_
_
_
_
_

Los tenedores de deuda extranjera de Evergrande perderán el 94% de su inversión

El gigante inmobiliario chino presenta su plan de reestructuración, en el que propone a sus acreedores canjear su deuda por bonos y acciones de dos empresas vinculadas al grupo

Logo de Evergrande en sus oficinas de Shenzen, en China.
Logo de Evergrande en sus oficinas de Shenzen, en China.

Malas noticias para los acreedores de deuda de Evergrande: perderán más del 90% de su inversión, según el plan de reestructuración presentado este miércoles por el grupo inmobiliario. Según los cálculos de la empresa, sus tenedores recuperarán alrededor de 9.73 mil millones de yuanes, lo que al cambio equivale a 1.410 millones de dólares. Esto supone menos del 6% de toda su inversión, pues el total de deuda offshore asciende a 22.700 millones de dólares. Los principales afectados son grupo Ashmore, la gestora Fidelity Internacional, UBS, BlackRock y el Fondo de Inversión de Pensiones del Gobierno de Japón.

El grupo espera que la reestructuración entre en vigor el 1 de octubre de este año y ha ofrecido a sus acreedores la opción de canjear su deuda por nuevos bonos e instrumentos vinculados a acciones relacionados con dos empresas que cotizan en Hong Kong: Evergrande Property Services Group y Evergrande New Energy Vehicle Group. En las dos opciones propuestas, los acreedores pueden intercambiar todas sus tenencias en notas nuevas con vencimientos de 10 a 12 años o convertirlas en diferentes combinaciones de notas nuevas e instrumentos vinculados a acciones.

Con más de 300.000 millones de dólares en pasivos totales, incluida la deuda en el extranjero, Evergrande ha estado en el centro de una crisis de deuda inmobiliaria en la que varios desarrolladores chinos han incumplido sus obligaciones, lo que les ha obligado a idear este plan de reestructuración. De acuerdo con la empresa, este plan “aliviará la presión de la compañía por el endeudamiento en el extranjero y facilitará los esfuerzos para reanudar las operaciones”.

Evergrande se ha comprometido a hacer “todo lo posible para restaurar un ecosistema saludable de capital y negocios, reparar su estructura de capital y estabilizar sus operaciones comerciales”. Según la compañía, un grupo clave de estos tenedores ha aceptado su propuesta y espera firmar un acuerdo de respaldo a finales de este mes. Sidley Austin y Houlihan Lokey son los asesores de Evergrande, mientras que Moelis & Company y Kirkland & Ellis son los asesores del grupo de bonistas.

Los analistas creen que este plan de reestructuración podría establecer un modelo para los rivales en dificultades y mejorar la confianza de los inversores en el sector inmobiliario chino, tan asediado en los últimos años. Evergrande es el segundo desarrollador inmobiliario más grande de China; su deuda ha llegado a ser tan alta que el el banco central de China dijo en 2018 que esta y otras empresas podrían representar un riesgo sistémico para el sistema financiero nacional. En ese momento los pasivos de la empresa involucraban hasta 128 bancos y más de 121 instituciones no bancarias, según una carta filtrada por Reuters.

Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, Twitter y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance
Recíbela

Sobre la firma

Denisse López
Es redactora de la sección de Economía de EL PAÍS y CINCO DÍAS. Escribe habitualmente de macroeconomía y coyuntura. Se incorporó a esta casa en 2022, después de haber trabajado en distintos medios digitales en México. Estudió Relaciones Internacionales en la Universidad Nacional Autónoma de México, y el Máster de Periodismo UAM-El País.

Más información

Archivado En

_
_