Citröen Ami: pequeño, eléctrico, barato y lo puedes cargar con los enchufes de tu casa

Citröen Ami: pequeño, eléctrico, barato y lo puedes cargar con los enchufes de tu casa

La apuesta por la movilidad sostenible de los franceses.

Citröen ha revivido una de sus gamas más míticas solo que con unos pequeños (grandes) cambios de por medio, que tienen que ver sobre todo con su motorización y tamaño. Porque su primer Ami (el 6) fue, hace casi 60 años, uno de los utilitarios que llevaron los coches por primera vez a cientos de miles de familias francesas, por lo que no hay mejor homenaje que usar ese mismo nombre para su pequeña apuesta eléctrica actualizada.

Citröen Ami.
Citröen Ami.

Este Citröen Ami es un diminuto vehículo de apenas 2,5 metros de largo, diseñado para movernos por una ciudad de tamaño medio o grande, y que permite el transporte de dos personas en un interior de una manera bastante amplia que recuerda a ese concepto Smart, y que nos podrá llevar y traer sin problemas a dónde queramos ir: ya sea a la universidad, a la oficina o de vuelta a casa.

Sin carnet y solo por ciudad

Este Citröen Ami, de todos modos, no es equiparable a los Smart de dos plazas ya que no son coches como tal, sino que pertenecen a ese tipo de vehículos que se pueden disfrutar sin carnet de conducir, lo que obliga a sus propietarios a no poder circular por fuera de la zona urbana de la ciudad en la que residen. Es por eso que no podrán acceder a autopistas, autovías y otras carreteras que comuniquen distintas poblaciones.

Interior del Citröen Ami.
Interior del Citröen Ami.

Aun así, estamos hablando de un vehículo que instala una batería de 5,5 kWh que le permite contar con una autonomía de 75 kilómetros. Pensaréis que no es mucho pero tened en cuenta que no utiliza un conector propietario (de Citröen) de carga y lo podréis conectar a un enchufe normal como los que tenemos en casa. Además, en apenas tres horas tendréis completamente cargadas sus baterías, por ejemplo, mientras estáis en clase por las mañanas.

Citröen Ami.
Citröen Ami.

Al ser un coche sin carnet tienen la velocidad limitada a un máximo de 45 km/h., lo que es suficiente para desplazamientos dentro del mismo casco urbano donde los límites de velocidad siempre se sitúan alrededor de esas cifras. En cuanto al diseño, decir que es muy coqueto, con unas líneas con cierto aire retro, y en su interior tenemos un salpicadero muy simple, con una pequeña pantalla para ver niveles de carga, velocidad, etc., un conector USB y una base para dejar el móvil.

Citröen Ami.
Citröen Ami.

Este Citröen Ami tiene un precio de 6.990 euros y la compañía ofrece un sistema de pago más que interesante para esos chavales que quieran tener su primer coche: pago inicial de 2.644 euros y cuatro años de alquiler a 19,90 euros al mes. Llegará a España en la segunda mitad de este mismo año.

Normas
Entra en El País para participar