Entrevista Ministro de Finanzas de Ucrania

Sergii Marchenko: "La guerra es sostenible para Rusia pero no para Ucrania"

El economista pide medidas más contundentes a Occidente, con el objetivo de cortar los ingresos rusos que provienen de las materias primas y que se utilizan para financiar la invasión

El ministro de Finanzas de Ucrania, Sergii Marchenko.
El ministro de Finanzas de Ucrania, Sergii Marchenko.

El ministro de Finanzas de Ucrania, Sergii Marchenko, ha dirigido las cuentas del país durante toda la guerra con Rusia. Desde su oficina en Kiev, el economista sentencia en una videollamada que, aunque comenzó su gestión en 2020, cuando Angela Merkel seguía al mando del ejecutivo alemán, nunca había visto al Kremlin lucrar tanto como ahora. En este contexto, Marchenko asegura a CincoDias que es necesaria una mayor contundencia en las medidas europeas para frenar a la maquinaria de Moscú.

¿Piensa que las sanciones han sido efectivas?

No. Pensamos que no son realmente efectivas. Lo que vemos es que los líderes rusos han tomado decisiones que los han preparado para sostener la guerra en el tiempo. Uno puede ver que el daño a la economía rusa ha sido mucho menor que a la economía ucraniana. Cada día están recibiendo miles de millones por las exportaciones de gas y petróleo. Esto les permite financiar la guerra. Mientras nosotros calculamos nuestras pérdidas, ellos están contando sus ganancias.

¿Cuál ha sido el impacto económico de la guerra en Ucrania?

Ha sido inmenso. Solo podemos cubrir alrededor del 62% de nuestro presupuesto nacional, y esto sin contar el gasto militar. La inflación entre mayo y abril llegó al 18%. En total, el daño se sitúa alrededor de 103.900 millones de dólares, pero esto se extiende por varios sectores. Por ejemplo, tan sólo en destrucción de edificios residenciales son 39.000 millones. En general, anticipamos que el PIB se contraiga por la destrucción de la infraestructura y por la pérdida de ganancias de las empresas.

¿Qué necesita Ucrania?

Necesitamos más sanciones contra más bancos y compañías rusas. También pedimos medidas contra aquellos países que están evadiendo las sanciones y que están permitiendo que Rusia se sostenga. En general, necesitamos que los rusos dejen de ser una opción dentro del sistema económico internacional.

¿Están fallando en algo las ayudas europeas?

Hemos recibido su apoyo económico desde que comenzó la invasión, pero no es suficiente. La guerra nos cuesta 5.000 millones de dólares al mes y, en ese sentido, el apoyo que recibimos de Occidente no basta para cubrir los gastos. Hemos tomado medidas, pero el apoyo europeo está tardando. Necesitamos el dinero más rápido.

Alemania ha sido especialmente blanda frente a las sanciones, ¿Cuál es su opinión sobre esto?

No voy a entrar en detalles sobre el pasado. Lo único que puedo decir es que estamos recibiendo un gran apoyo del Gobierno del Canciller Olaf Scholz. Sin embargo, obviamente tenemos mayores expectativas. Lo que nosotros venimos pidiendo es un embargo total sobre el gas y el petróleo rusos. Sabemos que todos los países están sufriendo mientras Moscú está recibiendo millones diarios. En este sentido, lo que nosotros sugerimos es un corte total y rápido. Si esto no se va a hacer, quisiéramos que se busque alguna alternativa realista.

¿Cómo están financiando la guerra?

Principalmente, a través de los impuestos, pero también hemos creado los bonos de guerra. La ganancia por ellos ha sido alrededor de unos 3.400 millones de dólares y queremos seguir esta campaña. Por otro lado, nos hemos apoyado también en las contribuciones económicas que hemos recibido de otros países y de las ayudas internacionales.

¿Es eso sostenible?

Por supuesto que no es sostenible. Pensábamos que la guerra iba a durar entre uno y tres meses. Ahora no sabemos cuanto va a tardar. Nuestros costos y el daño a nuestra economía se incrementan cada día. Tenemos que ver cómo vamos a solucionar este problema, porque Rusia se enriquece mientras que nuestra economía se destruye.

¿Puede Rusia sostener la guerra?

La guerra es sostenible para Rusia, pero no para Ucrania. Hay que tener en cuenta que la guerra es en nuestro territorio. Para nosotros es un daño real. Está muriendo nuestra gente y están destruyendo nuestra infraestructura y nuestras industrias. A ellos solo les cuesta reponer los equipos militares que se destruyen.

Países como China e India siguen haciendo negocios con Rusia. ¿Cuál es su opinión sobre esto?

China e India saben lo que es tener guerra en su territorio. Aún así, no están apoyando a Ucrania como otros países. No obstante, lo único que pedimos es que no se pongan del lado de Rusia. Si no quieren apoyar con armas o dinero está bien. No se trata de estar de un lado o del otro, sino apoyar a la gente para que no muera. Apoyen a nuestra gente que necesita ayuda humanitaria. Además de eso, solamente les pedimos que no culpen a los ucranianos de la guerra. Que muestren respeto por las personas que están muriendo. Les pedimos por favor que no justifiquen los asesinatos.

¿Cuáles son sus expectativas sobre su futura integración con Europa?

Estamos agradecidos y esperamos la decisión del Parlamento Europeo sobre nuestra candidatura. Lo que queremos es implementar las regulaciones legislativas y anticorrupción, que sentimos que serán positivas para nosotros. Por otro lado, esperamos recibir también el apoyo y tener acceso a los fondos europeos para que nuestra economía pueda recuperarse completamente.

Hasta ahora su economía ha estado basada en exportación de materias primas ¿Cambiará en el futuro?

Hablando del futuro, esperamos expandir nuestras exportaciones a nuevos países, pero también apoyar a las pymes y al campo de los servicios. Desde la invasión de Crimea nos distanciamos mucho de Rusia. En los próximos años pienso que seguiremos ese camino y trataremos de recuperar lo que se ha perdido. Por el momento, tenemos un problema con las exportaciones. Somos uno de los principales productores mundiales de aceite de girasol y de harina, pero por la guerra y los bloqueos marítimos hay un problema de distribución. Ese era uno de nuestros principales ingresos, y además puede ocasionar hambrunas en otros países. Esperamos recuperarlo pronto.

Normas
Entra en El País para participar