Los descuentos en los concesionarios buscan evitar la vuelta del coche mileurista

En stock hay más de 400.000 vehículos disponibles

Comprar coche barato

Si algo ha puesto de manifiesto esta pandemia es que una cosa es lo que se planea y otra muy diferente lo que sucede. Cuando todo apuntaba a que el eléctrico sería el gran protagonista de la movilidad en los próximos años y la supresión de los coches de combustión tradicional era el objetivo, lo que complicó bastante la decisión de compra de los españoles en el último año y medio, ahora todo ha dado un vuelco.

Los fabricantes de coches, los concesionarios y la posventa, pero también el Ejecutivo, aún en shock, no están teniendo más remedio que adaptarse a la nueva situación. Y ya se sabe, a río revuelto, ganancia para los compradores.

Para empezar hay un nuevo plan renove sobre la mesa, dotado con 400 millones de euros, que no solo estará destinado al coche eléctrico, sino también a otras motorizaciones, hoy ya mucho menos contaminantes. Algo que anunció Industria y que beneficiará a los compradores que se encontrarán con precios más bajos. Además, puede ayudarles a disipar la incertidumbre de los últimos meses.

Los coches de km 0 y con menos de 5 años acapararán las ofertas

"Tiene sentido un plan de achatarramiento como el que prepara el Gobierno", arguye Nicolás Cantaert, director de general de Sumauto (AutoScout24.es y Autocasion.com), porque si no, "el esfuerzo de los últimos 15 años para rejuvenecer el parque y alcanzar el objetivo de cero emisiones de la UE para 2050 no habrá servido para nada".

Máxime ahora, cuando un estudio hecho en mayo por la compañía tecnológica Bipi pone de manifiesto que, con la desescalada, el 71% de los encuestados se decanta por el coche privado por el miedo a contagiarse del virus en el transporte público. Es más, avanzan en RACE (Real Automóvil Club de España) que "para respetar el distanciamiento social también se espera un fuerte tirón en la demanda de motocicletas".

Esta tendencia y "la situación económica en la que han quedado muchos españoles con la pandemina vuelve a resucitar el miedo a volver a los niveles de 2012, cuando lo que más se vendían eran los llamados coches mileuristas (de más de 12 años), muy contaminantes", apunta Cantaert.

Y es que en época de crisis, "los vehículos de ocasión (VO) son un refugio para muchas familias", recalca Raúl Morales, portavoz de Faconauto (patronal de concesionarios oficiales de automoción), y "lo que interesa es que los elegidos no sean de más de 10 años de antigüedad, que tendrían que achatarrarse definitivamente".

Pero la realidad es que en 2019 se vendieron más de 800.000 vehículos con diez o más años de edad, recuerda Jaime Barea, director general de Ganvam (Asociación Nacional de Vendedores de Vehículos a Motor).

Por ello, y aunque todo está pendiente de los recursos que España reciba de la UE, el sector ha pedido, y se baraja, que este nuevo plan renove también incluya a los vehículos de menos de seis años de antigüedad, hoy mucho menos contaminantes, para evitar que aparezcan los más viejos.

En 2019 se vendieron más de 800.000 vehículos con diez o más años de edad, según Ganvam

"Ya sea para comprar coche nuevo, kilómetro cero o vehículo de segunda mano joven", esta medida es aplaudida en RACE (Real Automóvil Club de España) porque, además de rejuvenecer el parque, sería también muy positiva para mejorar la seguridad vial y, de paso, no aumentar las emisiones de dióxido de carbono.

Lo mismo opina Borja Polo, responsable de motor de Rastreator. "Con estas ayudas y las que aporten las marcas es probable que se pueda reducir la edad media del parque automovilístico español", actualmente situada en los 12 años.

El Gobierno se está dando cuenta de que no se levanta un sector derruido, que este año reducirá la venta de coches nuevos casi un 50% (unos 700.000 vehículos) y un 25% los de segunda mano, potenciando solo el coche eléctrico.

