El 65% de los adolescentes recibe dinero sin colaborar en casa ni prometer buenas notas
54 euros al mes a cambio de nada: la espléndida paga de los padres españoles a sus hijos

54 euros al mes a cambio de nada: la espléndida paga de los padres españoles a sus hijos

En promedio, los jóvenes españoles reciben unos 13,5 euros por semana, ampliables en muchos casos

Un estudio revela que los jóvenes solo ahorran el 10% de su paga

El 65% de los adolescentes recibe dinero de sus progenitores sin colaborar en casa ni prometer un buen rendimiento escolar. En promedio, reciben 13,5 euros por semana, en la mayoría de los casos ampliables. De esa cantidad, los jóvenes solo ahorran el 10% de su paga mensual.

No hay mala conducta que valga ni mala nota que pese. Ocho de cada diez padres de familia españoles financian a los adolescentes sin restricciones, con 54 euros mensuales en promedio. El estudio “Adolescentes 2013” presentado hoy en Madrid por Keepunto (primera plataforma que promueve la cultura del esfuerzo y la educación financiera entre los adolescentes) y la Universidad Complutense de Madrid ha revelado que sin “cultura del esfuerzo” la mayoría de los españoles de entre 12 y 19 años son, económicamente, una especie de grifo abierto: “consumidores autónomos”.

En casa, en promedio el 65% de los menores de edad no ayuda con las tareas diarias (entre los 12 y 16 años el porcentaje es del 81%; y el 50% entre los 16 y 19 años). De todos modos, ambos índices son ingentes cuando se comparan con el 70% que no debe levantar un dedo para percibir la paga que, de paso, jamás se le retira por no estudiar o fracasar en el colegio.

El 51% de los padres ha asegurado que solo castigaría sin dinero a sus hijos por alguna mala conducta, pero tras perder la paciencia solo uno de cada tres cumple la amenaza.

Teresa Pintado, una de las coautoras del informe, ha advertido que en no más de dos décadas se verán los resultados de ese estilo de sostener la economía de los hoy jóvenes. “Todo lo que están asimilando en la actualidad les va a afectar para que se conviertan o no en buenos decisores, y eso afectará a la sociedad en su conjunto”, ha planteado.

Los adolescentes que reciben mensualidades sin mayor esfuerzo son, justamente, los que menos ahorran. De hecho, solo guardan una décima parte de los 54 euros promedio que obtienen. El informe de Keepunto revela que la media mensual es de 5,2 euros, dado que los menores de edad no aplican controles mayores de sus gastos.

Más dinero, por favor

Entre ellos la alegría de la paga es ilimitada. El 80% de los jóvenes recibe extras a la semana, y de ellos, al 68% no se le exige a cambio una buena conducta. Además, el 62% de los adolescentes reconoció en el estudio que no tienen dominio de sus gastos ni ahorros mensuales, por lo que pide dinero según le hace falta.

El CEO de Keepunto, Raúl de la Cruz, cree que es el momento para trabajar en la conducta de los futuros adultos. Sobre ellos estará el proceso de activación de la economía, que según la Oficina para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), alcanzará el ritmo global no antes de 2060.

“La cultura del esfuerzo es la clave para una correcta formación del individuo en su toma de decisiones. Ser capaces de preparar a los jóvenes para su vida financiera adulta está en manos de todos. No debemos evadir (la responsabilidad). Las consecuencias serían catastróficas para nuestra sociedad”, ha asegurado De la Cruz.

Pero la cultura de la paga a cambio de nada es imparable. De hecho, la mayoría de los adolescentes cree que sus padres deberían incrementarles hasta, en promedio, 64 euros mensuales. La economía los aprieta tal cual a un trabajador golpeado por la crisis: el gasto medio mensual de un joven es de 153 euros, 99 euros más de lo que ellos reconocen que ingresan.

Normas
Entra en EL PAÍS