Promoción de viviendas.
Promoción de viviendas.

Metrovacesa, Testa y Vía Célere, las apuestas inmobiliarias en Bolsa para este año

La vivienda vuelve a interesar a los inversores tras una década de hundimiento

Tres grandes empresas buscan sumarse a las salidas en 2017 de las promotoras Neinor y Aedas

Tras un año de estrenos bursátiles de promotoras de viviendas después de una década sin estas operaciones, 2018 volverá a dar la bienvenida en Bolsa a empresas inmobiliarias. En febrero se espera la vuelta al parqué de Metrovacesa, después llegará Testa Residencial y previsiblemente también Vía Célere. Se pondrá a prueba el apetito de los inversores por este negocio ya que estas compañías sacarán miles de millones al mercado en sus respectivas colocaciones.

“Claramente las salidas a Bolsa van a seguir siendo una oportunidad para los inversores, hay más solicitudes de compra que oferta interesante, y parece que todas las salidas a Bolsa han tenido y seguirán teniendo buena acogida”, opina Jeffrey Sújar, vicepresidente de la consultora Hill International para Europa Occidental.

Tras un década de dura crisis del ladrillo, el inmobiliario comenzó a recuperarse a partir de 2014. Primero fueron las socimis (sociedades cotizadas de inversión en el mercado inmobiliario) fundamentalmente en el segmento del alquiler de oficinas, hoteles, centros comerciales y logística. Ahí surgieron las grandes cotizadas Merlin, Colonial (reconvertida en socimi el pasado año), Hispania, Lar España y Axiare, además de otras 47 de estas sociedades en el Mercado Alternativo Bursátil. El pasado año llegó el momento de la recuperación de la promoción de viviendas fundamentalmente impulsadas por los fondos internacionales que apuestan por la recuperación del sector. A la cabeza, Neinor (auspiciada por el fondo Lone Star), Aedas (Castlelake), Metrovacesa (Santander y BBVA), Vía Célere (Värde) y Aelca (también de Värde).

“Vemos una recuperación en el sector de la promoción de viviendas y calculamos que se construirán alrededor de 150.000 casas en 2020, el triple del mínimo de los años 2013, 2014 y 2015”, explica Roberto Scholtes, director de estrategia de UBS. Desde este banco de inversión se señala que la recuperación va a ser heterogénea, con repuntes en Madrid, Barcelona, Levante y Costa del Sol.

“En cuanto a los inversores, dinero español no hay, es mayoritario el inversor internacional y esa va a seguir siendo la tendencia en 2018”, añade Sújar. Así opina también Scholtes: “El apetito por el sector en España está. Los inversores están migrando sus posiciones hacia países del Sur de Europa desde otros mercados donde el ciclo ya está más maduro”.

Alberto Valls, socio de Deloitte, explica que el capital internacional está interesado por sumarse a la recuperación del sector. “Los inversores se creen la mejora de las cifras macro en España y apuestan por el inmobiliario, tanto en promoción como en alquiler”.

Precisamente otra de las grandes salidas a Bolsa para este año será la de la socimi Testa Residencial, como la gran inmobiliaria destinada al mercado de vivienda en alquiler. Controlada por Santander y BBVA (y donde Acciona cuenta con un 21% del capital) será el momento para que las entidades financieras se deshagan de parte de sus posiciones inmobiliarias, presionados por el Banco Central Europeo.

“Las socimis son una buena forma de canalizar los ahorros”

Elías Rodríguez-Viña, director general de Renta 4 Corporate

Las socimis han sido en los últimos años la gran novedad en Bolsa y este ejercicio seguirán contando con nuevas opciones. “La inversión a través de inmobiliarias es una buena alternativa para inversores que apuestan por la recuperación del sector pero que no disponen de la liquidez necesaria para adquirir un inmueble. Muchas disponen de activos como centros comerciales o grandes oficinas a los que un inversor en inmuebles no tendría acceso”, apunta, por su parte, Felipe López, analista de Self Bank.

Elías Rodríguez-Viña, director general de Renta 4 Corporate, coincide en que las socimis son un gran instrumento para recibir dividendos “y si hay recuperación de precios en el sector se producirán también plusvalías” gracias a las ventas de inmuebles. “Las socimis son un buena forma de canalizar los ahorros”, añade.

Un año cargado de estrenos y a la espera de operaciones de concentración

Metrovacesa se convertirá, previsiblemente, en la gran OPV del año. Probablemente le seguirá en ese camino al parqué Vía Célere. Junto a Aedas y Neinor, además de otras de más pequeño tamaño, como Realia, Quabit o Insur, sumarán una decena de promotoras cotizadas. “Hay que ser selectivo y analizar caso a caso”, recomienda Elías Rodríguez-Viña, de Renta 4 Corporate, a la hora de invertir estudiando los planes de cada compañía. "El mercado analiza los planes de negocio de las nuevas promotoras y cuándo alcanzan la velocidad de crucero", recuerda Alberto Valls, de Deloitte.

En el MAB ya cotizan cerca de 50 socimis, más las grandes del continuo y del Ibex. Se les sumarán este año Testa y Témpore (de Sareb). “No es de extrañar que lleguemos a ver 100 socimis en el MAB en los próximos años por el peso del inmobiliario en España”, señala Rodríguez-Viña.

“La tendencia de las socimis va hacia la especialización en sectores como el residencial, hotelero o de centros comerciales. Veremos más socimis por razones de optimización fiscal, pero también vamos hacia la consolidación del sector”, explica Valls. El primer caso es la opa lanzada por Colonial para hacerse con Axiare.

Normas
Entra en EL PAÍS