Mientras duren las reparaciones necesarias

VW dejará coches gratis a los afectados por el fraude de las emisiones

VW dejará coches gratis a los afectados por el fraude de las emisiones

La marca automovilística Volkswagen estudiará la posibilidad de ofrecer soluciones de movilidad alternativas a sus clientes mientras incorpora en los vehículos afectados las soluciones técnicas en relación con el caso del software que alteraba las emisiones de óxidos de nitrógeno (NOx) en algunos coches diésel.

El grupo Volkswagen indicó que las soluciones técnicas para solventar el caso del software en los motores EA 189 A de 1.2, 1.6 y 2.0 litros ya han sido aprobadas por parte de la autoridad alemana KBA y señaló que las primeras operaciones se iniciarán a principios del año próximo.

La empresa destacó que su intención es evitar todas las incomodidades relacionadas con el tener que llevar a revisar los vehículos afectados, así como cualquier repercusión sobre sus necesidades de movilidad.

“En relación con esto, la marca Volkswagen asegura a todos sus clientes que, en caso de que sea necesario, se aportará una solución de movilidad apropiada libre de coste”, añadió la empresa, al tiempo que apuntó que los clientes serán informados “en breve” en relación con los siguientes pasos a dar.

El consorcio alemán destacó que las soluciones vinculadas con el motor de 1.2 y de 2.0 litros son una actualización del software y afirmó que el tiempo estimado necesario para llevar a cabo esta operación es de media hora.

En el caso del propulsor EA 189 A, la solución técnica aportada por la empresa también requiere una actualización del software, así como la introducción de un rectificador del flujo de aire. El tiempo estimado será de menos de una hora.

Durante el primer trimestre del próximo ejercicio darán comienzo las medidas técnicas para los vehículos afectados con motor de 2.0 litros, mientras que en el segundo cuarto del año se hará lo propio con los modelos con el propulsor de 1.2 litros. En el tercer trimestre finalizará la campaña con los motores de 1.6 litros.

En paralelo la empresa ha admitido ante una comisión del Parlamento alemán que en el mercado europeo la manipulación de emisiones contaminantes de sus motores “no hubiera sido necesaria”, mientras que en Estados Unidos en 2008 el consorcio no tenía los recursos técnicos para cumplir con las normas.

Así lo indicó el encargado de relaciones internacionales del consorcio, Thomas Steg, al comparecer, a puerta cerrada, en la Comisión de Protección de los Consumidores del Bundestag (Cámara baja del Parlamento alemán).

Según informó el Bundestag en un comunicado, después de que el grupo automovilístico explicara las reparaciones previstas para los motores diesel afectados, Steg fue preguntado acerca de por qué el consorcio tuvo que trucar los motores y ahora es capaz de repararlos sin mayores problemas.

“En 2008 no teníamos los recursos técnicos para cumplir las estrictas normas de Estados Unidos sobre emisiones de óxido de nitrógeno con nuestros modelos diesel. En Europa la manipulación no hubiera sido necesaria”, explicó Steg.

En los motores de 1,2 y de 2 litros, Volkswagen actualizará el software, solución que conlleva media hora de trabajo en el taller, y en los de 1,6 litros se instalará además, en menos de una hora, un tubo de plástico (transformador de flujo) para evitar remolinos en la admisión del motor.

Respecto a las emisiones de CO2, el consorcio no espera tener que pagar deudas de sus clientes por el impuesto de circulación, pues los datos falsos de emisiones afectan a menos vehículos que lo estimado inicialmente y con un impacto en el consumo de sólo entre 0,1 y 0,2 litros más por cada 100 kilómetros.

No obstante, VW había enviado una carta a todos los ministros de Finanzas europeos comprometiéndose a pagar posibles diferencias en el impuesto de circulación.

Por otra parte, el grupo anunció que renunciará a los plazos de vencimiento de las garantías para hacer las modificaciones de los vehículos que las precisen, en el marco de la manipulación de los datos de emisiones.

Normas