Ranking que realiza el Banco Mundial

España logra su mejor clasificación en el Doing Business

Una tienda en Vitoria
Una tienda en Vitoria

En 2004, fecha en la que el Banco Mundial empezó a realizar el ranking sobre los países del mundo que ofrecían mayores facilidades para abrir un negocio, en España eran necesarios 11 procedimientos diferentes y el plazo medio entre que se solicitaba y se abría el negocio era de 115 días. Diez años después, el último informe elaborado por la organización ligada a Naciones Unidas, hecho público esta mañana, muestra como esos plazos se han recortado, al ser necesarios tan solo 6 procesos y trece días para abrir un negocio.

¿Qué es lo que ha provocado ese avance? El Banco Mundial lo justifica por las reformas impulsadas en los dos últimos ejercicios (ley de emprendedores, ley concursal, ley de unidad de mercado o reforma financiera, entre otras) que han propiciado que España haya obtenido la mejor puntuación en los últimos años y haya terminado en el número 33 del ranking 2015. El pasado ejercicio acabó en el 52, aunqu fuentes del Ministerio de Economía subrayan que ese avance "se ha producido por un cambio metodológico, a través del que se ha ferfeccionado el análisis, lo que hace que la posición sea más realista porque está mejor medida".

Singapur vuelve a ocupar el primer puesto, con una puntuación de 88,27 puntos

El estudio valora en el caso español “la aprobación de un sistema electrónico administrado por varias agencias públicas y que ha servido para simplificar los requisitos previos a la puesta en marcha del negocio”.

Para la realización de esta clasificación, el Banco Mundial tiene en cuenta diez indicadores de clima de negocios, en los que España sale especialmente bien parada en tres de ellos (resolución de insolvencias, comercio, transfronterizo, pago de impuestos y protección a los inversores particulares). La mejor nota la obtiene en el caso de las insolvencias, donde figura en el puesto 23 de la clasificación, gracias, según el informe, “a las medidas aprobadas para alcanzar acuerdos extrajudiciales antes de la liquidación de la empresa y de otras medidas legislativas, como la ley concursal”. España figura en la trigésima posición en facilidades para el comercio transfronterizo y en la protección a los inversores minoritarios. En el otro lado aparece la gestión de los permisos de construcción, en el que figura en el puesto 105 de 189 países, y el pago de impuestos, en el puesto 76.

En la clasificación mundial, Singapur vuelve a ocupar el primer puesto, con una puntuación de 88,27 puntos sumando los diez indicadores. En el resto de las diez naciones que ofrecen más facilidades sí se produce algún cambio: Nueva Zelanda supera a Hong Kong y se sitúa en el segundo lugar, mientras que la antigua colonia china pasa al tercero. La mayor caída en el top ten se producen en el caso de Estados Unidos, que pasa de la cuarta a la séptima posición, mientras que las mayores subidas las protagonizan Corea, que sube de la octava a la quinta posición, y Finlandia, que pasa del undécimo al noveno puesto.