Este es uno de los motivos por los que también ha modificado algunas condiciones en el anteproyecto de Ley de Cambio Climático, presentado la semana pasada por la ministra del ramo, Teresa Ribera. En esta norma se ha suprimido la prohibición de la venta de coches diésel y gasolina para 2040.

Un cambio que "abre la posibilidad de que la descarbonización se lleve a cabo de forma racional y progresiva, pero contando con los coches de combustión", asegura Morales. Pero, además, puede ayudar a disipar las dudas de los compradores en busca de coche.

En el almacén

También juega en favor de los compradores el gran volumen de vehículos que tienen las marcas actualmente en existencias, que Barea sitúa en más de 400.000 (200.000 coches nuevos y 225.000 coches ya matriculados kilómetro cero y seminuevos de hasta tres años).

"Un sobrestock nunca visto", aseguran en la plataforma de venta online Clicars, y la consecuencia es "una tremenda bajada de precios y descuentos, que en el mes de abril alcanzó hasta el 20% porque hay que dar salida a esos coches que se devalúan diariamente".

De hecho, Cantaert señala que muchas marcas están potenciando el renting a particulares para facilitar el acceso y que no tengan que gastarse los 18.000 euros que de media se gastan los españoles en un coche.

Las marcas impulsan el renting a particulares para facilitar el acceso al coche y evitar así un gasto de 18.000 euros de media en la compra de uno nuevo

Los concesionarios se han puesto las pilas para vender todos esos vehículos. "Además de potenciar los canales digitales para contrarrestar el miedo al Covid, las marcas han puesto en marcha campañas muy agresivas con grandes rebajas y mejores condiciones financieras para movilizar al cliente", asegura Morales. Una estrategia que, cuenta Polo, ya están trabajando todos los fabricantes para reactivar las ventas de vehículos que ya están ensamblados y preparados para entregar.

Periodos de carencia en los plazos, como ha hecho Mitsubishi, de la mano de Santander Consumer Finance, que permite comprar ahora y empezar a pagar en 2021; la extensión de la garantía o el seguro gratis durante al menos un año, así como entregar el coche en la puerta de la casa del comprador son algunos de las iniciativas de las que podrán beneficiarse los clientes.

Los coches ya fabricados y kilómetro cero serán, a juicio de Canataert, los primeros que los concesionarios querrán quitarse de encima y serán los más bonificados, teniendo en cuenta que, como se ha parado la producción, los plazos de entrega para los vehículos nuevos aún sin fabricar pueden alargarse.

En estos momentos pueden surgir dudas sobre qué es más ventajoso, si comprar un kilómetro cero ya matriculado o un coche de segunda mano joven (de hasta cinco años) que estará muy bonificados frente al vehículo nuevo.

Compradores en busca de ofertas

Los descuentos en los concesionarios buscan evitar la vuelta del coche mileurista

Aunque al inicio del confinamiento se produjo una caída en la intención de compra, la demanda retenida por la incertidumbre en los últimos meses sigue latente. Para Rastreator, el 74% de los usuarios de esta plataforma tiene intención de comprar coche en los próximos tres meses. "Lo que es un dato muy positivo", señala Borja Polo, responsable de motor de Rastreator.

Las preferencias entre el vehículo nuevo (VN) y el de segunda mano (VO) son muy similares, dado que el 58% de las búsquedas corresponden a VN y el 42%, a VO. No obstante, este comparador ha detectado que un 26% de los usuarios tiene intención de comprar en un periodo superior a los tres meses.

Por su parte, aseguran en Sumauto, integrado por AutoScout24.es y Autoocasión.com, a los que acuden cuatro millones de personas al mes, las busquedas ya se han empezado a reactivar. Aunque ha habido un cambio de tendencia respecto a los coches diésel en el último año, siguen siendo uno de los más buscados en el mercado de segunda mano, entre otras cosas porque es el segmento donde existe más oferta.

Normas
Entra en El País para participar