Microsoft podrá analizar nuestras reuniones.
Microsoft podrá analizar nuestras reuniones.

Microsoft tiene un sistema que sabrá si una reunión no ha servido para nada

Se trata de un sistema que analizará la eficacia de esas sesiones.

Si trabajas en una oficina y tienes unos jefes a los que les encanta reunirse, seguro que te ha ocurrido alguna vez que ha terminado el día, has repasado lo que has hecho y has pensado que has tirado la jornada a la basura: tres reuniones y ninguna ha sido productiva porque al final ni se han tomado decisiones, y aquellas cuestiones que estaban en debate apenas han tenido protagonismo.

El problema ya no es solo la ineficacia, sino que a efectos físicos es peor estar todo el día de reuniones que andar hasta arriba de trabajo sin parar un solo minuto. Uno se cansa, no encuentra la postura en la silla, tarde o temprano aparecen los bostezos y solo miramos el reloj para ver cuándo termina el suplicio. Así que es muy posible que en breve tu empresa decida qué, cuándo, cómo y con quién te reúnes para disfrutar de meetings mucho más productivos.

Una patente para analizarlo todo

Así las cosas, Geekwire ha encontrado una interesante patente de Microsoft que viene justo a hacer eso: analizar cómo se llevan a cabo las reuniones y decidir si ha tenido algún tipo de utilidad. Ahora bien, seguro que estáis pensando cómo será capaz el sistema de saber todo eso y la respuesta es evidente: muchas cámaras y también otro poco de inteligencia artificial y algoritmos.

Patente de Microsoft para supervisar reuniones.
Patente de Microsoft para supervisar reuniones.

Ese sistema que los de Redmond quieren patentar se encargaría de ver una reunión entera y, al finalizarla, dar una puntuación general que se obtendría de fuentes como el número de participantes, el lenguaje corporal de cada uno de ellos, sus expresiones faciales, las condiciones ambientales, la hora de convocatoria y hasta la temperatura de la sala. Además, la tecnología sería capaz de analizar hasta las veces que los asistentes han consultado su móvil.

Pensaréis que qué sentido tiene inventar algo así en los tiempos de pandemia y teletrabajo, pero ahí radica una de sus ventajas, que a Microsoft le da igual dónde estemos: podrá analizar también las videollamadas y crear un informe parecido que los responsables del departamento podrán consultar cuando se finalice la sesión.  Eso sí, no penséis que este sistema de Microsoft solo tiene como motivo pillar in fraganti a los que no atienden, al revés, su uso también se enfoca como una tecnología capaz de mejorar los resultados de esas reuniones ofreciendo alternativas y consejos sobre cuáles son las horas ideales de convocatoria, el número de participantes recomendados o las condiciones que debe cumplir la sala para evitar que nadie se distraiga. Veremos cómo evoluciona la idea.

Normas
Entra en El País para participar