Así sería el Redmi Pro 2, el móvil más potente de la nueva marca de Xiaomi

Así sería el Redmi Pro 2, el móvil más potente de la nueva marca de Xiaomi

Podría ser el primer móvil de la firma con procesador Snapdragon 855

La firma china ha estrenado una submarca el pasado mes de enero. Momento en el que su legendaria gama Redmi se convertía en marca independiente. De esta hemos conocido ya modelos incónicos, como los Redmi 7 y Redmi Note 7. Desde el comienzo de esta nueva marca, sus responsables han hablado sin miramientos de que habrá un modelo de gama alta con el procesador Snapdragon 855. Y tal como hemos conocido ahora, este nuevo modelo podría ser el Redmi Pro 2. Un móvil que además de potente contará con una cámara sorprendente.

Con procesador Snapdragon 855

Sin duda esta sería la principal característica de este futuro Redmi Pro 2, siendo el móvil que había anticipado el Ceo de la compañía hace unos meses. Este contaría con el procesador Snapdragon 855, el más potente de la actualidad en los móviles Android, y que por ejemplo lleva el Xiaomi Mi 9. También contaría con otra característica Pro, como sería un lector de huellas bajo la pantalla, por lo que no renunciaría a nada en cuanto a rendimiento, ofreciendo también una buena cifra de memoria RAM. También llegaría con novedades en la cámara de fotos, que podría estrenar un diseño inédito en un móvil de Xiaomi.

Redmi Pro 2
Cartel del Redmi Pro 2

Hablamos de una cámara de fotos retráctil, que se esconderá en el marco superior, como lo hacía por ejemplo el Vivo NEX. Al menos eso es lo que vemos en la imagen filtrada con su diseño y alguna de sus características como las que acabamos de conocer. Entre ellas también se encuentra el potente sensor de 48 megapíxeles en una cámara de fotos triple, orientada de forma vertical, como también podéis ver en la imagen adjunta. En cuanto a la pantalla, al haber una cámara retráctil, es completamente sin bordes y sin notch alguno, lo que mejorará sin duda su diseño y lo hará aún más atractivo.

Como es lógico, de momento son elucubraciones, pero son bastante coherentes con lo que cabría esperar de este teléfono, incluso en el apartado del diseño. Todavía no se sabe nada de su fecha de presentación, pero contando con que no ha pasado aún por ninguna certificación china, es de esperar que tarde aún algunos meses en ser presentado. Como es lógico, será un tope de gama económico, que podría llegar a un precio entre los 300 y 400 euros, como lo hizo el pasado año el Pocophone F1.

Normas