_
_
_
_
_

Feijóo asegura que “respetará” la reforma laboral

Defiende que la ley, a la que el PP se opuso en el Congreso, es prácticamente la misma que aprobó su partido

El líder del PP, Alberto Nuñez Feijóo, junto a la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, durante la cumbre del PPE en Bruselas.
El líder del PP, Alberto Nuñez Feijóo, junto a la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, durante la cumbre del PPE en Bruselas.DAvid Mudarra / PP

El presidente del PP, Alberto Núñez Feijóo, ha asegurado este jueves en un encuentro en Bruselas que “respetará” el acuerdo de la reforma laboral al que llegaron patronal y sindicatos. “Dentro de mis propuestas, derogar la reforma laboral no está”, ha dicho Feijóo. La medida fue aprobada en febrero del año pasado sin el apoyo de los diputados del PP, a excepción del diputado Alberto Casero, quién votó por equivocación a favor de la norma y consiguió que saliera adelante por un voto de diferencia. Según Feijóo, la ley aprobada el año pasado “es la reforma del Partido Popular con algunos ajustes”.

Con estas declaraciones, Feijóo se suma ahora al presidente de la patronal, Antonio Garamendi, quién afirmó que desde CEOE defenderán “lo firmado”. El líder del PP, por su parte, ha explicado que si los sindicatos y la patronal entienden que la reforma debe mantenerse intacta “no formará parte de mis prioridades”, indicó. “Lo que sí haré es escuchar a los sectores, tanto a los sindicatos como a la patronal de la automoción”, de la que el presidente del PP puso como ejemplo de sectores desde los que ha recibido críticas de la reforma.

La promotora de la nueva legislación laboral, la vicepresidenta Yolanda Díaz, ha criticado que Feijóo defienda ahora la medida, tras meses acusando a la ley de “maquillar” las cifras del paro por el aumento de la figura de los fijos discontinuos. “¿Y entonces, para qué votaron en contra?”, se preguntaba por Twitter la Ministra de Trabajo.

La aprobación de la reforma laboral estuvo a un solo voto de ser desestimada por la mayoría del Congreso de los Diputados. Debido a la negativa de respaldar la medida por parte de los socios habituales del Gobierno de coalición -en concreto el PNV y ERC-, el Ejecutivo buscó el apoyo de UPN y Ciudadanos para obtener la mayoría de 175 votos necesaria para sacar adelante la ley. Sin embargo, los diputados de UPN votaron en contra de la reforma, la cual fue salvada gracias al voto a favor de un diputado del PP, Alberto Casero, quién emitió un voto telemático desde su casa.

Desde la aprobación de la reforma, el mercado de trabajo marca una senda claramente ascendente. España alcanzó a principios de mes la cifra récord de 20,8 millones de ocupados y el paro ha descendido a niveles por debajo de los registrados en mayo de 2008.

Por otra parte, la laboral fue una de las reformas clave que la Comisión Europea encomendó a España para la recepción de los fondos europeos. La aprobación de la misma desbloqueó 12.000 millones de euros de los fondos Next Generation, de los cerca de 37.000 millones que ha recibido hasta el momento.

¿La misma reforma laboral?

Los expertos concuerdan en que la reforma laboral de la vicepresidenta Díaz sustituyó las medidas relativas a la negociación y contratación, no así las referentes al despido. Por ejemplo, la reforma de Díaz no modifica la reducción de la indemnización por despido de 45 días a 33 que promovió el Gobierno de Mariano Rajoy. Tampoco la la posibilidad de modificaciones unilaterales en las condiciones laborales para aquellos contratos que mejoran lo que contemplan los convenios colectivos.

Por otro lado, hubo cambios sustanciales como la reforma de la negociación colectiva, ya que se eliminó la prioridad del Convenio de Empresa frente al sectorial en lo que respecta al salario y se mantiene la ultraactividad indefinida de los convenios colectivos una vez finalice su vigencia.

Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, Twitter y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

Más información

Archivado En

_
_