Previsión

La masificación limita el potencial de los 'hedge funds'

Los fondos de cobertura o hedge funds han experimentado un desarrollo tan desmesurado en los últimos años que están perdiendo sus ventajas frente a otros vehículos. La extraordinaria actividad de estas sociedades ha erosionado las oportunidades de inversión, especialmente en lo que se refiere a arbitraje e ineficiencias del mercado.

Los hedge funds obtienen su rentabilidad aprovechando las ineficiencias que en un momento dado existen en un mercado. Pero esa ineficiencia desaparece en el momento en que muchos actores la perciben y tratan de sacar provecho de ella. Eso es lo que está sucediendo en muchos de los nichos de mercado de los fondos de cobertura a medida que el sector se ha desarrollado y se ha masificado este tipo de inversión.

'El espectacular crecimiento de la industria de fondos de cobertura en los últimos años genera la pregunta de si han crecido tanto que han eliminado las oportunidades que tratan de explotar', reflexiona un informe elaborado por Jan Loeys y Laurent Fransolet, analistas de JP Morgan.

En la última década el número de hedge funds ha pasado de 2.000 a 8.000 y sus activos bajo gestión se han multiplicado por 20 hasta alcanzar casi el billón de dólares (820.000 millones de euros). Aunque esta cifra representa menos del 1% del total de activos financieros del mundo, la intensa actividad de estas sociedades dificulta cada vez más encontrar rentabilidades superiores a la de los activos tradicionales.

Hay más de 6.000 gestores de 'hedge funds', pero sólo 100 son genios

Esta tendencia se agudiza en estrategias que han sido utilizadas con asiduidad durante mucho tiempo. Es el caso de los mercados de acciones, de tipos de interés o en los bonos de ciertos tramos y calidad crediticia. Son principalmente las estrategias de arbitraje las que en mayor medida están sufriendo la masificación de la industria.

'Existen amplias oportunidades allí donde hay menos hedge funds, donde los mercados de derivados no han tocado fondo y donde los fondos usan nuevas reglas de inversión, información exclusiva y análisis avanzados', sostienen en JP Morgan.

De todas formas, los expertos no pasan por alto que el último año, que ha sido especialmente malo para la rentabilidad de los hedge funds, se ha caracterizado por la total falta de tendencia en los mercados; circunstancia que no favorece en absoluto a la evolución de estas sociedades.

Si a esto se le une la proliferación de hedge funds en todo el mundo, se entiende que las rentabilidades se hayan visto perjudicadas.

'Hace unos años había 150 fondos, de los que 100 eran gestionados por genios', explica Javier San Pío, experto en gestión alternativa del banco privado Banif. 'Ahora hay 8.000 fondos, pero sólo 100 siguen siendo gestionados por genios. El hecho de que cada vez haya más fondos no seca el mercado de liquidez, sino que aplana la rentabilidad media de la industria'. Para este experto, existe mercado para todos. Simplemente, afirma, hay momentos en el que hay más oportunidades de inversión que en otros.

Otro fenómeno que está limitando la rentabilidad de los hedge funds es la mayor permisividad de los reguladores. Muchas legislaciones nacionales -la española entre otras- están abriendo la mano a la gestión alternativa. El problema es que, al estar regulados, estos fondos no son verdaderos hedge funds y su potencial de ganancia queda limitado por las propias limitaciones de inversión que impone la ley.

Como señalan en JP Morgan, 'los verdaderos hedge funds son más libres para explotar el binomio rentabilidad-riesgo que los gestores tradicionales porque están menos sometidos a la regulación pública y a la tiranía de los índices de referencia.'

Activos más y menos afectados

Las bolsas en su justo valor

El arbitraje con convertibles es una de las estrategias que, por fácil de aplicar, más ha visto erosionada su rentabilidad. La valoración de las Bolsas, muy ajustada en la actualidad, tampoco acompaña a los gestores. No obstante, los hedge funds son aún pequeños actores en la Bolsa, con lo que existen oportunidades.

Se agota la curva de tipos

La curva de tipos es muy golosa para los gestores alternativos. El arbitraje entre tramos cortos y largos es común y ello ha erosionado la estrategia de búsqueda de valor relativo. Pese a todo, todavía existe valor en las estrategias que siguen tendencias, y en mercados, como EE UU, con shocks de oferta o demanda.

Oportunidad en los bonos

El de renta fija es un mercado de amplias oportunidades para los hedge funds. Los derivados sobre bonos no han calado todavía en el mercado, con lo que no se ha abusado del arbitraje. Los bonos justo por debajo del grado apto para la inversión, los de tramos cortos y los de elevada rentabilidad mantienen su atractivo.

Divisas, el gran nicho

El mercado de divisas es campo abonado para los fondos de cobertura. Las oportunidades son amplias porque estas sociedades representan, como actores, una pequeña parte de todo el mercado. Sus objetivos son diferentes al de otros actores, como los Gobiernos, y ello permite aplicar estrategias con potencial.