Resultados alarmantes

La industria de las TIC genera el 2% de las emisiones de CO2, según Gartner

La industria de las tecnologías de la información y las telecomunicaciones (TIC) genera alrededor del 2% de las emisiones globales de CO2, una cifra equivalente a la aviación, según los últimos datos de la consultora Gartner. Numerosas empresas del sector han empezado ya a tomar medidas para frenar este impacto medioambiental.

La consultora Gartner presentó estos alarmantes resultados hace unos días en San Francisco, donde aseguró que lo datos son insostenibles. Junto a la consultora, otras personalidades han dado la voz de alarma. Jonathan Koomey, profesor de la Universidad de Stanford y científico del laboratorio America's Lauwrence Berkeley, asegura que la cantidad de electricidad consumida por los servidores se ha doblado en los últimos cinco años y habrá crecido un 75% más en 2010.

Según este experto, la energía necesaria para el funcionamiento de los millones de servidores en activo en el mundo, junto a la energía utilizada para refrigerarlos, absorbieron en 2005 la potencia generada por 14 plantas eléctricas de 1.000 megavatios. Y la factura total de la energía requerida por los servidores en el mundo ascendió a aproximadamente 7.300 millones de dólares.

'Reducir el consumo de electricidad en los centros de datos es uno de los retos a los que las compañías se enfrentan hoy en día', ha afirmado Rick Schuckle, director de The Green Grid, un consorcio de empresas dedicadas a la información tecnológica y profesionales comprometidos con la mejora de la eficiencia energética en los centros de datos. AMD, Dell, HP, IBM, Microsoft y Novell son algunos de sus socios.

IBM invierte 738 millones para hacer más eficientes los centros de datos

Precisamente, ayer el gigante azul anunció que va a destinar 738 millones de euros para mejorar la eficiencia energética de los centros de datos. IBM, que cuenta con instalaciones de este tipo en todos los continentes que suman 740.000 metros cuadrados, espera que esta iniciativa, llamada Proyecto Big Green, le permita ahorrar más de 5.000 millones de kilovatios/hora al año. La multinacional precisó que en el proyecto trabajará un equipo de más de 850 expertos.

Según IDC, cada dólar invertido en hardware equivale a un consumo de energía de unos 50 centavos de dólar. En los próximos cuatro años, esta cifra aumentará entre un 54% y un 71%.

Sun Microsystems ha sido sin duda una de las empresas tecnológicas pioneras en la puesta en marcha de una política ecorresponsable. La compañía lanzó en 2005 el procesador UltraSparc T1, que, según explica, es capaz de aumentar la potencia de computación de un centro de datos y a la vez reducir enormemente sus necesidades de consumo energético.

La firma pone un ejemplo de su eficiencia. 'Una empresa cuyo centro de proceso de datos está formado por 1.000 servidores consume 7,02 millones de kv/año (sin incluir refrigeración, necesidades de espacio físico, etc.). Si se hacen los mismos cálculos utilizando servicios basados en el nuevo procesador, el consumo es de 73.080 kv/año. Una diferencia de 6,9 millones, suficientes para cubrir las necesidades de energía de 2.316 hogares españoles durante un año', comentan fuentes de Sun. Alfonso Ramírez, director general de VMware en España, plantea otra solución 'ecológica' para estas chimeneas contaminantes en las que parecen haberse convertido los centros de datos. Es la implantación de infraestructura tecnológica virtualizada, una opción, dice, más limpia medioambientalmente hablando porque emplea una cantidad mejor de hardware físico. 'Y esto no es sólo desde el punto de vista de un servidor, sino que también se reduce el equipamiento de red, los sistemas UPS e incluso el cableado que se requiere. Todo ello supone un impacto mucho menor en el medio ambiente', dice.

En este sentido, IDC estima que en 2006 se desplegaron 2,3 millones de servidores virtuales, comparado con los 7,7 millones de servidores físicos desplegados en el mismo año.

Clientes conscientes, pero pocos planes activos

En una encuesta realizada recientemente entre responsables de tecnología de empresas estadounidenses y europeas, la consultora especializada Forrester Research señala que un 85% de ellos respondió que las cuestiones medioambientales son importantes a la hora de planificar la estrategia en tecnologías de la información (TI).

