Breakingviews

Chipre puede ir aún a peor

Los supuestos económicos que hay detrás del rescate de Chipre parecen demasiado optimistas. Los prestamistas oficiales que adelantarán 10.000 millones de euros al estado quebrado cuentan con un considerable descenso del PIB para los próximos años. Pero bien pueden subestimar la catástrofe económica.

Una versión filtrada del memorandum de entendimiento entre Nicosia y las entidades que le rescatan prevé en 2014 un déficit primario, la diferencia entre ingresos y gastos antes del pago de deuda, de 678 millones de euros, el 4,3% del PIB. Eso implica un PIB total de 16.000 millones de euros, un 11% menos que el último publicado.

Es inevitable una gran caída. Las medidas de consolidación fiscal del gobierno totalizarán el 7,25% del PIB en 2016, y los impuestos y el precio de los servicios públicos están subiendo.

¿Pero cuánta caída? En la vecina Grecia, la diferencia entre los buenos tiempos y la austeridad ha llevado a una caída del 20% del PIB en cuatro años. Como poco, Chipre se ve peor. Los griegos no tuvieron que lidiar con controles de capitales temporales, que traban la actividad empresarial y y minan la confianza. Y la decisión de gravar los depósitos sin asegurar en los grandes banco de Chipre afectará mucho a su sector financiero.

Eso preocupa, porque supuso el 9,2% del valor añadido bruto de Chipre en 2012, el doble que la media de la eurozona. Entre 2000 y 2008, la exportación de servicios, mucha relacionada con operaciones financieras, supuso el 42% del PIB.

Es posible una contracción mayor a la de Grecia en la mitad de tiempo. Morgan Stanley reconoce que una caída del 20% llevaría la deuda sobre el PIB de Chipre al 120% en 2016., cuando tiene que refinanciar un préstamo de 2.500 millones con Rusia. Las reservas de gas pueden ayudar, peor la deuda a siete años de Chipre se vende a un 65% de interés. Los inversores están teniendo en cuenta el gran riesgo de que todo irá a peor.

Normas
Entra en El País para participar