ibex 35 Ampliar foto

El Ibex concluye la semana de la independencia con un alza del 0,71%, ¿qué pasa?

Los inversores, a la espera de conocer la respuesta de Puigdemont

El Ibex aprovecha el puente y corrige un 0,17% el viernes

La semana se antojaba complicada para los inversores. Pero la suspensión de la declaración de independencia que Carles Puigdemont realizó el martes en el parlamento catalán, la unidad de las formaciones políticas constitucionales y la festividad del 12 de octubre sirvieron a muchos inversores para coger aire y sacudirse la crisis catalana. A la espera de conocer la respuesta del presidente de la Generalitat al requerimiento planteado por el Gobierno de Mariano Rajoy, la Bolsa española se mueve al compás de las declaraciones y acontecimientos políticos.

IBEX 35 10.244,10 0,92%
EUR x USD 1,1780 -0,008%

El Ibex 35 cerró el viernes con una caídas del 0,17% (10.258 puntos), en línea con las principales plazas europeas.Los ascensos registrados el miércoles actuaron de colchón y en el conjunto de la semana el selectivo español se anota un 0,71%, comportamiento similar al registrado la semana antes del referéndum catalán. Desde XTB sostienen que mientras el selectivo cotice por encima de los 10.000 puntos y no abandone esta cota en cierres semanales, el selectivo sigue conservando potencial hasta los 11.000 puntos, una vez se despejen las dudas políticas.

Las empresas vinculadas a las materias primas (ArcelorMittal, Acerinox y Técnicas Reunidas que avanzaron un 7,21%, una 1,69% y un 1,51%, respectivamente) se convirtieron el viernes en los valores más alcistas. Parte de los ascensos responden al buen comportamiento de las importaciones chinas que impulsaron a las commodities. En el lado opuesto se situaron Santander (-1,17%), Mapfre (-1,09%) y Amadeus (-0,91%).

En la semana, Dia (-9%) se convierte en el valor más castigado presa de las posiciones cortas.Por su parte, Siemens Gamesa consigue desprenderse de la tendencia bajista de los últimos meses y avanza un 5,25% semanal, solo superado por Cellnex (6,1%), que revalida los máximos anuales. La banca, uno de los sectores más castigados con la crisis catalana, salvan la semana con signo mixto. Bankinter (1%) Bankia (0,9%), Sabadell (1,4%) y BBVA (0,18%) concluyeron en positivo mientras Santander (-3,6%), CaixaBank (-1%)y registraron pérdidas.

Lo más significativo del viernes fue el bajo volumen de negociación.Este se situó en los 1.340 millones frente a la media de octubre de 3.154 millones. Los inversores esperan a conocer nuevos datos y declaraciones sobre el devenir de las tensiones independentistas antes de mover ficha.

“El hecho de que el martes se evitara la declaración unilateral de independencia con efectos inmediatos fue algo que gustó no solo al mercado sino también a algunas casas de análisis que han apostado por empezar a comprar a estos niveles”, señala Óscar Anaya, analista de Carax AlphaValue.

El jueves Deutsche Bank afirmó que el riesgo político en Cataluña estaba superado y que las caídas registradas por la renta variable española –en el último mes y medio eñ Ibex ha quedado rezagado del resto de índices– pueden ser aprovechadas para entrar en la Bolsa española. La firma mejoró su recomendación de infraponderar a sobreponderar. Días antes, la mayor gestora del mundo, BlackRock afirmó que había incrementado su exposición a la deuda española aprovechando la inestabilidad provocada por las tensiones independentistas.

A pesar del optimismo que impera entre las grandes firmas de análisis, el conflicto catalán continúa planeando. Esto lleva a muchos expertos a recomendar prudencia.Uno de ellos es Anaya que no descarta una caída adicional de entre el 4% y 5% para el Ibex.

Rafael Romero, director de inversiones de Unicorp Patrimonio, sostiene que el mercado descuenta una solución a largo plazo del conflicto catalán. “La Bolsa española cotiza con una prima de riesgo adicional que ya ha sido puesta en precio”, defiende el experto. Romero apunta que esto es lo que ha llevado al Ibex 35 a quedarse rezagado del resto de índices en los últimos meses después de un comienzo de año en el que el selectivo lideró durante gran parte las subidas.

A pesar de la volatilidad que impera en el mercado y la dilación de la crisis catalana, el director de inversiones de Unicorp Patrimonio subraya que el 70% del negocio de las empresas del Ibex se genera fuera de España.Es decir, las cuentas de las grandes cotizadas están orientadas al crecimiento global. El analista defiende que la incertidumbre política no es razón suficiente para salirse del mercado español.Para protegerse de las turbulencias Romero aconseja mayor diversificación y apuesta por el mercado global.

La estabilidad también regresa al mercado de deuda. La rentabilidad de la deuda española hace un alto a las subidas. Las declaraciones de Mario Draghi asegurando que seguirá comprando deuda durante más tiempo y la menor tensión política, por el momento, llevaron al bono español a caer al 1,6% desde 1,64% del jueves. La rentabilidad de la deuda española baja niveles de mediados de septiembre y se aleja del 1,78% que marcó el 5 de octubre. Por su parte, el riesgo país se mantiene estable en los 118 puntos básicos, frente a los 132 que registró tras el 1-0.

La prima de riesgo catalana cerró en los 313 puntos básicos, 20 puntos menos que el jueves y 46 menos que los máximos de la crisis catalana. El euro, por su parte, cotiza plano en el entorno de los 1,18 dólares.

Normas
Entra en EL PAÍS