La OCDE alerta de que el crecimiento global "puede haber llegado a su máximo"

Advierte que se aprecian ya los "efectos adversos" de la tensión comercial

Prevé que la zona euro crezca un 2% en 2018, dos décimas menos de lo estimado en mayo

OCDE
El secretario general de la OCDE, José Ángel Gurría EFE

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) ha alertado de que el crecimiento global "puede haber llegado a su máximo", a lo que hay que añadir los "efectos adversos" que las tensiones comerciales están provocando en la confianza y en los planes de inversión, según se desprende de la revisión de su informe 'Perspectivas Económicas 2018', publicada este jueves.

La organización también ha alertado de que algunas economías emergentes están sufriendo problemas por el crecimiento de las "presiones de los mercados financieros" y de que los salarios y la inflación están "sorprendentemente" bajos.

"Una década después de la crisis financiera, las vulnerabilidades siguen en los mercados financieros debido a los elevados precios de los activos y unos altos niveles de deuda", ha subrayado el organismo internacional. "Las reformas han fortalecido el sistema bancario, pero los riesgos se han traspasado a las instituciones no bancarias, que están menos reguladas", ha añadido la OCDE.

Ante estas presiones, la entidad ha recomendado una "normalización gradual" de la política monetaria y la recuperación del "espacio fiscal", necesario para poder reaccionar en caso de otra crisis económica.

La principal consecuencia de estos riesgos se refleja en el crecimiento del PIB. Australia, Canadá, Japón, Estados Unidos, China y Rusia mantienen sus perspectivas de crecimiento para 2018. De su lado, la mayor revisión se da en Argentina, como consecuencia de la crisis inflacionaria y de divisas que ha sufrido el país en las últimas semanas. Por tanto, la OCDE ha revisado a la baja en 3,9 puntos porcentuales el crecimiento, hasta el -1,9%. Le sigue Turquía, cuya previsión de crecimiento se ha recortado en 1,9 puntos porcentuales, hasta el 3,2%.

Para 2019, el organismo ha recortado en 2,5 puntos porcentuales la perspectiva de crecimiento de Argentina, hasta el 0,1%. El aumento del PIB de Turquía se ha revisado 4,5 puntos a la baja, hasta el 0,5%.

La zona euro, en la misma línea, crecerá un 2% en 2018, dos décimas menos que la primera estimación de mayo. En 2019 el conjunto de países que usan el euro como moneda común crecerá, de media, un 1,9%, otras dos décimas menos que en mayo.

Las previsiones de China, Rusia y Australia son las única que se mantienen tanto para 2018 como para 2019, mientras que Arabia Saudí es el único país que ha recibido dos correcciones al alza, hasta el 1,7% en 2018 y hasta el 2,6% en 2019 (una y cinco décimas más que en mayo, respectivamente).

En conjunto, el PIB mundial crecerá un 3,7% en 2018 y 2019, lo que representa una revisión a la baja de una y dos décimas con respecto a la primera estimación de mayo, según los cálculos de la OCDE.

Normas