Inmobiliario

La cartera inmobiliaria de Amancio Ortega alcanza un valor récord de 15.264 millones

Pontegadea, su vehículo inversor, dobló sus ingresos por los mayores dividendos de Inditex y el crecimiento de las rentas recibidas

Algunos de los actuales inmuebles propiedad de Pontegadea Ver fotogalería
Algunos de los actuales inmuebles propiedad de Pontegadea

15.264 millones de euros. Este es el valor que, al cierre del año 2021, tenía la cartera inmobiliaria de Amancio Ortega, fundador de Inditex, y que gestiona a través del family office Pontegadea, bajo el que aglutina todas sus inversiones en ladrillo y de carácter empresarial. Una cifra récord, con la que vuelve a superar la barrera de los 15.000 millones después de que la pandemia provocase en 2020 una rebaja de la tasación.

Esos 15.264 millones suponen un crecimiento del 8,4% con respecto al año del Covid-19, y un incremento de un 0,6% respecto a la valoración de 2019, que con 15.163 millones marcaba el récord hasta ahora. Este ha quedado superado en un año en el que Pontegadea no hizo grandes compras de inmuebles, a diferencia de lo que ha hecho, por ejemplo, durante los primeros meses de 2022: en enero adquirió un edificio de oficinas en Toronto por 800 millones, su mayor operación; y la semana pasada completó la compra de un edificio residencial en Nueva York por 500 millones. Por volumen de activos, Pontegadea es el principal grupo inmobiliario de España.

Desde la firma se explica el incremento de la tasación por la mejora general que los mercados experimentaron durante el año pasado, especialmente en EE UU y Reino Unido, claves para la firma, una vez que la vacunación permitió recuperar gran parte de la actividad económica. Pese a la ausencia de grandes operaciones, también se explica que la cartera inmobiliaria continuó creciendo. La estrategia de Amancio Ortega en este sector se caracteriza por la compra de edificios, tanto residenciales como de oficinas, en las zonas más exclusivas de grandes ciudades del mundo, sobre todo en EE UU, Reino Unido y España.

Negocio al alza

Además de la tasación inmobiliaria, todas las grandes variables del negocio de Pontegadea experimentaron crecimientos durante el pasado ejercicio. Empezando por los ingresos, que crecieron un 53,7% hasta 1.970 millones.

Estos se componen, por un lado, de los dividendos percibidos de las empresas en las que invierte. Por esta vía generó un total de 1.323 millones, casi el doble que en 2020. La mayor parte de esa cifra tiene su origen en Inditex, de la que Ortega posee un 59,29% del capital. El gigante textil incrementó el reparto de dividendos con cargo al ejercicio 2020, después de los  correspondientes al beneficio de 2019 fuesen reducidos drásticamente por la aparición del Covid-19. En 2021, Pontegadea recibió 1.294 millones de la compañía que ahora preside Marta Ortega, que desde marzo de este año forma parte del consejo de administración del family office.

Amancio Ortega, en una imagen de archivo.
Amancio Ortega, en una imagen de archivo.

A esa cantidad se suman otros 29 millones recibidos de otras de las sociedades en las que invierte Pontegadea. Es el caso de Enagás, de la que tiene un 5%; o de Telxius, con un 30% del capital después de la operación por la que, tanto Pontegadea como Telefónica, adquirieron a KKR el 40% que este fondo poseía de la compañía de infraestructuras de telecomunicaciones. Desde el año pasado también es accionista de Red Eléctrica Española (ahora Redeia), de la que tomó un 5%; y de la compañía portuguesa de infraestructuras energéticas REN, con un 12%. Durante el año pasado, el vehículo inversor de Ortega también adquirió el 49% del parque eólico Delta de Repsol.

También crecieron, pero en menor proporción, los ingresos generados por las rentas de los edificios de su propiedad. Estos llegaron a 647 millones, un 5,5% más, también por encima de las cifras pre pandemia. Ese incremento también se explica desde la firma por la incorporación de un nuevo inmueble a finales de 2020, que añadió nuevas rentas durante todo 2021.

Con todo esto, el beneficio neto del grupo Pontegadea llegó a los 1.606 millones, un 140% más que el resultado que obtuvo en 2020. Esa cifra incluye la plusvalía de 331 millones generada por la venta de la división de torres de Telxius a American Tower, en enero del año pasado. Ese beneficio neto de 2021 está por debajo de los 1.778 millones que ganó en 2019.

Por otra parte, el grupo cerró el año con una posición financiera neta positiva de 1.080 millones de euros, resultante de un saldo en tesorería y equivalentes de 1.884 millones, y una deuda financiera de 804 millones.

Más crecimiento en 2022

Las operaciones y la evolución de los negocios en los que está involucrado Pontegadea hacen prever que 2022 también será un año de crecimiento para la firma. En el lado inmobiliario, ha realizado tres grandes operaciones que refuerzan la cartera del grupo: la compra del Royal Bank Plaza de Toronto, la mayor inversión hasta la fecha por 800 millones; los 240 millones destinados a la adquisición de un edificio de oficinas en Glasgow, y los 500 millones por el edificio residencial 19 Dutch, en pleno Manhattan.

Además, sus ingresos registrarán un fuerte impulso, gracias al dividendo que Inditex aprobó en la última junta de accionistas con cargo al ejercicio 2021. Este alcanza los 2.898,5 millones de euros, un 33% más que en 2020. De esa cifra, a Amancio Ortega le corresponden 1.718 millones.

Normas
Entra en El País para participar