No obstante, sólo una cuarta parte de las empresas consultadas en la citada encuesta asegura haber introducido los criterios medioambientales en sus programas de TI. En este sentido, algunos ejecutivos de empresas señalan que los llamados 'planes verdes' se mueven todavía bajo parámetros de rentabilidad dentro de las corporaciones. Un responsable tecnológico dijo a Forrester Research que los criterios medioambientales se tienen en cuenta si encuentran un sentido empresarial y no por si mismos. 'Tendrían que demostrar que ayudan a reducir costes', asegura.

Y hay más datos sobre esta cierta dejadez. Forrester señala que sólo el 29% de las empresas cita la refrigeración de los centros de datos como una cuestión de relevancia. En la actualidad, el enfriamiento de los equipos de los centros de datos absorbe entre el 40% y el 55% de la energía eléctrica consumida en estas instalaciones.

Lo cierto es que el peso de las TI es mayor en las políticas energéticas de los países. De esta manera, el aumento del número de ordenadores, servidores y otros dispositivos durante los últimos años ha provocado que las tecnologías de la información supusieran el 3% del consumo de electricidad en EE UU el pasado ejercicio.

En busca de la reducción del consumo de energía

¦bull; Gartner sitúa la aplicación de medidas para controlar el consumo energético como una de las herramientas principales para cuidar del medioambiente. En este sentido, pide el desarrollo de impresoras y servidores de bajo consumo y advierte contra el sobre exceso de aprovisionamiento.

¦bull; Estos expertos piden también a las empresas el apagón de los equipos en las horas que no son de trabajo, y sitúa como una necesidad, el alargamiento de la vida útil de los equipos.

¦bull; El análisis de los residuos es otra de las claves. En esta línea, Forrester apunta la posibilidad, por parte del fabricante, de aprovechar las partes útiles de equipos que se van a retirar. De igual manera, estos observadores apuntan la necesidad de una mayor ampliación de las actuales regulaciones de residuos.

Iniciativas en marcha para ser más verde

La presión de asociaciones ecologistas como Greenpeace y la mayor concienciación de los usuarios (empresas y particulares) que reclaman productos más verdes que reduzcan el impacto ambiental ha llevado a muchas compañías a poner en marcha iniciativas para ser más ecológicas. La semana pasada, sin ir más lejos, Steve Jobs, presidente de Apple, desveló un plan para hacer la compañía 'más verde que sus competidores'.

El anuncio se produjo después de que Greenpeace hiciera público un estudio que colocaba a la compañía de la manzana en el último lugar de una lista de 14 fabricantes de ordenadores. Era la menos limpia. Jobs se ha comprometido a eliminar sustancias químicas tóxicas de sus nuevos productos y a reciclar más equipos viejos.

Entrando en detalles, Apple ha dicho que eliminará el uso de arsénico en todos sus monitores y el empleo de PVC para finales de 2008. También pondrá fin al uso de retardantes de fuego basados en bromo, además de reducir el uso del mercurio.

Según Iza Kruszewska, de Greenpeace, la industria tecnológica ha dado pasos positivos durante los últimos 12 meses y que las compañías han empezado a actuar en lugar de sólo emitir declaraciones de sus intenciones, pero evitó describirlas como 'verdes'.

Otra iniciativa reciente en España que liga las tecnologías y el medio ambiente ha venido de la mano de la franquicia lusa Fill-Up Ibérica, que se dedica al reciclado de consumibles informáticos de impresión. La compañía quiere implantar su concepto de negocio en España, donde pretende repetir la positiva evolución que ha registrado en Portugal desde que iniciara su actividad en el año 2000, que le ha permitido configurar una red de 12 establecimientos (1 propio y 11 franquiciados). La firma pone a disposición de los emprendedores cuatro modelos de franquicia diferente.

HP recicla cartuchos

¦bull; El reciclaje de cartuchos y otros suministros consumibles se ha convertido en otra de las armas de las firmas de TI para la defensa del medioambiente. Un dato, desde 1992, Hewlett- Packard ha reciclado unos 112 millones de cartuchos de tinta en todo el mundo.