiones recuerda que no siempre un corto es una posición especulativa de que algo va a caer, sino que también es una cobertura temporal sobre una posición que se tiene a más largo plazo. "Creo que sí es una buena medida llegada esta situación, una vez implementada no se puede retirar en unos pocos días, pero sí que creo que este no es un tema que debería de durar meses", concluye.

Sobre que estrategia adoptar en este contexto de elevada volatilidad, Fernández defiende que lo importante es tener las cosas claras y no pensar en lo que se cree que va a ocurrir, sino que hay que tratar de "ver que está en precio". En su opinión, no tiene demasiado sentido tratar de anticipar acontecimientos, ya que la evolución del mercado depende de dos factores imposibles de adivinar: cuál va a ser el impacto real del coronavirus en la economía y las medidas que adoptarán Gobiernos y bancos centrales tras la más que asegurada recesión.

El experto considera que el mercado tenía hasta el momento tres buenas balas para frenar los desplomes, la primera el BCE. Pese a haber adoptado buenas decisiones según el analista, no bastó para contentar al mercado. La segunda bala serán acciones coordinadas fiscales o monetarias que no deberían de tardar demasiado en llegar y la última, la reunión que la Reserva Federal tendrá el próximo miércoles.

Precisamente, Fernández ve con muy buenos ojos la respuesta que hasta el momento está teniendo el organismo presidido por Jerome Powell. "Ha estado tremendamente ágil, la lectura inicial que hizo el mercado de su recorte preventivo fue que grave es esto, pero la Fed sigue tomando medidas como inyectar dinero en el sistema monetario para que no se convierta en una crisis de crédito", termina el experto. 

Normas
Entra en El País para participar