Santander es el banco elegido por Porsche para colocar sus acciones en el mercado minorista español

El grupo VW sacará a Bolsa a la marca entre finales de septiembre y principios de octubre

Un trabajador limpia un Porsche 911 Carrera 4S.
Un trabajador limpia un Porsche 911 Carrera 4S. Reuters

Se acerca la mayor salida a Bolsa del año. El consejo de administración y el consejo de supervisión del grupo Volkswagen se reunieron el lunes para pulir los detalles del estreno en el parqué de la marca Porsche, el cual se producirá entre finales de septiembre y principios de octubre. En un comunicado, que el consorcio alemán publicó en la noche del lunes, se especifica que parte de las acciones de la firma las podrán adquirir inversores privados de distintos países europeos, entre ellos España.

El encargado de colocar dichos títulos de Porsche en España será el banco Santander, según han confirmado fuentes de la entidad a este periódico. Si bien no han dado detalles de cómo se llevará a cabo ni cuáles serán las condiciones para adquirir títulos de Porsche, desde Santander indican que lo habitual en una OPV (Oferta Pública de Venta) de este tipo es que el producto se coloque en oficinas, para así poder llegar a los clientes retail.

 

Porsche ha contratado a un ejército de entidades financieras para llevar a buen puerto la operación. Citi, Bank of America, JP Morgan y Goldman Sachs ejercerán de coordinadores globales. Por su parte, BNP Paribas, Deutsche Bank, Morgan Stanley, Santander, Barclays, Société Générale y UniCredit actuarán como intermediarios financieros. Además de en el mercado minorista español, Santander se encargará también de colocar los títulos de Porsche en el plano institucional como puede ser el caso del Fondo Soberano de Inversión de Qatar, que ya ha mostrado un gran interés por hacerse con un 4,99% de las acciones preferentes de Porsche.

El consorcio alemán dividirá las acciones de Porsche en dos paquetes. Por un lado, habrá un 50% de acciones preferentes (que no tendrán derecho a voto) y otro 50% de títulos ordinarios (que sí tendrán derecho a voto). El plan es sacar un 25% de las acciones preferentes a Bolsa, mientras que un 25% más una acción de las ordinarias se le venderán a Porsche SE, que es el holding que controla el 53,3% del grupo VW. Porsche SE pagará por ello el precio de cotización con el que se estrene en Bolsa más una prima del 7,5%.

El grupo Volkswagen seguirá teniendo el control mayoritario sobre la marca Porsche y la incluirá en sus resultados financieros. La compañía, además, planea un dividendo del 49% de los ingresos brutos generados por este operación. Además de en España, la compañía tiene previsto ofrecer los títulos de la marca a inversores privados de Alemania, Austria, Suiza, Francia e Italia.

Normas
Entra en El País para participar