Sánchez anuncia ayudas por 50 millones para que las empresas se pasen al coche eléctrico

El plan Moves Grandes Flotas irá destinado a compañías con más de 500 vehículos entre varias comunidades autónomas

Felipe VI y Pedro Sánchez inauguran el Automobile Barcelona, este jueves.
Felipe VI y Pedro Sánchez inauguran el Automobile Barcelona, este jueves. Efe

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha anunciado este jueves un nuevo plan de ayudas para la compra de coches eléctricos destinado a empresas con grandes flotas, con una dotación de 50 millones de euros.

Sánchez se lo ha trasladado a la junta directiva de la patronal de fabricantes de vehículos, Anfac, en el marco del Automobile de Barcelona, subrayando que el Ejecutivo está acelerando la convocatoria del Proyecto Estratégico para la Recuperación y Transformación Económica (Perte) del Vehículo Eléctrico y Conectado (VEC), que se publicará antes de final de año y que prevé una inversión total de 24.000 millones en el periodo 2021-2023 [contribución del sector público de 4.300 millones y una inversión privada de 19.700 millones].

Del Moves Grandes Flotas se podrán beneficiar aquellas compañías con una flota de más de 500 vehículos entre más de una comunidad autónoma. El presupuesto puede ser ampliable en 2022 y 2023 y va con cargo a los fondos del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia (PRTR).

Dicho plan se suma así al Moves III, dotado con 400 millones de euros y que se prolongará hasta 2023, con ayudas para la compra de un coche eléctrico que pueden alcanzar los 8.000 euros teniendo en cuenta el descuento adicional de las marcas; y al Moves Singulares II, dotado con 100 millones de euros y que tiene como fin impulsar proyectos relacionados con el coche eléctrico y de pila de combustible.

Por otro lado, el jefe del Ejecutivo ha acordado con Anfac la puesta en marcha de una plataforma de seguimiento del despliegue de infraestructura de recarga en España, tal y como venía demandando la patronal.

Según ha explicado La Moncloa, se tratará de un órgano de gobernanza conjunto entre administraciones públicas y agentes de la industria de la automoción, que evaluarán los problemas existentes y los ritmos necesarios para el impulso de esta infraestructura, ya sea eléctrica o de hidrógeno.

Por su parte, Anfac ha subrayado que la medida busca dar seguridad, seguimiento y fiabilidad a este desarrollo, con el objetivo de alcanzar una red mínima de 340.000 puntos de recarga para 2030 y poder abastecer al futuro parque de cinco millones de vehículos electrificados, tal y como se establece en el PNIEC y la Ley de Cambio Climático.

"El anuncio de estas medidas refleja la visión común del Gobierno de Pedro Sánchez y del sector para continuar impulsando la electromovilidad en nuestro país", ha indicado el presidente de la patronal y director industrial mundial del grupo Renault, José Vicente de los Mozos.

Sánchez y Felipe VI y Sánchez han inaugurado la 41 edición del Salón del Automóvil de Barcelona, que se celebra dos meses después de la fecha prevista, que era del 8 al 18 de julio, con el fin de congregar al mayor número de fabricantes en un año en el que el motor vive uno de sus momentos más duros a causa del Covid-19 y la falta de suministro de chips.

Han estado acompañados por la ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto; el presidente de la CEOE, Antonio Garamendi; el presidente de Anfac y director industrial mundial del grupo Renault, José Vicente de los Mozos, y el presidente del evento, Enrique Lacalle.

Normas
Entra en El País para participar