Apple Leisure Group prevé cerrar 2021 con 47 hoteles en España

Salta a la Península y explora activos en Costa del Sol y Alicante

Javier Coll, presidente de Desarrollo Global de Apple Leisure Group.
Javier Coll, presidente de Desarrollo Global de Apple Leisure Group.

El gigante turístico estadounidense Apple Leisure Group (ALG) redobla su apuesta por España. Tras cerrar 2020 con 36 hoteles en Europa (33 en España y 3 en Grecia), el objetivo que se ha marcado para este año es acabar 2021 con 47 hoteles, de los que 44 irían en España. En una entrevista con Cinco Dias, Javier Coll, presidente de Desarollo Global de ALG, recalca que la gran mayoría de hoteles seguirán estando en Baleares y Canarias, donde empezó su primera etapa de crecimiento, pero que también se abrirán activos en la Península en el corto plazo. “Hemos dado el salto a la Península. Ya estamos abriendo hoteles en Alicante y en la Costa del Sol y no sé se si llegaremos a la Costa Brava. Eso no quita para que sigamos buscando oportunidades en los archipiélagos, porque sigue habiendo islas donde no tenemos presencia”, recalca Coll.

Si se cumplen las previsiones marcadas en el último plan estratégico, la compañía podría cerrar 2021 con casi tantos hoteles en Europa (47) como en América (57) cuando accedió al mercado europeo hace apenas un par de años. “Hay cuatro destinos que para nosotros son prioridad: España, Italia, Grecia y Portugal. Queremos tener presencia en todos. Tenemos activos ya en dos (España y Grecia) y queremos tener en otros dos (Italia y Portugal). Y luego hay otros destinos, como Turquía o Croacia, más oportunistas que si sale una oportunidad de negocio habrá que valorarla”, recalca Coll.

El último plan estratégico de la compañía a largo plazo, que auguraba que habría 150 hoteles hasta 2025, está siendo revisado. “Lo estamos actualizando al alza para 2026. Creo que  esa fecha podemos alcanzar 170 y 180 hoteles, y que haya tantos hoteles en Europa como en EE UU, porque hay muchos más destinos y muchos más hoteles en Europa”.

Optimismo contenido

Pese a ello, el escenario a corto plazo es radicalmente diferente. Por un lado, EE UU, en el que la vacunación masiva comenzó en febrero. “Desde esa fecha cambia la percepción de la gente. Se llegará al 70% de la población, considerado como la inmunidad de rebaño, muy rápido. Desde febrero, las reservas en la parte de viajes empiezan a despegar y si las comparas con las mismas fechas de 2019, el crecimiento se ha disparado hasta ahora. En Europa va a pasar lo mismo, pero con unos meses de retraso”. De hecho confiesa que si Reino Unido levanta las restricciones a los viajes a España a primeros de junio, la compañía ha diseñado un plan de aperturas acelerado para cubrir la posible demanda acumulada desde marzo de 2020. “Los pocos hoteles que hemos anunciado que ibamos a abrir ya están a un 70% u 80% de ocupación”.

Coll confiesa que en Europa, al igual que sucedió en EE UU, la demanda nacional será la que tire de la industria de los viajeros. “El mercado español va a moverse. Después de un año y medio de no poder hacer cosas, el ahorro de las familias y las ganas de salir van a ser fundamentales. Luego vendrá el turismo extranjero. En primer lugar los alemanes, que dependen del ritmo de vacunación, y luego los británicos, que dependen de si Reino Unido abandona su tendencia proteccionista”.

Los problemas para conectar EE UU y Europa

Pasaportes. Coll destaca las dificultades para desplazar turismo de EE UU a Europa, algo que podrían hacer aprovechando las sinergias del grupo. “Apenas un 40% de los 330 millones de habitantes en EE UU tiene pasaporte y de esa cifra, apenas un 10% lo usa. En Europa todo el mundo tiene pasaporte”

Italia. Es el siguiente destino europeo que quieren explorar. “No hay grandes cadenas como en España y eso nos lleva a comprar gestoras. Es la mejor manera de entrar, con equipo y contratos”.

Normas
Entra en El País para participar