Retribución al accionista

BBVA entregará a los inversores su próximo dividendo en acciones

La entidad puede ahorrarse hasta 385 millones con esta retribución

BBVA pagará con acciones el dividendo de septiembre por primera vez. El banco arrancará una ampliación de capital liberada el próximo día 30 de este mes. Los inversores podrán vender los derechos de suscripción o recibir nuevos títulos.

BBVA pagará con acciones el próximo dividendo, tradicionalmente abonado a finales de septiembre. El banco comunicó ayer a la CNMV que, después de que la junta de accionistas de marzo habilitase a la entidad para retribuir a los inversores con títulos, el consejo de administración aprobará el día 27 el llamado programa dividendo opción.

De este modo, el banco deja de pagar los 0,0865 euros abonados en 2010 a estas alturas de año (el consenso de los analistas de Bloomberg esperaba la entrega de 0,10 euros) y a partir del día 30 arrancará una ampliación de capital liberada. Los inversores recibirán derechos de suscripción de las nuevas acciones (en una cantidad todavía por definir y que dependerá de la cotización), que podrán vender en el mercado, vendérselos al banco a un precio fijo o dejar que venzan para recibir nuevas acciones.

BBVA 5,65 2,71%

El precio al que BBVA comprará los títulos será de 0,10 euros, es decir en línea con las previsiones del mercado sobre dividendo en efectivo. El día 10 de octubre terminará el plazo para vender los títulos al BBVA a un precio fijado y el día 14 dichos derechos dejarán de cotizar.

Los dividendos en acciones suponen un alivio para las cuentas de las grandes cotizadas, y Santander, Iberdrola o Criteria han optado por esta vía. Aunque el banco tiene que desembolsar dinero a los inversores que piden vender los derechos -y cobrar en metálico- la ampliación de capital liberada no tiene efectos económicos sobre el banco. Es decir, sale gratis. En abril el 80% de los accionistas del banco optaron por recibir las acciones.

Como BBVA tiene 4.824 millones de acciones, el dividendo en efectivo le costaría unos 482 millones. Con el dividendo opción, si el 80% de los inversores volviera a optar por las acciones, solo se gastaría 96 millones en efectivo. Los 385 millones restantes servirán para reforzar las ratios de capital del banco.