El temor al desabastecimiento anticipa el consumo navideño

El 46% de los españoles comprará sus obsequios en el "Black Friday" por miedo a retrasos en los envíos

Una familia se detiene frente a una tienda con descuentos.
Una familia se detiene frente a una tienda con descuentos. GETTY

El miedo a quedarse sin regalos en Navidad por culpa de la crisis logística y de suministros está anticipando el consumo entre la población mundial. El 61% de los estadounidenses ha empezado en octubre con las compras navideñas, 10% más que el año pasado. La razón es simple: están preocupados por los desabastecimientos en las tiendas y los retrasos en los envíos. Así lo ha señalado este lunes KPMG en su último informe, titulado El acelerón del consumo y la crisis de la cadena de suministro, en el que ha vaticinado que también en España se adelantarán en la adquisición de sus obsequios. Aunque la firma desconoce el número de españoles que seguirá el ejemplo de los estadounidenses, otro informe publicado este lunes brinda una aproximación: el 46% de los ciudadanos comprará sus regalos durante el Black Friday (26 de noviembre) por temor a no tener los artículos para esas fechas. Así se desprende de la última encuesta de Idealo.

Los grandes retailers descartan desabastecimientos, pero ellos mismos están favoreciendo el adelanto de las compras con promociones tempranas, según explica KPMG, que también teme retrasos para la época decembrina. El escenario no es sencillo: puertos colapsados y llenos de contenedores que no son transportados porque no hay camioneros, navieras que venden el poco espacio libre en sus buques a precios exorbitantes, retrasos en las fábricas asiáticas y la constante subida del precio del combustible son algunas de las situaciones que llevan meses dificultando el comercio y que no se prevé que sean resueltas antes de fin de año. Así, el auge de la demanda ha pillado la producción aún a medio gas por el Covid.

Ante los posibles retrasos, KMPG señaló en un informe previo que los compradores navideños eran prudentes al no esperar hasta el último momento en la compra de sus regalos, pues no solo corren el riesgo de quedarse sin ellos, sino también de tener que pagar más dinero debido a las cantidades limitadas de producción. En cuanto a la cadena de suministro, lo único que la empresa considera que se puede hacer es reforzar, con proveedores de confianza, la disponibilidad de medios para mover la mercancía ya adquirida y disponible.

En cuanto a las promociones, la firma considera que las marcas invertirán en marketing a fin de fomentar el consumo tanto en Navidad como en el Black Friday, pero habrá menos productos con descuento y este será menor respecto a otros años debido, principalmente, a que en esta ocasión no hay necesidad de reducir el exceso de stock, todo lo contrario: se trabajará con mercancía recién producida. Las estimaciones de KPMG no son muy alentadoras en este sentido, pues cree que incluso a las empresas con gran capacidad de producción les faltará entre el 15% y 20% del volumen necesario en productos altamente electrónicos. Esto ya se ha visto en meses anteriores: automóviles, videoconsolas, bicicletas; todo tipo de productos se están viendo afectados porque no hay suficientes chips. El desabasto ha dejado una valiosa lección: no se puede depender solo de China. Ya es tarde para que los cambios en la cadena de suministros permitan solventar la falta de aprovisionamiento para diciembre, pero es necesario que las compañías diversifiquen tanto en compras como en transportes y consideren la proximidad del país de producción, no solo el coste de la mano de obra. Para KPMG, estos cambios son clave para la recuperación del sector.

Los españoles desconfían de los descuentos del Black Friday

El 64,6% de los españoles piensa que las tiendas suben los precios antes de la jornada de descuentos, según la última escuesta de Idealo, publicada este lunes. A la desconfianza se suma el desabastecimiento de materias primas, que según diversos analistas hará que los precios de este Black Friday sean menos competitivos que otros años. A pesar de ello, la mitad de la población prevé comprar sus regalos de Navidad en esta fecha, y gastarán de media unos 270 euros.

Normas
Entra en El País para participar