Las matriculaciones de coches caen un 17% en septiembre por la nueva norma de emisiones

Se matricularon 69.129 vehículos en toda España

El sector esperaba un fuerte retroceso por la regulación de gases contaminantes que entró en vigor el 1 de septiembre

matriculaciones de coches
Un concesionario de coches Volkswagen.

En septiembre se han matriculado 69.129 vehículos en España, lo que supone una caída del 17% respecto al mismo mes del año anterior, según datos de Anfac, la asociación nacional de fabricantes de coches. Este desplome de las ventas se debe a la desaceleración provocada por la entrada en vigor el 1 de septiembre de la normativa de emisiones WLTP, un examen más exigente para los automóviles de nueva matriculación, ya que incluye pruebas en situación de conducción real y no solo en laboratorio. A pesar de esta caída, la matriculación de vehículos ha aumentado un 11,7% en los primeros tres trimestres de 2018,

En los meses anteriores a la implantación del WLTP, los concesionarios lanzaron ofertas muy agresivas para dar salida a los coches homologados con la antigua norma NEDC, ya que después no podrían ser comercializados. Además, los concesionarios también automatricularon gran cantidad de automóviles, que, sumado al aumento de la demanda por las ofertas que en algunos casos llegaron a ser del 40%, provocó que los datos de ventas y matriculaciones fuesen excepcionalmente altos.

Por canales de comercialización, el que más cae en septiembre es el de los alquiladores, con una bajada del 43% respecto al mismo mes de 2017, con un total de 2.547 de coches matriculados. El más importante es el de particulares, donde se vendieron un total de 39.602 automóviles, lo que supone una caída del 17,7% respecto a septiembre del año pasado. Por su parte, el que menos cae es el de empresas, con una bajada del 12,1%, con 26.980 coches vendidos a lo largo del mes.

"La bajada de las entregas en septiembre viene a corregir las fuertes ventas de agosto, nada habituales en periodos anteriores. Aun así, el dato acumulado registra un crecimiento por encima de nuestras previsiones. Consideramos que el mercado cerrará 2018 con un incremento de las matriculaciones del 8,5%. De este modo, es posible pensar que las ventas en el último trimestre se mantendrán a la baja", explicaron desde Anfac. Faconauto, la asociación que representa a la red de concesionarios, tiene unas previsiones diferentes de las de Anfac, ya que esperan cerrar el año con un 8% de subida de las ventas, un 0,5% menos que las estimaciones de los fabricantes.

El diésel, en caída libre

No paran de caer las ventas de los coches que usan el gasóleo como carburante. En 2017, las matriculaciones de estos vehículos supusieron un 48,3% del total. En lo que va de año, han caído al 36,9%, casi 12 puntos menos. En Ganvam, la asociación nacional de vendedores de vehículos, reparación y recambios, resaltaron que el sector mira con preocupación esta fuerte caída de las ventas. "La incertidumbre que se está creando en torno al diésel y que está lanzando un mensaje equivocado al comprador sobre esta tecnología le hace un flaco favor al mercado porque distorsiona la demanda. Cualquier crisis de confianza, sea del tipo que sea, es un enemigo a batir", aseguraron.

Esa caída de la demanda de vehículos diésel no se traduce de momento en un aumento de la venta de los coches eléctricos e híbridos, más respetuosos con el medioambiente. Estos solo suben un punto respecto al año pasado, con un 6,2% de cuota de mercado en lo que va de 2018. Los que no paran de aumentar su demanda son los automóviles que funcionan con gasolina, que han pasado de representar el 46,6% de las matriculaciones en 2017, al 57% en los primeros nueve meses de 2018. El pasado mes de julio, la ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, aseguró que el diésel “tiene los días contados” y que el Estado y los fabricantes debían de pensar “en un proceso de salida” para esta tecnología.

Normas