El negocio online revoluciona la logística y lleva a máximos la contratación de naves

El comercio electrónico cambia el modelo de almacenes y la inversión en adquisiciones alcanza casi los 1.500 millones

El negocio online revoluciona la logística y lleva a máximos la contratación de naves pulsa en la foto

Cada vez que llega a casa o a la oficina un pedido realizado a través de comercio online, detrás hay una enorme cadena logística que también está afectando (cada vez más) al mercado inmobiliario: desde las tiendas hasta los nuevos espacios para almacenes, además del creciente interés de los inversores.

El pasado año la nueva contratación logística de las áreas de influencia de la zona centro y Cataluña alcanzó los 1,587 millones de metros cuadrados, lo que supuso un récord de los últimos años y un alza del 15% respecto a 2017, según un informe de la consultora inmobiliaria CBRE.

Algo más del 10% de esa superficie corresponden a almacenes dedicados a operadores del comercio electrónico, una cifra que se ha mantenido con fuerza en los últimos años, especialmente en 2017, debido a las aperturas correspondientes a Amazon. Desde CBRE se explica que la tendencia por este fenómeno seguirá al alza en los próximos años.

Respecto a la inversión en naves logísticas, la cifra de 2018 alcanzó los 1.456 millones de euros, según CBRE, algo menos que en 2017, debido a que en ese ejercicio se cerró la gran venta de Logicor por parte de Blackstone.

Aunque las cifras de 2018 hayan sido más modestas que las del ejercicio precedente, el informe de CBRE es claro respecto a la influencia del negocio online. “El comercio electrónico está siendo el principal factor de transformación de la cadena de suministro de los retailers. Los consumidores pueden comprar artículos, dónde y cuando quieran, y ello supone un enorme desafío para el sector logístico”, se destaca en el documento.

El comercio electrónico, según datos de la CNMC, crece a un ritmo anual cercano al 25%, con un negocio cercano a los 40.000 millones, según las estimaciones del organismo. “Este rápido crecimiento del e-commerce está siendo uno de los factores principales en el comportamiento positivo del sector logístico en los últimos años”, según CBRE. Es el caso de inmobiliarias como Merlin, Prologis, Segro o P3 Logistic Parks, que han apostado en los últimos años por invertir en España en estas superficies.

Respecto a los nuevos patrones de consumo, los españoles preferimos las entregas online en casa durante el día (31%), por delante de una entrega a última hora en el hogar (25%), en el buzón (14%), en un punto de recogida (7%) o en el trabajo (6%), según datos de PostNord. “La red logística de los retailers, como la red de las tiendas, también necesita una completa reconfiguración para adaptarse a los nuevos tiempos”, se asevera en el documento de CBRE.

Esta transformación del comercio minorista está modificando también la estructura inmobiliaria de la cadena. Aparece como primer eslabón el almacén XXL, a más de 30 kilómetros del comprador, seguidos de dos paradas intermedias, surgiendo el papel del almacén de última milla ya en el perímetro de las grandes ciudades para hacer casi inmediatas las entregas a los usuarios. Otra de las tendencias es el uso de los megatrailers, camiones de más de 25 metros que conllevan ahorro de costes.

Las tendencias

El informe de CBRE destaca nuevas tendencias en el inmobiliario logístico, como los almacenes de varios plantas (en vez de una sola altura), además de la automatización (haciendo uso del big data), la utilización de drones, impresión 3D y realidad aumentada. Se busca también el transporte eficiente, la sostenibilidad en los embalajes o el concepto llamado biofilia (plantas industriales en contacto con la naturaleza). Incluso se impondrá el uso de exoesqueletos para los empleados, que ayudan a mejorar la productividad.

Normas