Luis Quintiliano: “Nadie echa de menos las pajitas en McDonald’s”

En los próximos tres años abrirá 70 nuevos restaurantes

Luis Quintiliano, director general de McDonald’s en España.
Luis Quintiliano, director general de McDonald’s en España.

Estaba predestinado. Se enamoró de su mujer, con 17 años, en un McDonald’s, y desde hace más de tres está enamorado de McDonald’s. Luis Quintiliano (Santo André, Brasil, 1972) llegó a España hace ocho meses para ocupar el cargo de director general de la multinacional. En 180 días ha recorrido más de 7.000 kilómetros para conocer a 125 franquiciados, propietarios de 492 restaurantes de los 540 locales de la marca. Anteriormente gestionó las filiales de la firma estadounidense en Texas, Oklahoma, Kansas y Arkansas. Ingeniero industrial, con un máster en Dirección de Empresas, ha trabajado para Latam Airlines, para Walmart en Latinoamérica y para la consultora Booz & Company. Amante del póquer, presume de haber conseguido importantes trofeos con este juego, y ha escrito un libro sobre Lecciones de póker para el mundo empresarial.

¿Qué preocupaciones le han transmitido los franquiciados?

Lo que les preocupa es todo lo que tiene que ver con las restricciones, con el futuro del negocio y por crear entornos seguros. En McDonald’s hemos hecho una inversión de 5 millones de euros para cambiar los procesos, equipos y tener un ambiente más seguro. Fuimos la única cadena grande de restauración que cerró los restaurantes para preparar todo esto. Con todos los procesos que tenemos, hay frustración porque no se ha podido trabajar.

¿Cómo les ha afectado la crisis?

Nos está afectando bastante, sobre todo si pensamos en restaurantes que están en zonas que dependen del turismo, centros comerciales, son los formatos más afectados, pero lo que vemos en 2021 es una recuperación fuerte. Y 2022 debería ser el año de absoluto crecimiento. El año 2020 fue un año duro, con una caída de ventas comparables del 36%. Todos los meses que pasan vemos cómo se recupera el negocio. No va a ser un año normal, pero ya es mejor que el anterior, y esperamos a final de año estar mejor que en 2019.

La pandemia ha cambiado las preferencias de la gente y ahora se anteponen la salud y la sostenibilidad a otras prioridades.

Totalmente. En la pandemia lo que nos ha ayudado mucho es el foco que siempre tuvimos por desarrollar otros canales, como el delivery, McAuto o take away. La suma de esos tres canales ahora supone el 60% de nuestras ventas. Tener la fortaleza de esos canales en tiempos como este nos ha ayudado, porque el cliente lo que quiere es la tranquilidad de un ambiente seguro. Y el tema del planeta y de la sostenibilidad es una pasión de la compañía y mía personalmente. Llevo tres años y medio de McDonald’s, mi mujer y yo siempre estuvimos concienciados de la importancia de la sostenibilidad. Individualmente, todos tenemos que colaborar; yo tengo un hijo de seis años y me preocupo de que tenga un planeta mejor. Luego llego a McDonald’s y veo la escala que tenemos, y es impresionante, porque cada acción que tomamos tiene una gran repercusión. Cuando quitamos las pajitas de los restaurantes fue una acción increíble, por la cantidad de plástico que eliminamos en todo el mundo.

¿El cliente de McDonald’s no echa de menos las pajitas?

No, porque lo entiende. Todas las acciones de sostenibilidad han generado una gran conciencia, pero no solo es el impacto de nuestra escala, sino como líderes del sector de restauración, tanto en España como en todo el mundo, cuando tomamos una decisión de este tipo se pone presión a la industria. Tenemos una gran responsabilidad de dar ejemplo e impulsar a la industria en la dirección correcta. Esos temas son prioritarios. Solo en España servimos a más de medio millón de personas por día, por lo que el impacto es muy grande. Este año tendremos en todos los restaurantes los recipientes de basura para reciclar en el salón. A veces, hay frustración en el equipo porque la competencia nos copia en temas de innovación o de producto, pero que nos copien, aunque me gustaría que nos copiaran más en este tipo de acciones. Si solo nos despertamos por la mañana para tener resultados, me parece poco.

¿Qué imagen tiene la gente de McDonald’s?

Muchos piensan que es una gran multinacional, global y americana. Lo somos, pero somos distintos. Tenemos una marca global, pero en España solo tenemos 48 restaurantes propios, y hay casi 500 que son de 125 franquiciados, que son pequeños y medianos empresarios españoles que emplean a gente de su comunidad. Somos un conglomerado de empresas pequeñas y medianas más que una gran multinacional, y eso da un sabor distinto a la compañía. Por ejemplo, el plan de marketing se elabora con todos nuestros socios, y eso nos hace diferentes.

Cuentan con 35 proveedores locales.

Más del 70% de lo que servimos en nuestros restaurantes son productos nacionales. No importamos nada de carne, es vacuno español. El proceso de elaboración de las hamburguesas es muy simple, se pica la carne, se moldea y se congela. No se añaden sal ni conservantes. Solo hay conservantes en los pepinillos. Tenemos un control exhaustivo de todos los procesos.

¿Cuáles son sus prioridades?

Un tema importante es el de la inclusión, y hay que trabajarlo, no puede ser un discurso. Tengo nueve directivos y cinco son mujeres. En España se intenta conseguir reducir una brecha salarial del 25% y nosotros llegamos al 5,4% de brecha, y trabajando para reducirla. La diversidad nos hace mejores de pensamiento; además, atrae más talento.

¿Tienen planes de desarrollo de carrera?

Somos el principal empleador de primer empleo y pagamos por encima del sueldo mínimo. La gente tiene oportunidad reales de carrera. Tenemos 540 restaurantes, con una venta media de más de 2 millones de euros. Si eres el gerente de un restaurante gestionas un buen negocio. Algunos franquiciados empezaron como empleados. La inversión media que se necesita es de un millón de euros, pero también hay facilidades de financiación.

¿Tienen previsto abrir más restaurantes?

Aunque estemos en periodo de pandemia, pensamos a largo plazo y firmamos contratos de franquicia a 20 años, que muchos de ellos renovamos por otros tantos. En 2020 abrimos 20 restaurantes, y nuestro plan para los próximos tres años es abrir otros 70 en toda España.

 

Normas
Entra en El País para participar