Meliá pierde 358 millones y firma el peor semestre de su historia

Cuenta con una posición de liquidez de 553 millones para hacer frente al deterior del Covid-19

Gabriel Escarrer, consejero delegado de Meliá.
Gabriel Escarrer, consejero delegado de Meliá.

Meliá, la mayor cadena hotelera de España, ha registrado los peores seis meses de su historia impactada de lleno por la paralización del turismo en todo el mundo y el cierre de la práctica totalidad de los hoteles debido a la pandemia del Covid-19. Así, entre enero y junio de este año la firma ha perdido 358,5 millones de euros, frente a los 47,7 millones de beneficios obtenidos en los primeros seis meses de 2019.

Y es que, según explica la cadena hotelera a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) los ingresos cayeron un 63,3% en el periodo hasta los 319,1 millones. El mayor impacto se produjo en segundo trimestre, con un hundimiento del 94,5% de los ingresos debido al cierre de los hoteles. De hecho, según detalla el consejero delegado de Meliá, Gabriel Escarrer, en los meses de mayo y junio los ingresos se aproximaron a cero.

Además, aunque en junio se inició la reapertura de hoteles en diferentes áreas, la firma destaca que se ha producido a diferentes velocidades y durante el segundo trimestre tan solo mantuvieron abiertas el 12% de las habitaciones, en comparación con el mismo periodo de 2019.

Por otro lado, el impacto del nuevo coronavirus también se ha reflejado en forma de deterioros del valor de los activos por importe de 148 millones. Meliá señala que este volumen ha afectado a diferentes epígrafes de la cuenta de resultados pero no ha tenido una salida de caja, por lo que no menoscaba la liquidez de la compañía. A cierre de junio, la compañía hotelera mantenía una posición de liquidez de 553 millones de euros entre tesorería y líneas de créditos no dispuestas.

Al cierre del semestre la deuda neta se incrementó en 140 millones respecto a los tres primeros meses del año, hasta los 2.323 millones de euros. No obstante, los mayores vencimientos de pasivo están previstos para 2024 y 2025 y la compañía cuenta con 103 millones de liquidez adicionales respecto al cierre de marzo.

Al igual que en el trimestre anterior, Meliá diferencia dos etapas impactadas por el Covid-19. Los meses de abril y mayo, con la mayoría de los hoteles cerrados, y el mes de junio, cuando se inicia la reapertura de hoteles en diferentes áreas y a diferentes velocidades. A cierre de junio el número de hoteles abiertos era de 91 de los 326 que tiene la compañía (28% del total).

Del mismo modo, el beneficio por habitación disponible, que es el principal indicador de rentabilidad en la industria hotelera se desplomó en conjunto un 89,7%, hasta los 6,9 euros por habitación. Además, Meliá puntualiza que para elaborar este indicador han tenido solo en cuenta los hoteles abiertos, por lo que si incluyera a todos los inmuebles la caída sería aún mayor. Por países, Cuba cayó un 97,1% y España un 83,3% mientras que la región de América descendió el 91,5%, EMEA el 84,3% y Asia el 64,7%.

Perspectivas del negocio

De cara al tercer trimestre, en las diferentes regiones se está procediendo con la reapertura paulatina de hoteles, si bien las perspectivas de aperturas están sujetas a la evolución de la demanda de los diferentes destinos donde tiene presencia.

La cadena ha destacado que en España, durante el mes de julio se habrán reabierto casi 60 hoteles, concentrados fundamentalmente en la costa peninsular, Baleares y Canarias para una temporada que estiman que "será más corta de lo habitual".

En América,  Meliá ya tiene abiertos dos hoteles en México (Meliá Puerto Vallarta y Paradisus Playa del Carmen) y espera abrir Paradisus Los Cabos a mediados de agosto. En cambio, en la República Dominicana, los hoteles permanecen cerrados y no se plantea su reapertura hasta el  cuarto trimestre del año.

En Cuba, desde julio se autorizó la reapertura de hoteles para ventas al mercado interno. Sin embargo, dada la escasa actividad turística que espera Meliá en el tercer trimestre centrará en las obras de remodelación y actualización de productos de los principales hoteles.

En cuanto a la dinámica de los hoteles en Asia, Meliá está constatando una recuperación de los destinos de China y Vietnam. En estos momentos mantiene el 90% de sus hoteles abiertos en esta división.

Normas
Entra en El País para participar