_
_
_
_
_

Iberia se quita el préstamo ICO de 758 millones con que aguantó el Covid

La aerolínea de IAG devuelve los 664 millones de saldo vivo tres años antes de lo acordado con el sindicato bancario

El consejero delegado de IAG, Luis Gallego, junto al presidente de Iberia, Fernando Candela, en una imagen de archivo.
El consejero delegado de IAG, Luis Gallego, junto al presidente de Iberia, Fernando Candela, en una imagen de archivo.JUAN LAZARO

La prioridad de IAG de devolver la deuda acumulada durante la pandemia acaba de llevar a Iberia a amortizar su mayor carga, el crédito de 2020 avalado por el ICO. Fuentes financieras aseguran que la aerolínea ha pagado de forma voluntaria y con tres años de anticipo la financiación por 758 millones firmada en mayo de 2020 con el respaldo del banco público.

La operación se ha completado en dos fases: Iberia abonó el pasado mes de abril la primera cuota de amortización anual ordinaria, de 114 millones, y acaba de entregar a sus bancos 664 millones, que era el resto del saldo vivo. Se trata de la primera aerolínea en desprenderse del préstamo ICO, ayuda que fue generalizada entre las referencias españolas del sector aéreo ante su peor crisis.

A la compañía que preside Fernando Candela le venía un vencimiento de 168 millones en 2024, se contemplaba otro reintegro de 206 millones en 2025, y la cifra de 2026 alcanzaba los 311 millones de euros.

El esfuerzo se produce con viento a favor. Las cuentas de IAG en el tercer trimestre reflejan un resultado histórico para Iberia. El beneficio operativo entre julio y septiembre fue de 449 millones (255 millones en el verano de 2022 y 264 millones en el de 2019), a partir de unas ventas que mejoraron un 19% respecto a las del tercer trimestre de 2022. Tras elevar un 18% la capacidad ofertada, los ingresos unitarios de pasaje mejoraron un 5% y toma forma la recuperación del cliente de negocios.

Momento crítico

En mayo de 2020, con el tráfico derrumbado por las restricciones a la movilidad y todo un horizonte de incertidumbre, Iberia se hizo con el préstamo sindicado a cinco años, que posteriormente fue ampliado a seis, con tres años de carencia. La garantía del ICO cubría el 70% de los 758 millones y los bancos comprometidos fueron Santander, CaixaBank, Bankia, Bankinter, BBVA y Abanca. Junto a Iberia, la catalana Vueling se hizo con otros 260 millones. Y ambas pudieron paliar con este apoyo el desplome de las entradas en caja y responder ante proveedores, empleados, etcétera.

Pese a la recuperación de la situación financiera y la amortización con notable adelanto, Iberia sigue teniendo, y asumiendo, compromisos relacionados con la financiación de flota, clave para sostener el crecimiento y el reto de la descarbonización.

En lo que va de año, la mayor aerolínea española de red ha recibido tres aviones A320 neo y cuatro A350, dos de ellos procedentes de Hainan Airlines. Para el ejercicio entrante se esperan otros dos A350 para cubrir las operaciones de largo radio: uno de ellos podría adelantarse y entrar en diciembre y el segundo debería operar ya en marzo. Para finales del próximo año, Airbus entregará un A321 XLR.

Liquidada la mayor deuda de Iberia, están por pagar aún decenas de millones en concepto de reestructuraciones con EREs antiguos, con vencimientos hasta 2025, y la empresa afronta una cifra anual de algo más de 400 millones por el arrendamiento de flota.

El tijeretazo millonario a la deuda en Iberia se suma al que lleva ejecutado IAG: 2.400 millones entre el 1 de enero y el 30 de septiembre, lo que deja la mochila de deuda bruta en 17.200 millones de euros.

La deuda neta, por su parte, baja en 3.100 millones y se sitúa en 8.000 millones. El apalancamiento cae de un ratio de 4,4 veces a septiembre de 2022 hasta el actual múltiplo de 1,4 veces.

Tres días antes que Iberia (el 28 de septiembre) fue British la que reintegró de forma anticipada el préstamo garantizado por la pública UK Export Finance: 2.000 millones de libras esterlinas firmados para soportar el impacto de la pandemia.

Casi 700 millones con aval público en otras compañías

Air Europa.  En mayo de 2020 firmó un préstamo de 141 millones avalado en un 70% por el ICO. Participaron Santander, Bankia, CaixaBank, Sabadell y Bankinter. En el verano de 2022 el vencimiento pasó de 2025 a 2028. Además, la aerolínea de Globalia tiene que devolver 475 millones del rescate de la SEPI.
Vueling.  El crédito ICO de Vueling, obtenido junto a Iberia, ascendió a 260 millones. La low cost, como su hermana de grupo, no precisó ayuda de la SEPI.
Air Nortum. La franquiciada de Iberia captó el respaldo de 18 entidades con la garantía del ICO. Fueron 133 millones de crédito cuyas amortizaciones comenzaron el año pasado. La levantina también tiene 111 millones de la SEPI.
Volotea. En julio de 2020 firmó 150 millones con Santander, CaixaBank, Bankinter, Liberbank, BBVA, Ibercaja y el ICF, además del ICO. A ello se suma un préstamo participativo de 200 millones de la SEPI.

Sigue toda la información de Cinco Días en Facebook, X y Linkedin, o en nuestra newsletter Agenda de Cinco Días

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance
Recíbela

Regístrate gratis para seguir leyendo en Cinco Días

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte

Gracias por leer Cinco Días

_

Sobre la firma

Javier Fernández Magariño
Es redactor de infraestructuras, construcción y transportes en Cinco Días, donde escribe desde junio de 2000. Ha pasado por las secciones de Especiales, Cinco Sentidos, 5D y Compañías siguiendo la información de diversos sectores empresariales. Antes fue locutor de informativos en la Cadena Cope, además de colaborar en distintos medios de Madrid.
Normas
Tu comentario se publicará con nombre y apellido
Normas

Más información

Archivado En

_
_