Desde hoy y hasta el próximo 31 de octubre
Un cliente entra en una oficina del Banco Santander.
Un cliente entra en una oficina del Banco Santander.

Santander permite poner el precio a sus 5.000 viviendas para acelerar su venta

Un empujón para dar salida a las viviendas propiedad del Banco Santander. La sociedad que comercializa y gestiona los activos inmobiliarios del Grupo, Altamira Santander Real Estate, ha puesto toda la carne en el asador este nuevo curso al lanzar la campaña ‘Dinos cuánto’, que permite a los clientes interesados en un inmueble proponer el precio que estarían dispuestos a pagar por él, desde hoy y hasta el próximo 31 de octubre.

El proceso es el siguiente: en una selección de unas 5.000 viviendas, prácticamente la totalidad de las casas que vende Altamira Santander, aparece un símbolo con un euro acompañado de un interrogante. Pinchando en ese icono, el comprador accede a un formulario en el que puede poner la cifra que más le convenga. En ese momento, Altamira recibe la propuesta y procede a valorarla, y en 72 horas se pone en contacto con el cliente por correo electrónico para comunicarle si ha sido aceptada o desestimada.

Según fuentes del Banco Santander, de esta forma se da la posibilidad a los clientes de calcular cuánto pueden pagar por la vivienda que les gusta y hacer su oferta a la entidad. “Si el precio que ofrece el cliente se mueve en un rango que el banco considera razonable, se da el OK y continuaría el proceso habitual”, explican. Y apuntan que la horquilla de precios que maneja la entidad sobre una determinada casa “es variable y depende de la demanda que esté recibiendo”.

Si el cliente ha recibido una contestación positiva, estará en disposición de visitar la vivienda antes de formalizar la reserva de la misma, según consta en las condiciones de la promoción.

También se pueden hacer ofertas por locales comerciales, plazas de garajes, trasteros, oficinas, naves y demás activos puestos en venta por la entidad que dirige Emilio Botín.

 

Esta estrategia comercial no es nueva y ya ha sido utilizada por otras entidades financieras en su afán por aligerar su cartera de inmuebles cuanto antes. Hace tiempo que Servihabitat, el portal inmobiliario de Caixabank, quiere que sus viviendas se adecúen a todos los bolsillos e invita a los potenciales interesados a hacer su oferta formal.

Financiación ventajosa

Para financiar sus viviendas, Banco Santander dispone de un Préstamo Hipotecario Altamira que otorga hasta el 100% del valor de compraventa o tasación (el menor de ambos) a un plazo de 40 años, pudiendo tener un periodo inicial de carencia de hasta un año. El diferencial que aplica sobre el euríbor es del 2%, porcentaje que puede rebajarse al 1,75% con vinculación, domiciliando la nómina y contratando un seguro multiriesgo de hogar como mínimo. La comisión de apertura es del 0,50%.

Estas condiciones son más ventajosas que para los inmuebles ajenos a la entidad. En estos casos, la financiación es del 80% y el plazo de amortización se rebaja a los 30 años. Además, el precio de la hipoteca depende cada vez más del perfil del cliente y del grado de fidelización.

Su entidad online, Openbank, anuncia la Hipoteca Altamira para viviendas de obra nueva y segunda mano, que este verano se ha encarecido en un 60% al ofrecer euríbor + 2% frente al euríbor + 1,25% de hace un par de meses. Eso sí, ha desaparecido la comisión de apertura. También financia el 100% y es a 40 años.

Normas
Entra en El País para participar