Resultados de 2018

Abanca cierra el mejor año de su historia con dos adquisiciones y no renuncia a comprar más

Gana 430 millones de euros en 2018, el 17,3% más, con una rentabilidad del 11,4%

Oficina de Abanca
Oficina de Abanca

Abanca sigue siendo una caja de sorpresas. Cerró el ejercicio 2018 con un beneficio neto de 430 millones de euros, el 17,3% más que un año antes, gracia en parte a la aportación de los resultados por operaciones financieras, y ya ha superado parte de los objetivos que tenía previstos cumplir en su plan estratégico 2018-2020, como es el de su ratio de capital CET1, que se ha situado en el 14,8%, mientras que el reto era llegar al 13% en 2020.

En el impulso de los resultados también hay que tener en cuenta las dos adquisiciones que ha realizado a lo largo del pasado ejercicio, el negocio minorista de Deutsche Bank en Portugal y Banco Caixa Geral en España, aunque esta última entidad la adquirió a finales de 2018. Estas dos compras se suman a la apertura de una sucursal operativa en Estados Unidos, país en el que también quiere crecer.

Abanca, que es el resultado de la fusión de la que fue nacionalizada y posteriormente adquida por Juan Carlos Escotet y del pequeño banco Etcheverría, no descarta, no obstante, seguir creciendo con compras incluso en España. De hecho, el mercado vuelve a hablar de un nuevo interés por Liberbank, aunque Escotet, presidente de la entidad, ha explicado en rueda de prensa que ahora están concentrados en la integración de las dos firmas adquiridas en 2018. Pero también es cierto que su respuesta sobre posibles nuevas compras también incluía un "más adelante ya se verá".

Sobre la previsible salida a Bolsa de Abanca, Escotet, que es a su vez el dueño de la entidad, con una participación mayorítaria, ha asegurado que aún no es el momento. Defiende someter a Abanca al escrutinio del mercado, pero considera que con los tipos de interés aún muy bajos no es el momento de salir al parqué a cotizar, "por eso se ha ido demorando la decisión. No es el mejor momento para salir a Bolsa".

La entidad se ha convertido también en una de las más rentables del sector, con un ROE (rentabilidad sobre recursos propios) del 11,4%.

Con una cuenta de resultados en positivo desde las primeras líneas, ha conseguido mejorar su margen de intereses creció un 11,5%, de los que tres cuartas partes del crecimiento corresponde al negocio minorista. Su volumen de negocio mejoró un 5,6% en el año.

Su ratio de morosidad está ya por debajo de la media del sector, al situarse en el 3,6%, con una cobertura del 58,5%.

El crédito a la clientes aumentó un 6,2%, hasta los 29.286 millones de euros, los préstamos hipotecarios mejoraron un 11,3%; y los recursos ajenos subieron un 5,9%, con 39.051 millones de euros. Su apuesta, el negocio de seguros aportó un ROE del 20%. Abanca, precisamente, está ahora buscando un nuevo socio en seguros.

Otra apuesta de Abanca es Pescanova, donde en el último mes ha impulsado su peso en la firma gallega, y es de lejos el principal accionista con el 30,81% de su capital. El banco también quiere impulsar en Galicia una universidad privada, que espera que esté en marcha en dos o tres años.

Escotet, nacido en Madrid pero necionalizado en Venezuela, y donde cuenta con el banco Banesco, no quiso hacer un análisis de la situación actual de su país. Y recordó que Abanca, como el resto de los bancos que controla, es totalmente independiente y hay separación de propiedades.

Normas