Pierde cuatro puntos por conflictos laborales

La puntualidad de Iberia cae al 61% y queda a 20 puntos de su objetivo

La epidemia de retrasos que asuela los aeropuertos en los dos últimos años se ceba con Iberia. En 2011 la puntualidad media ha caído al 61,7% y queda a 20 puntos del objetivo: el 82%. La irregularidad en la operación y los conflictos laborales en la empresa y en su base del aeropuerto de Barajas provocaron un aumento en los retrasos de un 4% desde que Iberia se fusionó con British Airways el pasado enero.

La puntualidad de Iberia cae al 61% y queda a 20 puntos de su objetivo
La puntualidad de Iberia cae al 61% y queda a 20 puntos de su objetivo

La aerolínea española Iberia completará el ejercicio de 2011 con los índices de puntualidad más desalentadores de su historia. Según los datos que ofrece a sus empleados cada día y por cada área de tráfico, durante el año que está a punto de concluir únicamente 61 de cada 100 vuelos de la compañía salieron en hora. Por el contrario, las 39 operaciones restantes sufrieron demoras. Hay que recordar que en el sector se contabiliza como demorado aquel vuelo que acumula más de 15 minutos de retraso sobre el horario anunciado.

Los mejores meses de 2011 en puntualidad fueron enero y febrero, con un 77% y un 72% de vuelos en hora respectivamente. Los peores, mayo y lo que va de diciembre con solo un 54% y un 55% de vuelos puntuales. La gravedad del problema se percibe al comprobar que de los 12 meses contabilizados, en 7 se han conseguido índices de puntualidad que no han alcanzado al 60% de los vuelos. Al respecto hay que recordar que en uno de los meses más conflictivos de la reciente historia aérea española, diciembre de 2010 (que coincidió con el caos provocado por el cierre del espacio aéreo, con 600.000 viajeros afectados), Iberia tuvo una puntualidad del 59%.

Otro dato significativo es la comparación con el año 2010. Durante ese ejercicio se vivieron los periodos más duros de la conflictividad laboral con los controladores aéreos. A pesar de ello Iberia consiguió un índice de puntualidad alejado del óptimo, pero cuatro puntos mejor que en 2011: 65,5%.

En el último plan estratégico de la compañía se fijaba como objetivo mínimo de puntualidad que 82 de cada 100 vuelos salieran en hora. Durante 2011 este objetivo se ha incumplido con un desvío superior a 20 puntos.

Entre los distintos tipos de tráfico en los que organiza la compañía su actividad, el más afectado es, sorprendentemente, el de los vuelos de largo radio compuesto en su mayoría por saltos transoceánicos entre Madrid-Barajas y diferentes aeropuertos en el continente americano. Las demoras en este segmento durante el año que termina ha afectado a 44 vuelos de cada 100. Esto es: el índice de puntualidad es de 55,9%, lo que implica un comportamiento que es seis puntos peor que la media de la compañía.

El último trimestre ha resultado aciago para la regularidad de las operaciones transoceánicas de Iberia: en octubre la puntualidad fue del 47%, en noviembre del 45% y en el actual mes de diciembre se acumula una fiabilidad de tan solo el 38%.

Las explicaciones que las diferentes partes afectadas dan sobre las causas de las demoras son conocidas e incluso reiteradas. La dirección de Iberia acusa a "algunos de sus pilotos" y al conflicto de los controladores con Aena de la epidemia de retrasos. Sepla afirma que la compañía programa más vuelos de los que puede hacer y luego los cancela. Aena dice que la situación mejora y que tiene controladores suficientes.

Lo cierto es que se cumplen dos años desde que los pasajeros esperan una solución.

Diciembre, candidato a batir el récord de retrasos

El actual mes de diciembre tiene muchas papeletas para convertirse en el peor del año para la puntualidad de Iberia. Hasta ayer, su regularidad promedio estaba casi empatada en un 55% con el líder actual, el pasado mayo.

De los 20 días que han transcurrido hasta ayer, 15 se han saldado con puntualidades por debajo del 60%. De ellos, otras cinco jornadas han tenido regularidades que no llegaron al 52%.

De manera sorprendente, durante la huelga de los pilotos del Sepla del pasado domingo la puntualidad no se ha situado entre esos cinco peores días del mes al alcanzar un 56%. A media tarde era del 64%.

IAG, el grupo internacional en el que se han fusionado Iberia y British Airways, es consciente de la grave losa que suponen las demoras de la aerolínea española. El consejero delegado de IAG aseguró en su día a este diario que "el hub de Barajas es muy importante para nosotros, pero no funciona bien". Willie Walsh centró sus críticas en "la deficiente operación del control de tráfico aéreo".

Iberia, igual que el resto de las compañías españolas agrupadas en la patronal Aceta (Air Europa, Air Nostrum, Vueling, o Gestair entre otras) han emprendido actuaciones administrativas para reclamar a Aena daños por los retrasos que padecen sus vuelos en las terminales de la empresa pública, especialmente en el aeropuerto de Barajas.

La primera reclamación por un importe de 62 millones de euros corresponde a las demoras en el periodo entre mayo y noviembre de 2010. Hace menos de un mes formularon una segunda reclamación por 26 millones por los daños ocasionados durante los días críticos del cierre del espacio aéreo entre el 3 y el 4 de diciembre de 2010.

Air Europa

Los pilotos vuelven a la huelga por Navidad

-Desacuerdo: los pilotos de Air Europa continúan con su huelga en fechas navideñas, tras no haber obtenido una respuesta ante la iniciativa del sindicato de este colectivo para desconvocar los paros hasta mediados de enero.

-Paro: el Sepla justifica con este argumento que ayer volviera a su huelga de lunes y jueves cada semana, y realizara su vigésimo sexta jornada de protesta desde septiembre.