Internet

La OCDE alerta del fracaso de las políticas nacionales para evitar el §spam§

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) ha realizado un llamamiento en Bruselas a los gobiernos, con el fin de que alcancen un papel protagonista en la lucha contra el correo electrónico no deseado (spam).

La voz de alarma fue pronunciada por varios expertos internacionales reunidos en un seminario de dos días de duración, patrocinado por la Comisión Europea, para debatir cuáles son las mejores soluciones para acabar con el tráfico de spam.

Así, el experto canadiense Peter Ferguson, ha asegurado que el alcance mundial del fenómeno hace casi inútiles las políticas nacionales "no sólo sobre el spam sino sobre el pirateo a las que son sometidos los usuarios¢. Como refuerzo a estas palabras, el representante del Comercio Federal de Estados Unidos, Mozelle Thompson, ha recordado que el spam es "una enfermedad americana de síntomas globales, por lo que atajarla es cosa de todos".

El secretario general adjunto de la OCDE, Herwig Schlogl, ha recalcado el "importante papel" que han de jugar los gobiernos a nivel internacional para atajar un fenómeno "de gran impacto político, económico y social" como el spam, que sólo en 2002 provocó pérdidas estimadas en 2.500 millones de euros a nivel mundial.

Según el comisario europeo de la Sociedad de la Información, Erkki Liikanen, la dimensión transfronteriza del problema requiere una acentuada "cooperación internacional", en la que "la industria debe ayudar a proveer soluciones" de tipo técnico, como filtros más eficaces y otros dispositivos de seguridad.

El spam es un problema que ocasiona trastornos en varios frentes, ya que atenta contra la vida privada, engaña a los consumidores, provoca pérdidas de productividad a las empresas y comporta perjuicios para los menores de edad, al ser víctimas potenciales de mensajes destinado a adultos.